Inicio / Bosquejos Biblicos / Entrar por la puerta angosta

Entrar por la puerta angosta

Bosquejos Biblicos – Bosquejos para Predicar

“…Esforzaos a entrar por la puerta angosta; porque os digo que muchos procuraran entrar, y no podrán…” Lucas 13:24

“…Porque Jehová conoce el camino de los justos; mas la senda de los malos perecerá…” Salmos 1:6 

“…Mas la senda de los justos es como la luz de la aurora, que va en aumento hasta que el día es perfecto, El camino de los impíos es como la oscuridad; no saben en que tropiezan…” Proverbios 4:18-19

PROPÓSITO:

Esforzarnos, perseverar, animarnos, no desmayar, nunca dejar de luchar Dejar ver al oyente su necesidad de entrar por la puerta que es Jesucristo.

INTRODUCCIÓN:

¿A cuantos de nosotros se nos han quedado las llaves de la casa o del Carro adentro? A mi si, varias veces, y créanme hermanos, para poder entrar y lograr tener las llaves otra vez en mi bolsillo me he tenido que esforzar mucho, incluso pidiendo ayuda.

Creo que también nos ha pasado que aun cuando nos ayuden, terminamos lográndolo nosotros mismos, claro otras veces no, pero dentro del tiempo que luchamos y nos esforzamos por entrar en esa insistencia se nos viene la duda: ¿Qué voy a hacer ahora? ¿Dónde consigo un alambre? ¿Le hablaré a fulanito? ¿Me va salir muy caro traer un cerrajero? Aun en el problema nos ponemos a argumentar y defender nuestro poco interés o poco esfuerzo, con la excusa que es mucho para nosotros y decimos: ni modo mejor que venga el cerrajero.

CUERPO DEL MENSAJE:

1. ESFORCÉMONOS A ENTRAR POR LA PUERTA:

“…Esforzaos a entrar por la puerta angosta; porque os digo que muchos procuraran entrar, y no podrán…” Lucas 13:34

A) A PESAR DE LOS PROBLEMAS: Ya me imagino lo que esta pensando hno, por ello si podría ser contradictorio decir que por insistir y esforzarme en este particular caso seria una persona tonta o que no se que hay alguien especializado que puede ayudarnos.

B) A PESAR DE LOS COSTOS: Si claro que lo he pensado, pero eso nos va a costar y la palabra menciona que nos esforcemos ahora, que pasa en el contexto que no tengamos dinero, eso seria otro asunto, pero dentro del pasaje no nos dice que con un poco de dinero alguien nos dejara entrar en la puerta angosta, claro que esta es otro tipo de puerta, no como la de nuestro auto o de nuestra casa donde al entrar podemos hacer lo que queramos, en esta puerta no se abre con un alambre o con la ayuda de otro sino solo con nuestra fe y perseverancia en Jesucristo.

2. DIOS CONOCE TU CORAZÓN.

Salmos 1:6 dice: “…Porque Jehová conoce el camino de los justos…”

A) A PESAR DE TU POCA FE: Es muy común ver la reacción de la gente que al final del momento que vino el cerrajero y abrió la puerta se ve el alivio e incluso la alegría de haber podido entrar aun a pesar que no lo logro con su propio esfuerzo, eso ocurre también cuando Dios nos ayuda a pesar de la poca fe que tuvimos en medio del problema.

B) A PESAR DE LA POCA PERSEVERANCIA: Pero crean me no es lo misma alegría y alivio cuando nosotros logramos abrirla por nosotros mismos sin ayuda de otros,

C) A PESAR DE QUE NO LE RECONOZCAMOS SU AYUDA: Eso es a lo que me refiero, la persistencia y la esperanza que teníamos nos hizo que pudiéramos lograr nuestro objetivo, aun que olvidemos que fuimos ayudados, nos cuesta mucho reconocer que alguien nos ayudo, y mas si nos ocurre con la novia en la primer cita y ella tiene mucho que ver en el resultado.

3. MUCHOS PROCURARÁN ENTRAR Y NO PODRÁN.

Proverbios 4:18-19 dice: “…Mas la senda de los justos es como la luz de la aurora, que va en aumento hasta que el día es perfecto…”

A) ¿HAS INTENTADO ENTRAR? Creo que muchos nos hemos desanimado en medio del camino de la vida cristiana, tanto que no vacilamos en retirarnos sin hacer aunque sea un poco de esfuerzo.

B) ¿HAS INVITADO A OTROS A QUE ENTREN CONTIGO? Creo también que muy pocos son los que se atreven a decirle a otro: Ven conmigo, quiero mostrarte lo que esta detrás de esa puerta, si pedimos ayuda, pero después de obtener la ayuda, mas si es un desconocido, no queremos hablarle de Dios, porque ya estamos muy retrasados, y inclusive hasta nos incomodamos si es que nos pide un aventón, después que nos ayudó a sacar las llaves del carro, he sabido algunos caso que se han negado, las personas que fueron ayudadas.

CONCLUSIÓN:

¿YA ENTRASTE O SIGUES AFUERA? “El camino de los impíos es como la oscuridad; no saben en qué tropiezan.” Por ello Dios quiere hno que nos esforcemos a entrar en su puerta, con la llave de la FE, CONFESIÓN, ACEPTACIÓN, para que no tropecemos, los caminos del impío oscuros son, por ello hermano, ven a la puerta, toca, insiste, y verás que las promesas de Dios son en gran manera verdaderas. Juan 10:9 dice: “YO SOY LA PUERTA, EL QUE POR MI ENTRARE SERÁ SALVO, ENTRARÁ, Y SALDRÁ, Y HALLARÁ PASTOS.”

Acerca Efraín Romero

Revise también

Predicaciones Cristianas - La gloria postrera

Sanando el cuerpo y alma

Bosquejos Biblicos... Las siete zambullidas de Naamán nos revelan 7 cosas a las que debemos renunciar para ser sanos en cuerpo y alma.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *