Inicio / Bosquejos Biblicos / Tenemos autoridad de parte de Dios

Tenemos autoridad de parte de Dios

PROPÓSITO:

No debemos olvidar que fuimos llamados para vencer y Dios nos a dado la autoridad para lograrlo

Primero vamos a ver que significa la palabra AUTORIDAD

-La palabra neotestamentaria es: “exousia” (palabra griega), que significa poder legítimo, real, y pleno para actuar, o para poseer, controlar, usar o disponer de algo o de alguien.

-En el señor tenemos esta autoridad que también la podríamos llamar POTESTAD, DOMINIO, IMPERIO Y PODER

1. HAY DOS CLASES DE AUTORIDAD

-La terrenal
-Celestial

A. TERRENAL

La autoridad que podemos ejerce sobre las cosas que poseemos

-Mi casa
-Mi carro
-Mis hijos
-Mi empresa
-Etc.

B. LA CELESTIAL.

-Autoridad otorgada por Dios para reprender toda especie de mal

C. Otorgada primeramente a sus Discípulos

Lucas 9:1-2 – Habiendo reunido a sus doce discípulos, les dio poder y autoridad sobre todos los demonios, y para sanar enfermedades. 2Y los envió a predicar el reino de Dios, y a sanar a los enfermos.

D. Otorgada a todos los que hemos creído en el, después que Jesús resucito le dio una orden a los discípulos que fueran y predicaran el evangelio a toda criatura y el que creyera tendría autoridad para…..

Marcos 16:17-18 – Y estas señales seguirán a los que creen: En mi nombre echarán fuera demonios; hablarán nuevas lenguas; 18tomarán en las manos serpientes, y si bebieren cosa mortífera, no les hará daño; sobre los enfermos pondrán sus manos, y sanarán.

2. JESÚS MOSTRÓ QUE SI SE PUEDE EJERCER AUTORIDAD

-En Mateo 8:9 vemos como se reconocía la autoridad de Jesús

-La autoridad para echar fuera demonios Marcos 1: 21-27

-Su dominio sobre las tormentas Lucas 8:24 -etc.

Dios no nos iba a dejar autoridad, sin antes mostrarnos su poder

3. ¿COMO SE RECIBE ESTA AUTORIDAD?

-Creyendo

-La mayoría de las veces que Jesús efectuaba un milagro, reprendía a sus discípulos por su falta de fe, y les hacia ver que ellos también tenia autoridad, para efectuar milagros en su nombre.

Marcos 9:14-29 – Cuando llegó a donde estaban los discípulos, vio una gran multitud alrededor de ellos, y escribas que disputaban con ellos. 15Y en seguida toda la gente, viéndole, se asombró, y corriendo a él, le saludaron. 16El les preguntó: ¿Qué disputáis con ellos? 17Y respondiendo uno de la multitud, dijo: Maestro, traje a ti mi hijo, que tiene un espíritu mudo, 18el cual, dondequiera que le toma, le sacude; y echa espumarajos, y cruje los dientes, y se va secando; y dije a tus discípulos que lo echasen fuera, y no pudieron. 19 Y respondiendo él, les dijo: ¡Oh generación incrédula! ¿Hasta cuándo he de estar con vosotros? ¿Hasta cuándo os he de soportar? Traédmelo. 20Y se lo trajeron; y cuando el espíritu vio a Jesús, sacudió con violencia al muchacho, quien cayendo en tierra se revolcaba, echando espumarajos. 21Jesús preguntó al padre: ¿Cuánto tiempo hace que le sucede esto? Y él dijo: Desde niño.  22 Y muchas veces le echa en el fuego y en el agua, para matarle; pero si puedes hacer algo, ten misericordia de nosotros, y ayúdanos. 23Jesús le dijo: Si puedes creer, al que cree todo le es posible.  24E inmediatamente el padre del muchacho clamó y dijo: Creo; ayuda mi incredulidad.  25Y cuando Jesús vio que la multitud se agolpaba, reprendió al espíritu inmundo, diciéndole: Espíritu mudo y sordo, yo te mando, sal de él, y no entres más en él. 26Entonces el espíritu, clamando y sacudiéndole con violencia, salió; y él quedó como muerto, de modo que muchos decían: Está muerto.  27Pero Jesús, tomándole de la mano, le enderezó; y se levantó.  28Cuando él entró en casa, sus discípulos le preguntaron aparte: ¿Por qué nosotros no pudimos echarle fuera?  29Y les dijo: Este género con nada puede salir, sino con oración y ayuno.

-Debemos ejercer la autoridad que nos ha sido otorgada, para reprender toda especie de mal.

Lucas 10:19 – He aquí os doy potestad de hollar serpientes y escorpiones, y sobre toda fuerza del enemigo, y nada os dañará.

CONCLUSIÓN

Nunca debemos de dudar que tenemos ese poder de parte de Dios.

Hebreos 2:6-8 – pero alguien testificó en cierto lugar, diciendo: ¿Qué es el hombre, para que te acuerdes de él, O el hijo del hombre, para que le visites? 7Le hiciste un poco menor que los ángeles, Le coronaste de gloria y de honra, Y le pusiste sobre las obras de tus manos; 8Todo lo sujetaste bajo sus pies.

Acerca Julieta Torres Victoria

Revise también

La iglesia que practica oración - Bosquejos Biblicos

Un servicio de obediencia

Bosquejos Biblicos - Si habremos de ser diligentes en el servicio que estamos dando a nuestro Dios, entonces esta diligencia se trasmite como obediencia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *