Una Demostración De Poder

Escrito por apostol miguel lopez. Publicado en Estudios Bíblicos

Ratio:  / 16
MaloBueno 
AddThis Social Bookmark Button

2 Crónicas 32:9-23 9

Después de esto Senaquerib, rey de Asiria, que estaba sitiando Laquis con todas sus fuerzas, envió sus servidores a Jerusalén para decir a Ezequías, rey de Judá, y a todos los de Judá que estaban en Jerusalén: 10 “Así ha dicho Senaquerib, rey de Asiria: ¿En qué confiáis vosotros que permanecéis sitiados en Jerusalén? 11 ¿No os engaña Ezequías, para entregaros a morir de hambre y de sed, diciendo: ‘Jehovah nuestro Dios nos librará de mano del rey de Asiria’? 12 ¿No es éste aquel cuyos lugares altos y cuyos altares ha quitado Ezequías, y ha dicho a Judá y a Jerusalén: ‘Delante de un solo altar adoraréis, y sobre él quemaréis incienso’? 13 ¿No sabéis lo que yo y mis padres hemos hecho a todos los pueblos de aquellas tierras? ¿Pudieron los dioses de las naciones de aquellas tierras librar sus tierras de mi mano? 14 ¿Cuál de todos los dioses de aquellas naciones que mis padres destruyeron por completo pudo salvar a su pueblo de mi mano, para que vuestro dios pueda libraros de mi mano? 15 Ahora pues, ¡no os engañe Ezequías, ni os haga errar de esta manera! ¡No le creáis! Porque ningún dios de ninguna nación ni reino ha podido librar a su pueblo de mi mano ni de la mano de mis padres. ¡Cuánto menos vuestro dios os podrá librar de mi mano!” 16 Estas y otras cosas hablaron sus servidores contra Jehovah Dios y contra su siervo Ezequías. 17 Además, escribió cartas en las que afrentaba a Jehovah Dios de Israel, y hablaba contra él diciendo: “Como los dioses de las naciones de otras tierras no pudieron librar a sus pueblos de mi mano, tampoco el dios de Ezequías librará a su pueblo de mi mano.” 18 Entonces gritaron a gran voz en hebreo al pueblo de Jerusalén que estaba sobre la muralla, para atemorizarlos e infundirles miedo, a fin de poder tomar la ciudad. 19 Hablaron del Dios de Jerusalén como de los dioses de los pueblos de la tierra, que son obra de manos de hombres. 20 Entonces el rey Ezequías y el profeta Isaías hijo de Amoz oraron acerca de esto y clamaron a los cielos. 21 Y Jehovah envió un ángel, el cual hirió a todos los guerreros esforzados, a los oficiales y a los jefes en el campamento del rey de Asiria. Senaquerib se volvió a su tierra con el rostro avergonzado. Y cuando entró en el templo de su dios, algunos de sus propios hijos lo mataron allí a espada. 22 Así libró Jehovah a Ezequías y a los habitantes de Jerusalén de mano de Senaquerib, rey de Asiria, y de mano de todos. Y les dio reposo en derredor. 23 Muchos traían a Jerusalén ofrendas para Jehovah, y preciosos regalos para Ezequías, rey de Judá. Y después de esto fue engrandecido ante todas las naciones.

La Biblia dice que Dios es poderoso para hacer muchísimo más de lo que pedimos o entendemos y dice también que el poder de Dios actúa en su iglesia para la gloria de Jesucristo.

El poder, cualquiera que sea su naturaleza o alcance es algo muy ansiado; pero todo poder se reduce a niveles de insignificante si lo comparamos con el inconmensurable poder de Dios.

• Dios no tiene contendiente serio. Nadie le puede hacer frente.
• Por ese poder se formó el universo, la tierra y el mar.
• Ese poder fue usado a su máxima potencia desde que el ser humano requirió la salvación.

Jesús venció el poder del pecado, la muerte y el diablo mediante el poder del Espíritu Santo.

Todo esto viene a colación cuando analizamos la historia de la invasión del rey asirio Senaquerib al reino de Judá. Senaquerib contaba con un ejército sumamente numeroso y temible pero como estrategia antes de hacer un ataque militar hizo un ataque espiritual en tres vertientes.

INTIMIDACIÓN DE TERROR.

2 Crónicas 32:11 ¿No os engaña Ezequías, para entregaros a morir de hambre y de sed, diciendo: ‘Jehovah nuestro Dios nos librará de mano del rey de Asiria’?

La muerte, el hambre y la sed. Es razonable preocuparnos por las manifestaciones físicas de estos tres flagelos humanos pero más cuidado debemos tener con las espirituales. Contra estas tres amenazas a nuestra existencia el solo y único remedio es Jesús.

La Biblia dice que él es el Pan de Vida, el que viene a Él nunca tendrá hambre y El que cree en El nunca tendrá sed Juan 6:35 Jesús les dijo: — Yo soy el pan de vida. El que a mí viene nunca tendrá hambre, y el que en mí cree no tendrá sed jamás.

ATACÓ LAS CONVICCIONES DE EZEQUÍAS.

2 Crónicas 32:15 Ahora pues, ¡no os engañe Ezequías, ni os haga errar de esta manera! ¡No le creáis! Porque ningún dios de ninguna nación ni reino ha podido librar a su pueblo de mi mano ni de la mano de mis padres. ¡Cuánto menos vuestro dios os podrá librar de mi mano!”

Uno de los errores que las iglesias cometen es el no poner la debida atención a la predicación de la Palabra de Dios. Muchos no creyentes hacen eso, pero también hay muchos cristianos que no creen. ¿Cómo les habló Ezequías?

• Ezequías les predicó con amor. “Habló al corazón de ellos”.

2 Crónicas 32:6-8 También designó comandantes de guerra sobre el pueblo; y los hizo reunir ante él en la plaza de la puerta de la ciudad, y les habló al corazón diciendo: 7 “Esforzaos y sed valientes; no temáis ni desmayéis ante el rey de Asiria, ni ante toda la multitud que viene con él; porque más poderoso es el que está con nosotros que el que está con él. 8 Con él está un brazo de carne; pero con nosotros está Jehovah, nuestro Dios, para ayudarnos y para llevar a cabo nuestras batallas.” Y el pueblo tuvo confianza en las palabras de Ezequías, rey de Judá. 

Nuestra visón evangélica

Centraldesermones.com promueve el evangelio de el señor Jesucristo ofreciendole la oportunidad a todo siervo/sierva de Dios que comparta su predicación cristiana, sermones escritos, estudios de la Biblia, cursos bíblicos, bosquejos para sermones, mensajes cristianos, y devocionales completamente gratis. Aprenda como hacer una predicación expositiva cristiana escrita usando los estudios bíblicos en Español; aprenda que significa la palabra Cristiano, que significa santidad, a través de las miles de predicaciones de la Biblia, y bosquejos para sermones Cristianos.