Ratio: 5 / 5

Inicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activado
 

Estudios Biblicos | Predicas Cristianas

INTRODUCCIÓN.

Vamos a estudiar a continuación una de las debilidades del alma que más afecta a las personas en la actualidad, esta es la ira y el enojo.

Creo que este tema que voy a compartirles a continuación es un tema muy, pero que muy actual, porque vivimos en un tiempo y en una sociedad, donde es muy común ver a las personas enojadas, con ira, peleando por todo y usando como cosa normal un lenguaje brusco, lleno de palabrotas y ausente de amabilidad, personas amargadas, enfadadas con todo el que pasa por su lado, enojadas con la vida misma; pero, no sólo que las vemos, sino que... ¿Cuántos de nosotros no se ha enojado y airado alguna vez?... Creo que si somos sinceros tenemos que contestar......Todos.

Por eso, hace falta que conozcamos ¡Qué es la ira? ¿Cuáles son las causas por las que nos enojamos y nos llenamos de ira?, ¿Cuáles son sus consecuencias?, ¿Qué dice la Biblia en cuanto a la ira y al enojo?, ¿Una persona iracunda puede cambiar?.

Primeramente conoceremos lo que significa IRA:

I. CONCEPTO DE IRA

¿Qué es la ira?

La ira es un problema que afecta a toda la humanidad donde quieras que tú vayas, encontrarás personas que están llenas de ira o enojo.

La palabra Ira, procede del latín ira, es esa pasión violenta del alma que causa indignación y enojo, o bien, es el apetito o deseo de venganza, o, es la causa de violencia contra los demás o contra uno mismo.

Es una emoción fuerte de nuestro organismo que nos lleva al descontrol, incluso a no pensar y actuar impulsivamente, hasta llegar muchas veces a desconocernos a nosotros mismos por las cosas que hacemos.

Hay quienes opinan que la ira, al igual que otras emociones, es innata y congénita, pero estudios más recientes apuntan hacia el hecho de que lo único innato y congénito es la respuesta de los individuos ante las situaciones desagradables que, a través de procesos de maduración y de aprendizaje, se van haciendo diferentes en cada persona. Por eso decimos que la ira es una respuesta agresiva, aprendida de nuestro entorno. En muchos casos aprendida en la niñez. Vemos el ejemplo del niño que se da cuenta de que si tiene un berrinche, obtiene de sus padres o de quienes le rodean su objetivo. A partir de allí, (si no se le corrige a tiempo) cada vez que quiera algo lo hará airándose, y formara la ira y el enojo como parte de su vida.

Hay dos palabras griegas para describir el significado de la palabra ira o enojo en el Nuevo Testamento:

1. Thumos. Es una condición agitada desagradable de los sentimientos; es una explosión de ira, un arrebato de enojo debido a la indignación interna. Se caracteriza porque se inflama súbitamente y se apaga pronto: es un momento de ira. Puede incitar a la venganza, aunque no necesariamente la lleve a cabo.

2. Orge. Es una condición de ira continua, más permanente en la mente y el corazón, sugiere un estado mental más estable, el cual se acompaña frecuentemente de ensañamiento, de una tendencia a tomar venganza. Es menos explosiva, menos súbita, pero más duradera. Este tipo de ira es una de las más peligrosas.

Aunque la ira y el enojo se manifiesten una manera u otra; sea de forma de Thumos u Orge, siempre aparecen por causas comunes.

II. CAUSAS DE LA IRA Y EL ENOJO.

Se ha dicho que el remedio de una enfermedad consiste en eliminar la causa de la misma.

Por eso si reconocemos que la ira es un mal, que es una debilidad del alma, que nos daña en gran manera, necesitamos saber el por qué nos airamos y nos enojamos.

Las causas de la ira pueden ser:

A. Internas, Sucede cuando tenemos recuerdos del pasado, los cuáles llevamos dentro y que nos producen dolor. Es la ira que dirigimos hacia nosotros mismos, en la que:

o Nos atacamos,
o insultamos,
o devaluamos,
o o reprimimos, con lo que se convierte en depresión.

A. Externas. Es la ira relacionada con lo que sucede a nuestro alrededor. Es la que dirigimos hacia los demás.

Las causas que dan lugar a la ira y la hacen crecer son muy variadas y cada persona manifiesta su enojo y su ira por causas también muy diferentes.

1. Una de estas causas es el antagonismo. La palabra ira significa un sentimiento de profundo disgusto y generalmente de antagonismo. ¿Qué es Antagonismo? Es esa incompatibilidad u oposición entre personas, opiniones o ideas. Es el enfrentamiento o enemistad entre dos o más personas que aspiran a lograr una misma cosa; éste puede ser real o imaginario.

2. Otra causa por la que viene la ira y el enojo es Cuando hemos sufrido una injuria o creemos sufrirla.

3. Cuando somos heridos.

4. Cuando sentimos el rechazo.

5. Cuando nos impiden conseguir lo que queremos.

6. Cuando nos menosprecian por causas indebidas.

7. También son causas de la ira, el orgullo, la adulación a uno mismo, las bromas y el ridículo, las discusiones, la traición, y el deseo de fama y fortuna desmedidas.

Si estos males están presentes en una persona, su conducta se envilece y no puede evitar la ira y el enojo.

Esta actitud de enojo y de ira constante, cuando sucede, causa problemas en la persona y afecta todo lo que le rodea. Tiene problemas en los estudios, en su trabajo, en sus relaciones personales, en sus relaciones matrimoniales, y aún afecta en la manera de pensar; afecta en la manera de ver las cosas.

Las personas airadas se convierten en criticones, rebeldes, hacen comentarios indebidos, buscan vengarse, no pueden controlar sus lenguas, dicen cosas inaceptables, tienen resentimientos, pierden las ganas de vivir, su mente se encuentra dividida, el enojo y la ira están en su corazón y muestran odio contra las personas; en otras palabras, se habitúan a una conducta inaceptable, destruyente.

¿Qué dijo Jesús acerca de la ira o el enojo?

En Mateo 5.21, 22, dice: "0ísteis que fue dicho a los antiguos: "No matarás", cualquiera que mate será culpable de juicio. Pero yo os digo que cualquiera que se enoje contra su hermano, será culpable de juicio; y cualquiera que diga "Necio" a su hermano, será culpable ante el Concilio; y cualquiera que le diga "Fatuo", quedará expuesto al infierno de fuego".

Jesús dijo que la ira o el enojo son lo mismo que el asesinato delante de los ojos de Dios. Una persona que asesina a otra será juzgada; y si no se arrepiente, irá al infierno. Lo mismo sucede con aquella persona que se enoja con un hermano y no busca la reconciliación.

En la Biblia amplificada, dice de la siguiente manera. "Pero yo digo que cualquiera que continuamente esté enojado contra su hermano o abrigue malicia (esto es enemistad del corazón contra de Él), será responsable, y no podrá escapar del castigo impuesto por la corte. Y cualquiera que hable de manera despreciativa o insultante a su hermano, será responsable y no podrá escapar al castigo impuesto por la corte; Cualquiera que diga: "tú necio", "maldito", "tú cabeza hueca", idiota", será culpable de juicio y no podrá escapar del infierno".

¿Será pecado enojarse o airarse?

No es pecado. De acuerdo a lo que nos enseña la palabra de Dios, lo que no debemos tener, es la ira como un patrón de conducta que nos lleve a vengamos, a guardar falta de perdón, amargura y odio.

" Airaos, pero no pequéis; no se ponga el sol sobre vuestro Enojo, ni deis lugar al diablo". Efesios 4.26 La ira es una emoción heredada de Dios. Él se aíra, Él se enoja, pero la ira del Señor es santa; como la que Jesús sintió en el templo, la cual lo llevó a tirar las mesas de los cambistas que habían convertido la casa de Jehová en una cueva de ladrones Su ira era justificable y santa.

"...cuando te enojes, no peques. Nunca dejes que tu ira, tu exasperación, tu furia o indignación dure hasta que el sol se oculte" no dejes que el día pase, sin arreglar tu situación Efesios 4.26 (Biblia amplificada) Hay personas que guardan ofensas, heridas y maltratos en su corazón por días, semanas, meses y años; y cuanto más tiempo pasa, más ira se va acumulando. Entonces, se les hace muy difícil perdonar y hablar con la persona para llegar a una reconciliación. Durante este tiempo, el enemigo hará todo lo posible para que esa persona no pueda hablar con su hermano porque mientras esté enojada, habrá lugar para que él entre a su vida con derecho legal sobre ella, su familia y sus finanzas.

Veamos lo que dice la Biblia en cuanto a la ira y el enojo y cuáles son las consecuencias:

Nuestra visón evangélica

Centraldesermones.com promueve el evangelio de el señor Jesucristo ofreciendole la oportunidad a todo siervo/sierva de Dios que comparta su predicación cristiana, sermones escritos, estudios de la Biblia, cursos bíblicos, bosquejos para sermones, mensajes cristianos, y devocionales completamente gratis. Aprenda como hacer una predicación expositiva cristiana escrita usando los estudios bíblicos en Español; aprenda que significa la palabra Cristiano, que significa santidad, a través de las miles de predicaciones de la Biblia, y bosquejos para sermones Cristianos.