Cuando el cielo cierra sus puertas

Escrito por José Alfredo Jiménez. Publicado en Predicas Cristianas | Predicaciones Cristianas

Ratio:  / 21
MaloBueno 

Mensajes Cristianos | Predicas Cristianas

Texto Biblico: 1 Corintios 3:11-23

¡Que triste es una perdida! ¿Cuantos han perdido algo alguna vez? Verdad que duele cuando nos roban un carro, o se nos quema la casa o perdemos la cartera con todos los documentos (pasaporte, licencia, etc.) Nos entristecemos. Cuando perdemos un ser querido, un trabajo. CUALQUIER PERDIDA PRODUCE DOLOR, TRISTEZA, DESILUSIÓN, y una serie de sentimientos negativos en el alma.

Pero hay una clase de perdida que aunque seamos víctimas de ella continuamente, pareciera que no la percibimos, casi nadie la siente, por que a muy pocas personas les importa los asuntos que tengan que ver con lo espiritual, con Dios, con el alma, con la iglesia, con el pecado etc. ¿A quien le importa eso? Y el hombre no quiere entender que con esas actitudes de desprecio a las cosas espirituales; entristecen el corazón de Dios. Y lo provocan a celo, cuando un gran porcentaje de personas se involucra en la adoración directa al Diablo. (Esto es en lo que respecta a la gente impía, del mundo, sin Dios)

Existe sin embargo también entre los cristianos cierta clase de perdida espiritual, que aunque nosotros preferimos pasar por alto las advertencias que se nos hacen o evitamos escuchar estos temas que nos acusan (nuestra conciencia). Sin embargo aunque lo pasemos por alto, o no lo queramos aceptar. La perdida espiritual entre muchos creyentes es una realidad actual.

Existen varias causas de perdida de bendiciones, que son acumulativas y que contribuyen en gran manera al ENFRIAMIENTO, AL DECAIMIENTO y finalmente conducen a la APOSTASÍA. ¿Sabían Uds. Que hay un alto índice de cristianos que casi no experimentan bendiciones de Dios en su vida cristiana? Y algo más alarmante todavía es que cuando reciben una, NO SE LA ATRIBUYEN A DIOS. Tienen tan poca sensibilidad espiritual, que las pocas bendiciones que reciben se las atribuyen a ELLOS MISMOS, SU CAPACIDAD, SU SUERTE, SU PREPARACIÓN, ETC. PERO NUNCA DICEN: ¡QUE BENDICIÓN TAN GRANDE ME HA DADO DIOS De esa manera dan la impresión de que Dios nunca los bendice, no están conformes con lo que tienen, siempre se quejan ante los demás. Etc.

¿Por qué causa mucha gente siente que no es bendecida por Dios? ¿Cuál es la razón por la cual el cielo ha cerrado sus puertas en algunos?

La respuesta está en la Biblia: Jeremías 5:25 “Vuestras iniquidades han estorbado estas cosas, y vuestros pecados apartaron de vosotros el bien” (La bendición).

1. POR EL PECADO.

Dios quería bendecir a Israel en el tiempo de Jeremías, pero había algo que impedía el fluir de las bendiciones, hasta que Dios se lo dijo a Jeremías, y Jeremías se lo dijo a ellos. ¿Y usted hermano siente que el cielo esta abierto para usted? ¿Está recibiendo bendiciones de Dios en su vida? Dios no puede bendecirnos si permanecemos viviendo voluntariamente en pecado, a sabiendas de que la voluntad de Dios es nuestra santificación.

Por eso Pablo dice: “Así, que, amados, puesto que tenemos tales promesas, limpiémonos de toda contaminación de carne y de espíritu, perfeccionando la santidad en el temor de Dios” 2 Corintios 7:1.

Una segunda causa por la cual el cielo cierra sus puertas y ventanas en nuestras vidas es:

2. POR ABUSAR DE LA CONFIANZA QUE DIOS NOS TIENE.

“Por tanto, debías haber dado mi dinero a los banqueros, y al venir yo, hubiera recibido lo que es mío con los intereses. Quitadle, pues, el talento y dadlo al que tiene diez talentos” Mateo 25:27 (Aquí hay perdida)

En este sermón llamado “El Sermón Del Monte” Jesús estaba enseñando que Dios por su misericordia había escogido a 3 hombres para que le sirvieran. Y les entregó ciertas APTITUDES para que le pudieran rendir frutos de su servicio. (Talentos).

En otras palabras: CONFIÓ EN ELLOS, Y LES ENTREGÓ SUS VIENES. (v. 14) a cada uno conforme a sus capacidades (v. 15). No todos estaban preparados para recibir lo mismo, pero todos merecían la misma confianza del Señor. ¿Cuál fue el resultado? Hubo dos de ellos que sintieron una gran responsabilidad sobre sus hombros por tener que dar cuentas de aquello que habían recibido. Y se empezaron a ejercitar en la Mayordomía, pusieron a trabajar el dinero. (Talento).

Pero hubo uno de ellos que no estimo la confianza que su Señor le tuvo y abusando de la confianza que le tuvieron de que si podía con 2 talentos. Fue y los enterró. Así que cuando llegó el momento de arreglar cuentas, salieron a relucir 2 calificativos que aquel hombre merecía.

A. SIERVO MALO… Lo habían escogido para ser siervo, y como siervo fue muy malo, nosotros también somos siervos, ¿de cuales? Buenos o malos.

B. NEGLIGENTE… (Flojo) La negligencia es pecado, produce pobreza, y en lo espiritual produce perdida de bendiciones; (pobreza también).

“QUITADLE PUES EL TALENTO” (v. 28) Este decreto sigue siendo una realidad el día de hoy. El Señor sigue quitando talentos, dones, bendiciones que un día nos confió. Todo aquel que abusa de la confianza que Dios le tiene, experimenta perdidas de bendiciones tanto espirituales como materiales.

Bueno y una tercera causa por la cual uno se acarrea perdidas es:

Nuestra visón evangélica

Centraldesermones.com promueve el evangelio de el señor Jesucristo ofreciendole la oportunidad a todo siervo/sierva de Dios que comparta su predicación cristiana, sermones escritos, estudios de la Biblia, cursos bíblicos, bosquejos para sermones, mensajes cristianos, y devocionales completamente gratis. Aprenda como hacer una predicación expositiva cristiana escrita usando los estudios bíblicos en Español; aprenda que significa la palabra Cristiano, que significa santidad, a través de las miles de predicaciones de la Biblia, y bosquejos para sermones Cristianos.