Inicio / Bosquejos Biblicos / Tú cita ideal

Tú cita ideal

Bosquejos Biblicos – Bosquejos para Predicar

Juan 4:13-14 Jesús le contestó:–Cualquiera que beba del agua de este pozo volverá a tener sed, pero el que beba del agua que yo doy nunca más tendrá sed. Porque esa agua es como un manantial del que brota vida eterna. (TLA)

Dos clases de cita

En una cita tenemos una perspectiva alta lo esperamos con ansias, lo mejor de ese ese día sin lugar a dudas es esa cita con esa persona especial que nos gusta, nos bañamos nos perfumamos para llegar limpios con excelentes perspectivas sobre el encuentro esperado.

Lo extraño sería ir a una cita con tristeza, pereza, angustia y pocas perspectivas de lo que vaya a suceder, lastimosamente esto es lo que vemos con Dios él siempre nos invita a una cita espectacular pero lastimosamente esa cita lo vamos con desánimo y muchas de las veces la rechazamos.

Cada uno de nosotros podemos tener una cita con cualquier cosa sea nuestro trabajo, fiestas, facebook, whatsapp, novio(a) pero como dijo Jesús “Cualquiera que beba del agua de este pozo volverá a tener sed”.

Uno podrá dar importancia a cualquier persona o red social pero volverá a tener sed y será una cita con poca llenura, tal vez nos agrade por un tiempo pero al final de cuentas volveremos a tener sed y nada podrá llenarnos ni los vicios absolutamente nada terrenal nos podrá llenar.

Pero hay una cita que es la mejor que todos podamos tener esta cita es un “secreto” para algunas personas, ya que muy pocas son las que la experimentan a pesar que siempre nos la invita. ¿Pero cual podrá ser? Esta misma fue la que dijo: “pero el que beba del agua que yo doy nunca más tendrá sed. Porque esa agua es como un manantial del que brota vida eterna”.

La cita que toda persona debería experimentar es la cita con nuestro Dios eterno porque habla de una fuente de agua que brota en todo tiempo, en Él podemos encontrar todo lo que necesitamos, ¡donde podremos escondernos de su presencia si tu oh Dios estas en todo lugar!

Tare y Abraham

A nosotros no nos sirve irnos a una iglesia y escuchar su palabra y salir como venimos de la misma forma y con el mismo desanimo eso no es una cita con Dios eso es beber el agua del mismo pozo tiene que haber un antes y un después tener un encuentro con Dios.

Cuando nuestro corazón se entrega a Él, llega el manantial a nuestra vida.

Génesis 11:31-32 Y tomó Taré a Abram su hijo, y a Lot hijo de Harán, hijo de su hijo, y a Saraí su nuera, mujer de Abram su hijo, y salió con ellos de Ur de los caldeos, para ir a la tierra de Canaán; y vinieron hasta Harán, y se quedaron allí. Y fueron los días de Taré doscientos cinco años; y murió Taré en Harán.

Taré el padre de Abraham decidió ir a Canaán, seguramente él escucho que era un lugar muy hermoso donde su vida cambiaria para bien tendría sustento y alimento por largos días, sabía que esa era su cita ideal llegar a Canaán donde encontraría ese manantial precioso que llenaría su vida.

Lastimosamente el mundo y las cosas que encontró en Harán no le dejo ir a su objetivo, se conformó con solamente ir a una iglesia los domingos que tener una cita increíble con Dios llegando a Canaán y tener mucho más de lo que tenía en el pueblo que se quedó.

Pero Abraham decidió ir por la cita perfecta con Dios y no conformarse con estar sentado en una iglesia los domingos, sino adorarle siempre y que la presencia llene su vida para que él pueda decir como el Salmo 16:11 que estando a su lado existe amor y alegría.

Todo creyente debe buscar su cita beber de la agua de Dios que brota para vida eterna.

¿Estas dispuesto a tener una cita con Dios,  Él esta esperando qué piensas hacer?

© Milton Torres Molina

Acerca Milton Torres Molina

Revise también

Estudios Biblicos - Consejos prácticos para vencer la ira

Ojo como hablas

Bosquejos Biblicos - Debemos ser muy cuidadosos en nuestra forma de hablar o como confesamos, en La Palabra del Eterno Dios encontramos varios textos que nos...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *