La humanidad de Cristo

Bosquejos Biblicos

Predica de Hoy: La humanidad de Cristo

Bosquejos para Predicar Texto Biblico: Filipenses 2:7

Introducción:

A través de los siglos, los cristianos han confesado que Jesús es “Dios encarnado”. Hoy vamos a ver más de cerca de Jesús como Dios encarnado.

Diferente a los demás que han caminado en esta tierra, Jesús es perfecto Dios y perfecto. Aunque podamos batallar para que nuestra mente entienda este concepto, es claramente ensañado en las Escrituras.

Jesús no fue un ángel, una teofanía, o el Espíritu de Dios viniendo sobre una persona por un período de tiempo. Jesús es Dios quien se humanó.

El reconocer su humanidad y comprender las razones por las cuales Él necesitaba humanarse nos ayudará a ver cuán esencial es esta enseñanza a los que vivimos como seguidores de Jesús.

Lo que la Biblia dice:

Encontramos la humanidad de Cristo mencionada a principios de los evangelios, con el hecho de su nacimiento humano físico.

Luego, le vemos como un niño y supimos que su cuerpo creció como el de otros niños y que se desarrolló cognitivamente (Lucas 2:52). Es más, Jesús parecía tan normal que la gente de su pueblo tenían grande dificultad en creer que el pudiera ser alguien especial.

Y venido a su tierra, les enseñaba en la sinagoga de ellos, de tal manera que se maravillaban, y decían: ¿De dónde tiene éste esta sabiduría y estos milagros?  ¿No es éste el hijo del carpintero? ¿No se llama su madre María, y sus hermanos, Jacobo, José, Simón y Judas? (Mateo 13:54-55)

Las Escrituras también revelan que Jesús experimentó físicamente lo que se experimenta físicamente: sed, hambre, cansancio, dolor. El sudó; sangró. Y experimentó emociones humanas: rió; se airó, sintió tensión (considere el Gethsemaní). Finalmente, como todo humano, Jesús murió.

Acerca A . Adrián Olivas D.

A . Adrián Olivas D.
Pastor de Templo Betesda, Asambleas de Dios. Localizado en: Templo Bethesda De Dios 7118 E Whitmore Ave, Hughson, CA 95326. Para más información llame al: (209) 537-9380

También Revise

Bienaventuranzas (Parte I)

Bienaventuranzas (Parte II)

Bosquejos para Predicar, nuestro estudio de las bienaventuranzas continua en esta sección. Recordemos que la humildad, arrepentimiento, un corazón apacible..

Leave a Reply

Your email address will not be published.