¿Qué has perdido?

Resultar ser que el jefe de un hombre llama por teléfono a la casa del empleado, y le contesta un niño pequeño.

Entonces el jefe le dice: ¿está tu papa?, y el niño contesta: si.

Entonces le pregunta: ¿pudiera hablar con él por favor? y el niño contesta: no, él está muy ocupado en estos momentos.

Anuncios

El jefe entonces le pregunta: ¿está tu mama en casa?, si contesto el niño. Y el jefe pregunto, ¿pudiera hablar con ella? A lo que el niño contesto: no, ella está muy ocupada en estos momentos.

El jefe ya un poco preocupado le pregunta al niño: ¿hay alguien más en casa contigo? A lo que el niño respondió: si, aquí está la policía.

El jefe entonces muy alarmado pregunto: ¿pudiera hablar con el policía? A lo que el niño respondió: no, él está muy ocupado hablando con los bomberos, y mi mama y papa.

En eso el jefe escucho lo que aparentaba ser el sonido de un helicóptero aterrizando muy, pero muy cerca, y le pregunto al niño: ¿qué fue ese sonido tan alto? A lo que el niño contesto, un helicóptero que aterrizo frente a mi casa.

Anuncios

El jefe ya extremadamente preocupado entonces le pregunto: ¿qué hacen todas esas personas en tu casa? A lo que el niño contesto: buscándome a mí.

Acerca Central de Sermones

www.CentralDeSermones.Com está dedicado a llevar el evangelio de Jesucristo y la Palabra de Dios al mundo. Índice de predicas cristianas, sermones, predicaciones, mensajes cristianos, estudios biblicos, bosquejos y otros recursos cristianos basados en la biblia que le ayudaran a evangelizar y en su crecimiento espiritual. Los mensajes cristianos, predicaciones, sermones, estudios biblicos, y otros recursos cristianos en nuestro índice fueron publicados por fieles creyentes en Jesucristo, de diferentes denominaciones quienes han deseado compartir sus predicas cristianas, sermones, estudios biblicos, bosquejos, y mensajes cristianos.

Revise también

Chistes Cristianos - El puente del Señor

El puente del Señor

Chistes Cristianos - Había un hombre que era muy fiel a Dios. Era tan fiel a Dios y su palabra, que Él decidió hablar con este hombre para...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *