Inicio / Devocionales Cristianos / Retrato de un ateo

Retrato de un ateo

Devocionales Cristianos.. Reflexiones Cristianas

Se levantó don Víctor en la mañana, hizo la cama y se fue a lavar los dientes, luego fue a la ducha, sus hijos pequeños aún dormían, al salir del baño se vistió y paso por la habitación de ellos y los quedó observando y dijo: – que hijos más guapos los que tengo, y cerró la puerta de esa habitación, saludo a su esposa.

En la cocina se filtraba un rayo de luz del radiante sol y él dijo: que gran sol el día de hoy. Hasta este momento el personaje de esta historia viendo la gloria de Dios en sus narices y no la reconoce, pues la Biblia Dice:

  • “…nuevas son sus misericordias cada mañana grande es tu fidelidad…” Lamentaciones 3:23
  • “…Herencia de Jehová son los hijos cosa de estima el fruto del vientreSalmos 127:3
  • “…Los cielos cuentan la Gloria De Dios y el firmamento anuncia la obra de sus manos…” Salmos 19:1

Don Víctor tomó su taza de café y se puso a leer el periódico, y vio algo que le causó gracia y se rió a carcajadas.  Luego vio su reloj y salió a su garage y abordó su auto Toyota Corolla del año 2006, y se dirigió a su trabajo.

Llegó a su lugar de trabajo y saludaba a sus compañeros del mismo y se fue a sentar frente a su computadora, alguien le saludo en su silla y le dijeron: buen día don Víctor Dios le bendiga.

Buen día contestó él y agregó: pero no me diga que me bendigas su Dios, pues ¡no existe!

La otra persona era nueva en el trabajo y no sabía de su falta de creencias en el sumo sacerdote Jesucristo ante quien un día debe arrodillarse toda rodilla.

La persona se regreso y le contestó: Lo siento don Víctor pero lo bendigo dos veces aún pues veo que lo necesita.

El se levantó muy contrariado y le dijo: respéteme por favor. La joven se retiró avergonzada. El encendió su computadora e inició sus labores.

Vienen a la mente los versículos:

“…Pues ¿qué provecho obtendrá un hombre si gana el mundo entero, pero pierde su alma? O ¿qué dará un hombre a cambio de su alma?..” Mateo 16:26

Este cuadro de orgullo implícito en el ser humano, aún cuando hay la información visual y escrita de quién es el dueño de todo y aún así nos creemos los dueños de lo que no es nuestro.

Es como que alguien sea llevado a un hogar, y le den la casa para que la cuide, y al ser preguntado por los demás sobre todo lo que hay en eso que él disfruta de esa casa él mismo diga, es mi casa, y todo lo que está aquí es mío.

Más no sabiendo de donde proceden cada detalle en dicha casa, el valor y el precio y siendo solo prestada el inquilino de gratis diga que todo eso solo es de él y que los dueños no existen.

Esta realidad se vive en nuestro mundo, una vida sin gracia, sin gozo, una vida totalmente vacía, llena de desesperanza y aún más sin un propósito real de la existencia.

Se concluye que un ateo es un arrogante y vanidoso que no reconoce aún de dónde proceden las cosas que disfruta a su alrededor, pero por seguro que un día lo llegara a saber.

Ya sea de este lado de la puerta o del otro lado, una vez que la puerta se haya abierto y cerrado al mismo tiempo sin poder regresar al pasado nunca más.

© Mauricio Loredo

Acerca Dr. Mauricio Loredo

Me convertí a Cristo en mi cuarto año de medicina. Decidí en ese año darle mi carrera al Señor todopoderoso. Soy otorrinolaringologo por la Gracia De Dios, y servimos con mi familia activamente en la actualidad en la iglesia Local Betania.

Revise también

Estudios Biblicos - SAUL. El líder y la desobediencia

Un aguijón en el cuerpo

Reflexiones Cristianas. El pecado es un aguijón que está dentro del ser humano, está haciendo su efecto, está produciendo un veneno que terminará con ese cuerpo..

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *