Anuncios

Inicio / Devocionales Cristianos / El Mejor Asesor

El Mejor Asesor

Devocionales Cristianos.. Mensajes Cristianos

El Gobernante mando a llamar a sus asesores y estando todos sentados reunidos el jefe les pregunto: ¿podrán ustedes ayudarme?

Uno de ellos le dijo: señor, usted dirá. Él les preguntó: ¿alguno de ustedes sabe lo que es la pobreza? Uno de ellos levantó la mano y dijo: señor, la pobreza se define… En ese momento el gobernante le interrumpió y le dijo: ¿me vas a empezar definiendo como se aguanta hambre? ¿Como no se puede ir a la escuela?

El asesor bajó la cabeza y dijo: perdone señor pensé que era eso lo que quería saber. Otro de ellos levantó la mano y dijo: señor, las personas que necesitan lo básico, nosotros les estamos dando sus provisiones y…. ¿Tú también me vas a decir que es la pobreza y que más? El asesor bajó su rostro y dijo: pensé que quería saber lo que estábamos haciendo con los pobres del país señor.

Otro de ellos se levantó y dijo: señor, perdone usted, no voy a definirle, no lo aburriré con lo que podamos nosotros querer hacer, le diré solo esto: el no tener lo básico en casa, no tener pan, no tener ropa, no tener medios en que transportarse más que los pies, y estos no tienen zapatos para cubrirse de los daños de la calle, el no tener siquiera amigos, ya que al no tener recursos, se pierde aún a los amigos, el no poder conseguir trabajo por no contar ni siquiera para poder ir el primer día de trabajo, pues hay que prestar hasta la ropa del primer día del trabajo.

Anuncios

Ir a la casa vecina y no poder siquiera conseguir un plato de comida gratis, más bien se consigue después de un arduo día de trabajo y al final del día se le dice, ven otro día y se te pagará el día que trabajaste, pero debes esperar hasta el fin de semana, todo esto viene de alguien que tiene el dinero en su casa, pero por vernos con despreció, no se nos da nuestra paga. Eso es la pobreza Señor, y ¿qué se debe hacer?

Pues vera, si a esta persona se le da la oportunidad de educarse e instruirse, y darle una oportunidad de poder trabajar o y estudiar, y está persona o personas no solo dejaran la pobreza en otro lugar, sino que ayudarán a otros a salir de dicho estado calamitoso. De esta forma el estado debe invertir en ellos por un tiempo, y luego ellos le aportarán mucho al estado, de manera que ellos podrán pagar sus impuestos con mucha alegría, y además estarán agradecidos con Dios y su Patria y serán los mejores vecinos y serán un incentivo a todos a su alrededor, pues su autoestima y testimonio hablará en todos lados.

Recuerde señor, esto es el paso importante, aquí usted estará aplicando el amor al prójimo. (Levítico 19:18; Mateo 22:39)

Incentive a los maestros y los del area de la Salud, ellos le mantendrán un pueblo educado y saludable, así ellos podrán aportarle más al estado, pues un pueblo ignorante y enfermo, ¿qué te podrán aportar?, sino ser carga al país, pídele los consejos al de cada área, a los más expertos y sensatos, no a los más alagartados, pues los primeros buscarán la bendición de tu pueblo, y los otros solo la oportunidad para llenar sus bolsas y estómagos insaciables.

El gobernante se levantó y empezó a dar vueltas en la habitación y dijo: me parece excelente tu idea, pero creo que no funcionará, pues tomará mucho tiempo y debo invertir mucho en ellos. El asesor le dijo: señor, se equivoca, si usted no lo hace desde ya, usted será afectado por la descendencia de ellos, sus hijos, sus nietos y bisnietos pagarán caro si usted hace mala decisión ahora, de hacerla bien le estará pavimentando el futuro no solo a su familia sino a todo el pueblo.

Enlaces Patrocinados

El Gobernante dijo: tienes razón, hagan todo lo que vaya en camino a mejorar cada hogar, busquemos a las personas que quieren salir adelante, y vamos a invertir en ellos. Vamos a proveer los uniformes y útiles a los niños sin recursos, y vamos a recortarnos nuestros gastos tontos y desmedidos en placeres suntuosos y tontos, pues veo que gasto tanto en tonterías y dejamos a todos en la pobreria.

El Gobernante preguntó a su asesor: ¿como llegaste hasta aquí? Señor, busco mejorar mi patria y al estar al lado suyo, es un honor servir a mi gente y no servirme de ellos, pues ellos nos trajeron hasta aquí señor.

Señor, un pueblo educado es un pueblo aún más valioso, no estarán dependientes del estado por toda la vida. No tendremos que salir a buscar la mano de obra afuera, pues todo lo tendremos aquí dentro y eso nos traerá mejor inversión de los de afuera y habrá más solidaridad.

El Gobernante dijo: me parece bien, hagan que eso prevalezca por muchos años y podemos ser un país aún más rico de lo que somos. Por eso es necesario tener asesores como ustedes.

Uno de los cuatro asesores dijo: pero Señor, el gasto del estado será mayor, no puede hacer eso. Los pobres deben salir adelante por si mismos, el que quiera salir adelante que luche por si mismo. El gobernante le preguntó: ¿qué te hace pensar en eso? ¿Donde estudiaste? Él le contestó: vengo de una escuela bilingüe señor y maestrías fuera de mi país.

Anuncios

El Gobernante le dijo: ¿te gustaría que un pobre de la montaña tuviera tu misma educación? Él le contestó: depende señor. -¿Como que depende? Preguntó el Gobernante. Explícame por favor.

Ellos podrán estudiar si tienen la altura para estar allí señor, yo y mi familia teníamos la altura. El Gobernante se molestó mucho y dijo: lo siento, vete con tus títulos a otro puesto pero no cerca de mi. Gracias a todos por sus consejos sabios y más a ti, los demás aprendan de mejor asesor. Aquí está el café y sus panes, gracias por su tiempo para servir a la nación de la cual debemos sentirnos orgullosos de estar dirigiendo.

© 2017. Dr Mauricio Loredo

Acerca Dr. Mauricio Loredo

Me convertí a Cristo en mi cuarto año de medicina. Decidí en ese año darle mi carrera al Señor todopoderoso. Soy otorrinolaringologo por la Gracia De Dios, y servimos con mi familia activamente en la actualidad en la iglesia Local Brigadas de Amor Cristiano Jesus de Otoro.

Revise también

Devocional Cristiano. La niña Tortillera que llegó a ser Policía

La niña Tortillera que llegó a ser Policía

Devocionales Cristianos Aquella niña, quien caminaba muchos kilómetros cada día para poder vaciar aquel canasto …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *