Inicio / Reflexiones Cristianas / La otra parte de la narración

La otra parte de la narración

Reflexiones Cristianas

Siempre dijeron que la liebre y la tortuga, y alguien dijo que la liebre era más ágil. A pesar de ello dicen que ganó la tortuga.

Todo esta fábula aconteció en el ambiente de la liebre, colocaron a la tortuga en ese ambiente en esa fábula que nos deja una enseñanza. Por primera vez veremos otro escenario, el cuál es mi objetivo en este día.

Sin embargo, la otra parte de la narración con otros ojos, era que nunca se puso a la liebre en el entorno de la tortuga, o sea en el agua, y veríamos en verdad la velocidad de la tortuga.

Anuncios

Posible en esa fábula, se resaltaba la lentitud de la tortuga y que era demasiada notoria, y aún así la liebre tuvo pérdida en dicha carrera. Fue como muy extremo hacer ganar la tortuga, sin embargo, se logra observar qué hay personas así.

Tienen un talento o posición dada lo cual es bendición a ellos mismos, pero desperdician dicha posición y se llegan a comparar con personas que no tenían posibilidades de ganar (tortugas).

Creo que es hora de pensar diferente, y salir de esa forma equivocada de pensar que afecta a muchas “liebres”, que deben tomar como referencia a otras “liebres” que ven las desventajas de las “tortugas”. Animales con los cuales nunca se debieron comparar, pues eran completamente opuestas y para funciones distintas.

Pero he allí el error desde el inicio, mala comparación del apreciable escritor, que sin lugar a dudas tenía una sabiduría humana espectacular, y ahora vemos que podemos tomarla con otros ojos también.

Anuncios

El comparar nunca ha sido la manera de Dios, sino la del mundo, y eso hace que el mundo sea competitivo en cierta forma. Pero si hacemos bien lo nuestro es porque algo interior nos está haciendo que demos lo mejor día a a día.

Muchas veces comparamos personas por ponerlas fuera de su verdadero entorno, y usamos eso para minimizar dichas personas. Solo ponlos en el ambiente correcto y verás la diferencia. La liebre en tal caso jamas hubiera dado un paso en el agua, se hubiese ahogado desde el inicio.

Entrénate en tu campo y trata de dar lo mejor en lo que se ha dado, ya que se te ha dado algo especial, no lo desperdicies y no dejes que te cambien el entorno y te traten de comparar pues entonces vendría la ansiedad, angustia y finalmente depresión.

Parábola de los talentos: Mateo 24:14-30

Porque el reino de los cielos es como un hombre que yéndose lejos, llamó a sus siervos y les entregó sus bienes. 15 A uno dio cinco talentos, y a otro dos, y a otro uno, a cada uno conforme a su capacidad; y luego se fue lejos.” (verss. 14-15)

Anuncios

Pon a cada quien en su ambiente correcto que desea estar y desarrollar, y entonces verás el fruto en abundancia.

© Dr Mauricio Loredo. Todos los derechos reservados.

Central de Sermones… Reflexiones Cristianas

Acerca Dr. Mauricio Loredo

Me convertí a Cristo en mi cuarto año de medicina. Decidí en ese año darle mi carrera al Señor todopoderoso. Soy otorrinolaringologo por la Gracia De Dios, y servimos con mi familia activamente en la actualidad en la iglesia Local Betania.

Revise también

Mensajes Cristianos.. Inocentes en peligro

La pornografia: ten cuidado de ella

Reflexiones Cristianas... Las personas que se exponen su mente a dichos contenidos estarán llenando un gran mal para sus vidas, esta es tan sutil que inicia...

2 comentarios

  1. Arnoldo Coronado

    Hola hermano bendiciones . Me gusta leerte por que a sido de gran ayuda ami vida espiritual.
    ..y es Mateo 25: 14-30. Saludos🙏 y Que Dios te siga utilizando en gran manera

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *