Inicio / Estudios Biblicos / Despreciando los dones

Despreciando los dones

Estudios Biblicos – Predicas Cristianas

Jueces: 13-16

El Libro de Jueces relata las historias de caudillos en Israel luego de la muerte de Josué, el hombre usado por Dios para conducir y establecer en la tierra prometida al pueblo de Israel, luego de su liberación de Egipto.

Los jueces no eran reyes, ni tan poderosos como lo fueron Moisés y Josué, sino lideres militares guiados por el Espíritu Santo, entraban en acción cuando Israel necesitaba liberarse de sus enemigos.

Anuncios


Durante esa época Israel no tenían un gobierno establecido para guiarlos y juzgarlos, sino Dios mismo era la cabeza de esa nación, ellos debían cumplir con sus leyes y mandatos establecidos anteriormente y Dios prometía cuidarlos y protegerlos como su pueblo escogido.

Repetidamente el pueblo de Israel se volvía al pecado e idolatría, enfrentándose a su los frutos de su propia desobediencia eran oprimidos por poderes foráneos, en uno de esos tiempos, de los muchos registrados en la Biblia, el pueblo tenia 40 años de ser oprimidos por los Filisteos, viene el Ángel de Jehová a un hogar piadoso y temeroso de Dios.

El Ángel de Dios le indica a la mujer siendo estéril, pone en ella vida, notemos una vez mas el amor de Dios en el uso de esta sierva, por cuando no hace acepción de personas, Deuteronomio 10:17 Porque Jehová vuestro Dios es Dios de dioses Señor de señores, Dios Grande, Poderoso y temible, que no hace acepción de personas.

Unas de las primeras cosas que el Ángel de Dios había dicho a la madre de Sansón, fue que el niño habría de ser un varón apartado para Dios. Es lo que se conoce en las Escrituras como un nazareo. Él no debería beber nunca vino ni sidra, ni debería comer ninguna cosa inmunda. Lo cual ella obedeció, mostrando que en ella estaba en TEMOR de DIOS

A pesar de Israel estar sumergido en el pecado, no pidió a Dios un libertador, Dios en su infinito amor lo envía a salvar a su pueblo de las manos de sus enemigos, en 2 Timoteo 2:13 Si fuéremos infieles, Él permanece fiel; El no puede negarse a sí mismo.

Anuncios


Sansón antes de nacer tenia un propósito establecido por Dios mismo: “Liberar a Israel de los Filisteos”, esto tiene que haber sido una noticia de alegría y esperanza para los fieles, como sus padres, al vivir por 40 años bajo el poder del enemigo, muchas personas fieles pondrán su confianza en el trabajo realizado por este enviado de Dios. Una gracia que Dios concedía a su pueblo a pesar de la desobediencia de este para con Él.

Los padres de Sansón entendían el mandato y propósito de Dios con este hijo por venir, inmediatamente el padre eleva una oración humilde y sincera, reconociendo su dependencia Dios: Jueces 13:8 Ah, Señor mío, yo te ruego que aquel varón de Dios que enviaste, vuelva ahora a venir a nosotros, y nos enseñe lo que hayamos de hacer con el niño que ha de nacer. Dios contesta la oración del padre, El Señor mismo nos dice: Juan 16:24 pedid, y recibiréis.

El niño crecía y el Señor lo bendigo, y el Espíritu Santo se empezó a manifestar en el, iniciándose en el plan de Dios de hacer el bien a su pueblo.

Sansón, fue a los campamentos de Dan, entre Zora y Estaos. Luego fue a una ciudad llamada Timnat, que había pertenecido a la tribu de Judá, pero los Filisteos se habían apoderado de ella y moraban allí. Cuando Él miró a una mujer del pueblo enemigo (Pueblo que Dios deseaba destruir. Los padres trataron de disuadirlo. Sin embargo, él insistió (buscaba hacer su voluntad): Tómame ésta por mujer, porque ella me agrada. No dijo: Dios la escogió para mí Ni dijo: Dios me ha dicho que debe ser mi esposa.

Anuncios


Esto fue permitido por Jehová y además Sansón buscaba alguna ocasión contra los Filisteos. Dios permitía que Sansón siguiera con su propio pensamiento, con el fin de que sirviera para el propósito que Él tenía para comenzar a librar a Israel.

Pero en lugar de tomar esta oportunidad de hacer juicio contra el pueblo Filisteo, se divierte y comparte con ellos, parece extraño ver a un hombre bendecido por Dios, un juez de Israel, mezclado así con aquello que oprimían al pueblo y hacerse de ellos amigos.

Cuando propuso un enigma, imposible de ser resuelto, buscando motivo para atacarlos, los filisteos usaron a la mujer de Sansón para responder el enigma el cual era éste: Jueces 14:14 Del devorador salió comida, Y del fuerte salió dulzura. Irritados al ver que tendrían que pagar el premio convenido, amenazaron de muerte a la mujer de Sansón si no les conseguía la solución del enigma para decírselo.

La mujer de Sansón, como mujer del mundo sin conocer los designios de Dios usa su posición para sacar provecho y no le importa la deshonra de su esposo, aunque de haberle sido fiel y compartido a este lo que pasaba él la hubiera defendido pero en lugar de ello, manipulando a este con lágrimas, le sacó a Sansón aquello que hasta ahora les había escondido a sus padres y aun así muere ella y su padre por manos de los filisteos, en el mundo quienes confiá en quien.

A pesar de esto Sansón, se da cuenta que por boca de su esposa él pierde frente al pueblo filisteo, vuelve a Timnat para ver a su mujer, la cual el padre de esta la entrega a otro hombre, tomando venganza Sansón por esto y en el tiempo de la cosecha Sansón quema los campos, tomando 300 zorras atándolas cola con cola y poniéndoles fuego.

Llama la atención ver a un juez confiando en su propia opinión en sí mismo, pues no es líder de un ejército, que jamás le dice a Dios: Señor, tú me diste esto que es algo maravilloso, que es algo para mantener a tu pueblo libre de sus enemigos, ¿qué debo hacer con él? ¿Cuál es la mejor forma de administrarlo?. Él vivía muy confiado en sí mismo. No tenía una actitud sujeta a Dios. No buscaba la dirección de Dios, ni le honra con sacrificios, ofrendas u holocaustos, mas bien haciendo lo mismo que el pueblo de Israel confiando y entregado a su propio actuar.

Luego de una masacre por la venganza al pueblo filisteo, Sansón se va a una cueva, los enemigos detrás de este, lo siguen hasta Juda, territorio del pueblo de Dios, y los mismos hombre moradores de este lugar deciden ir a buscarlo, traicionarlo, pues no se había establecido Sansón como líder de su propio pueblo, no existía una relación de confianza o trabajo en grupo.

Fueron para criticarle sus hazañas en contra de los enemigos de su pueblo, e igualmente quisieron entregarlo en sus manos, tal era la degradación de su abandono en la relación con Dios que el pueblo aceptaba tranquilamente esta dominación filistea y estaban dispuestos a entregar a aquel que Dios les había enviado como libertador Jueces 15:11 ¿No sabes tú, le dicen, que los filisteos dominan sobre nosotros?.

El dejándose atar se va con los de Juda y cuando le salen a su encuentro los filisteos, ignorando quien sustentaba a Sansón, entonces El Espíritu de Dios viene a el con poder y usando la quijada de un burro mata a 1000 filisteos, luego de este triunfo, Sansón exclamó: Con la quijada de un asno, un montón, dos montones; Con la quijada de un asno maté a mil hombres. Al parecer Sansón se atribuía solo la victoria y no pensaba que Dios era el que le fortalecía.

Anuncios


Acerca Yon Farid-Castro

Revise también

¿Por qué nos congregamos en una Iglesia?

¿Porque ya no te congregas?

Estudios Biblicos.. ¿Por qué ha dejado de congregarse? Esto es un problema de años, pero hoy en dia se esta viendo mas a menudo y debemos volver nuevamente a..

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *