Inicio / Estudios Biblicos / Conocer al Espiritu Santo

Conocer al Espiritu Santo

Estudios Biblicos… Predicas Cristianas

Me parece tan interesante saber que Dios no quiere de ninguna forma que nos quedemos estancados en nuestras vidas espirituales; sino que quiere que avancemos, que crezcamos, que maduremos, hasta que lleguemos a ser como ÉL, para tener la imagen de un varón perfecto, la de Cristo. Yo no se si tú llevas el hilo de todo el trayecto de lo que hemos visto en cada lección durante todos estos meses; pero cada una de ellas nos ha llevado a subir a un nuevo nivel de profundidad en nuestra relación, tanto con Dios como Padre, como con Jesús nuestro Salvador y compañero del camino. Ahora nos queda el conocer al Espíritu Santo.

CONOCER AL ESPÍRITU SANTO.

Se cuenta una historia de cinco ciegos que vivían en una tribu y querían saber a qué se parecía un elefante. Para dar cada uno su opinión decidieron reunirse alrededor de un elefante para tocarlo con sus manos.

Comenzó el primero y al tocarle las grandes orejas, dijo: -¡Es como un abanico!

Luego el segundo tocó uno de los grandes colmillos del elefante y dijo: – ¡Es como una lanza o un arpón!

Cuando llegó el turno del tercero tocó una de las patas del elefante y dijo: -¡Es como un árbol!

Ahora era el turno del cuarto y luego de recorrer sus manos por la piel del elefante, dijo: -¡Es como una pared rugosa!.

Cuando el ultimo hombre ciego le tocó la trompa al elefante, dijo: – ¡es como una serpiente!

Lo que cada uno dijo era una parte de la verdad, pero ninguno de ellos supo realmente como era el elefante totalmente. Así como sucedió con esos ciegos, así somos muchos cristianos cuando intentamos definir cómo es el Espíritu Santo.

La Biblia pareciera darnos ideas contradictorias sobre el Espíritu Santo

Por un lado lo muestra como fuego consumidor y por otro como una mansa paloma; lo presenta como un viento recio y un poderoso río pero también como el silbo apacible. En el libro de los Hechos vemos como el poder del Espíritu sanó al cojo pero luego vemos por otro lado como mató a Ananías y Safira.

La mayoría de los creyentes hablan del Espíritu Santo pero no tienen idea cómo es el Espíritu Santo. Algunos dicen que es “una fuerza”, otros “un poder o fluido invisible”, etc. Te pregunto en este momento ¿Sabes tu quién es el Espíritu Santo, le conoces de verdad??

La Biblia dice que Jesús prometió, en Juan 14:16-17Y yo rogaré al Padre y os dará otro Consolador, para que esté con vosotros para siempre: el Espíritu de verdad, al cual el mundo no puede recibir, porque no lo ve ni lo conoce; pero vosotros lo conocéis, porque vive con vosotros y estará en vosotros

Fíjate bien en la frase que Jesús usa aquí: “pero vosotros lo conocéis.” La iglesia habla mucho acerca del Espíritu Santo. Enseñamos en nuestros encuentros sobre el Espíritu Santo; en el seminario de teología estudiamos Neumatología, la ciencia que habla del Espíritu Santo; en nuestras predicaciones hablamos acerca de ser llenos con el Espíritu, caminar y vivir en el Espíritu, tener los dones del Espíritu, recibir consuelo del Espíritu. Pero es posible conocer mucho sobre el Espíritu Santo y aún no conocerle a el.

¿CÓMO PODEMOS LLEGAR A CONOCER AL ESPÍRITU SANTO?

1. RECIBIR AL ESPÍRITU SANTO.

La primera cosa que tenemos que hacer es recibirle. Cuando aceptamos a Jesús en nuestro corazón, en ese momento recibimos al Espíritu Santo y nuestro cuerpo se convierte en Templo suyo (Leer 1 Corintios 3:16). Sin embargo, recibir el Espíritu es más que una sola experiencia.

La palabra “recibir” significa “echar mano de aquello que es dado.” Recibir es desear una capacidad expandida para mayor conocimiento de quien es el Espíritu y de que se trata su ministerio. De hecho, el Espíritu Santo no es recibido por alguien hasta que se le permite tomar completo control de la vida de esa persona.

Pablo le pregunto a los Gálatas: Gálatas 3:2Esto solo quiero saber de vosotros: ¿Recibisteis el Espíritu por las obras de la ley, o por el oír con fe?”. Quería recalcarles que era por la fe que ellos habían recibido el Espíritu Santo y que era por fe que ellos podían ver maravillas en sus vidas.

Todos aquellos que hemos aceptado a Cristo, hemos recibido al Espíritu Santo y vive dentro de nosotros, pero lamentablemente a veces nos comportamos como si no estuviera con nosotros; sino muy lejos nuestro.

El Espíritu Santo fue enviado como nuestro amigo, nuestro consolador, nuestro guía. Pero… “¿Cuán bien conozco yo al Espíritu Santo? ¿Realmente lo conozco en estas formas?”

Jesús aclara que el Espíritu Santo debe ser para nosotros todo lo que Cristo fue a sus propios discípulos cuando el estaba aquí en la tierra. Jesús dice que no tan solo el Espíritu esta aquí, viviendo en mí. El también dice que yo lo conozco. Por lo tanto, tengo que preguntarme: ¿Cómo conozco yo al Espíritu?

¿Cuáles son las marcas, la evidencia, que me hace conocerle, que me haga reconocer su presencia permanente, para experimentar su cercanía?

Simplemente, yo conozco el Espíritu Santo por los cambios que él esta obrando en mí. Yo no conozco el Espíritu meramente al mirar los cambios que el ha hecho en otros. Puedo verlo reflejado en mis hermanos y hermanas, pero yo conozco al Espíritu solo por su obra en mi propia vida.

Acerca Moreiba Cabrera

Soy Moreiba Cabrera, pastora principal de la iglesia Nueva Vida de Madrid.

Revise también

Sermones Cristianos - Nacer de Nuevo

Nacer de nuevo

Estudios Biblicos. Nicodemo, era un fariseo entendido, que podía desempeñarse como dirigente y maestro en círculos religiosos judíos y que vino a Jesus deseando...

2 comentarios

  1. lorena de quevedo

    Hola hmna Moreira, desde Venezuela le saludo y le bendigo por sus bosquejos que son una gran ayuda pa mi espiritu, mas en estos tiempos difíciles en este pais.. Dios le bendiga.. un abrazo. Lorena.

  2. muy hermoso mensaje, mas cuando se trata del Espíritu Santo, es de gran bendicion , sea su vida y ministerio prosperando en todo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *