Anuncios

Inicio / Estudios Biblicos / ¿Debemos celebrar la Navidad?

¿Debemos celebrar la Navidad?

Estudios Biblicos

Como todos sabemos, en solo unos días la mayoría de nosotros nos reuniremos con nuestras amistades, familiares, y seres queridos para celebrar la Navidad.  En solo unos días nos reuniremos, y celebraremos el evento más grande en la historia humana; el evento que sirvió para por siempre dividir la historia de este mundo. Pero lamentablemente, no todos los que se llaman cristianos participarán de esta celebración.  ¿Por qué es que existen tantos que se abstienen, o rehúsan participar de la Navidad?

La razón principal por la que tantos no formarán parte de esta celebración, se debe a que los estudios bíblicos no identifican la fecha exacta del nacimiento de Jesucristo.  Y porque no se puede determinar con exactitud la fecha exacta de Su nacimiento, una gran porción del pueblo cristiano desaprueba la celebración de Navidad.  ¿Qué ha sucedido?

Lo que ha sucedido es que a través del tiempo, el diablo ha trabajado arduamente para eliminar este día de celebración, y lo ha hecho a través de políticas humanas.  Es por eso que hoy en día ya no se escucha decir “Feliz Navidad”, sino que escuchamos “felices fiestas”.

Como todos aquí sabemos, esa es la frase políticamente correcta, pero algo que todos aquí también sabemos, es que la Navidad no es un simple día de fiesta, sino que es la celebración simbólica del nacimiento de nuestro Rey y Salvador.

Anuncios

Pero, ¿por qué es que tantos se abstienen a celebrar la Navidad? 

La realidad es que la verdadera razón por la que tantos no celebran la Navidad tiene muy poco que ver con la exactitud de la fecha, o con el ser políticamente correctos.  ¿Cuál es la razón principal? Este será el tema que estaremos desarrollando en el día de hoy.

Lucas 2:1-7Aconteció en aquellos días, que se promulgó un edicto de parte de Augusto César, que todo el mundo fuese empadronado. 2 Este primer censo se hizo siendo Cirenio gobernador de Siria. 3 E iban todos para ser empadronados, cada uno a su ciudad. 4 Y José subió de Galilea, de la ciudad de Nazaret, a Judea, a la ciudad de David, que se llama Belén, por cuanto era de la casa y familia de David; 5 para ser empadronado con María su mujer, desposada con él, la cual estaba encinta. 6 Y aconteció que estando ellos allí, se cumplieron los días de su alumbramiento. 7 Y dio a luz a su hijo primogénito, y lo envolvió en pañales, y lo acostó en un pesebre, porque no había lugar para ellos en el mesón.

Como podemos apreciar, estos versículos nos hablan directamente acerca del nacimiento de nuestro Señor, y son los versículos más usados por muchos cristianos para justificar la abstinencia de la celebración de Navidad.

Hoy nos estamos enfocando solamente en un día del mes, pero la realidad es que el nacimiento de Jesús debería ser celebrado por todo ser humano, todos los días del año, pero esto es algo que no sucede.  ¿Por qué no sucede?

Enlaces Patrocinados

La celebración continua del nacimiento de Jesucristo por todo ser humano no sucede, debido a que en el mundo abundan instituciones religiosas que no siguen al Todopoderoso, sino que creen en dioses, falsas doctrinas, y filosofías inventadas por el hombre.  Estamos hablando de herejías inspiradas por Satanás, que lamentablemente, una gran porción de la humanidad  ha escogido seguir.

También debemos reconocer que existen muchos que profesan ser ateos; en otras palabras, personas que niegan por completo la existencia de Dios.  Pero como les mencione, existe una buena porción de la humanidad que se identifican como cristianos, pero que rehúsan celebrar la Navidad, porque la biblia nos revela que el nacimiento de Jesucristo no pudo haber sucedido durante el invierno en esa región, en otras palabras, durante el mes de diciembre. Y los versículos que estamos explorando hoy, definitivamente respaldan esta creencia.

Reflexionemos en los versículos que estamos usando hoy, para que puedan entender bien la razón por la que tantos cristianos, incluyéndome a mí,  dicen que Jesucristo no nació en diciembre.

Aquí encontramos que la palabra de Dios se nos dice: “…Aconteció en aquellos días, que se promulgó un edicto de parte de Augusto César, que todo el mundo fuese empadronado. 2 Este primer censo se hizo siendo Cirenio gobernador de Siria. 3 E iban todos para ser empadronados, cada uno a su ciudad. 4 Y José subió de Galilea, de la ciudad de Nazaret, a Judea, a la ciudad de David, que se llama Belén, por cuanto era de la casa y familia de David; 5 para ser empadronado con María su mujer, desposada con él, la cual estaba encinta.

Como podemos claramente ver, el Emperador Romano promulgo que se hiciera un censo, y según las leyes de ese entonces, las personas tenían que regresar a las ciudades donde habían nacido para registrarse y formar parte del censo.  Y es debido a eso que encontramos que la palabra nos dice: “…E iban todos para ser empadronados, cada uno a su ciudad…”

Anuncios

A pesar de que existe, y siempre ha existido desacuerdo entre la mayoría de los eruditos y los teólogos, casi todos concuerdan en que esta orden por el Emperador no sería algo que fuese dada en tiempo de invierno.

La razón por la que la mayoría de los eruditos y teólogos están de acuerdo en esto, es porque los que conocen el clima en esta región, testifican que los pastores comenzaban a recoger los rebaños de los terrenos a finales de noviembre, debido a la lluvia y al clima frio.

Pero en Lucas 2:8 podemos claramente ver que: “…Había pastores en la misma región, que velaban y guardaban las vigilias de la noche sobre su rebaño…” Y esto es algo que como les dije, no sería practicado en los meses de invierno, debido a las razones climáticas.  A pesar de que en esta región el invierno, (por lo general) no es de demasiado frio, otros factores climáticos no hacen factible que los pastores estuviesen en los campos con los rebaños.

Para que pueden entender bien el punto que deseo hacer, solo tenemos que fijarnos en las palabras del Señor según encontramos en Marcos 13:18 cuando leemos: “…Orad, pues, que vuestra huida no sea en invierno…”  Cuando meditamos en estas palabras del Señor, podemos fácilmente concluir que emprender un viaje durante el tiempo de invierno no sería muy buena idea.

Ahora bien, la verdad es que la fecha exacta del nacimiento de Jesucristo es completamente desconocida; la biblia no lo indica con exactitud.  Pero alrededor del 180 d.C. Clemente de Alejandrina escribió que se pensaba que el nacimiento de Jesús había sido el 21 o el 22 de abril, o tal vez el 20 de mayo.  La mayoría de los eruditos creían que Jesús había nacido alrededor del tiempo de las pascuas.  Esto tiene sentido, ya que este sería un tiempo cuando los pastores estarían afuera con sus rebaños en los campos, y no durante el mes de diciembre.

Ahora debemos preguntarnos: ¿por qué celebramos la Navidad el 25 de diciembre?  La razón por la que la mayoría de los cristianos celebran la Navidad el 25 de diciembre es porque durante el IV siglo, la iglesia occidental ordeno que la Navidad se celebrara en esta fecha.

Existen dos razones por la que este decreto fue hecho.  La primera razón, y la más obvia fue porque como les dije hace un momento, nadie sabía la fecha exacta del nacimiento de Jesús.  La segunda razón por la que la iglesia hizo este decreto, es porque el 17 de diciembre en la antigua Roma, se iniciaba el festival de Saturno, (Saturnalia) [1].

Así que como nadie podía decir con exactitud la fecha exacta del nacimiento de Jesús, y con el propósito de combatir la importancia del festival pagano celebrado por el Imperio Romano, la iglesia primitiva adopto celebrar el nacimiento de Jesús el 25 de diciembre.

Pero esta decisión causo una polémica dogmática; y es lo que ha causado gran controversia dentro del pueblo de Dios.  Existe un buen número de cristianos que no han podido superar, que el decreto por la iglesia de antigüedad fue con el propósito de combatir la fiesta pagana, y claro está en que rehúsan celebrar el 25 de diciembre como la Navidad.  Pero si te encuentras entre ese número de cristianos que no pueden celebrar este día simbólico, hoy te daré la respuesta a tu inquietud para que puedas celebrarlo libremente.

La realidad es que el nacimiento de Jesucristo es algo que todo cristiano debe celebrar no solo un día al año, sino todos los días de nuestra vida.  Todo cristiano, a diario debe celebrar el hecho de que Dios Padre envió a Su hijo unigénito a este mundo para redimirnos de pecado.  ¿Qué les estoy tratando de decir con todo esto?

Acerca Jose Hernandez

Obispo José R. Hernández; educación cristiana: Maestría en Teología. El Obispo Hernández y su esposa nacieron en Cuba, y son ciudadanos de los Estados Unidos de América.

El Obispo Hernández y su esposa conocieron a Jesucristo en el año 1994, se integraron a una iglesia cristiana, y fueron bautizados. En el año 1999 fundaron el ministerio El Nuevo Pacto e iniciaron la obra del Señor.

Revise también

Estudios Bibllicos: Mensaje a la iglesia en Efeso

Estudio Biblico: Mensaje a la iglesia en Laodicea

Estudios Biblicos.. Laodicea recibió uno de los mensajes más duros de parte del Señor y por eso se le llama la iglesia Tibia o la iglesia rica pero pobre.

2 comentarios

  1. Pudiera por favor enviarme este estudio a mi correo electrónico? es eduarsgarcia@gmail.com Gracias.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *