Inicio / Estudios Biblicos / Actitudes correctas hacia la Palabra de Dios

Actitudes correctas hacia la Palabra de Dios

Nehemías 8:1-9

INTRODUCCIÓN:

“…y se juntó todo el pueblo como un solo hombre en la plaza que está delante de la puerta de las Aguas, y dijeron a Esdras el escriba que trajese el libro de la ley de Moisés, la cual Jehová había dado a Israel. 2 Y el sacerdote Esdras trajo la ley delante de la congregación, así de hombres como de mujeres y de todos los que podían entender, el primer día del mes séptimo. 3 Y leyó en el libro delante de la plaza que está delante de la puerta de las Aguas, desde el alba hasta el mediodía, en presencia de hombres y mujeres y de todos los que podían entender; y los oídos de todo el pueblo estaban atentos al libro de la ley. 4 Y el escriba Esdras estaba sobre un púlpito de madera que habían hecho para ello, y junto a él estaban Matatías, Sema, Anías, Urías, Hilcías y Maasías a su mano derecha; y a su mano izquierda, Pedaías, Misael, Malquías, Hasum, Hasbadana, Zacarías y Mesulam. 5 Abrió, pues, Esdras el libro a ojos de todo el pueblo, porque estaba más alto que todo el pueblo; y cuando lo abrió, todo el pueblo estuvo atento. 6 Bendijo entonces Esdras a Jehová, Dios grande. Y todo el pueblo respondió: !!Amén! !!Amén! alzando sus manos; y se humillaron y adoraron a Jehová inclinados a tierra. 7 Y los levitas Jesúa, Bani, Serebías, Jamín, Acub, Sabetai, Hodías, Maasías, Kelita, Azarías, Jozabed, Hanán y Pelaía, hacían entender al pueblo la ley; y el pueblo estaba atento en su lugar. 8 Y leían en el libro de la ley de Dios claramente, y ponían el sentido, de modo que entendiesen la lectura. 9 Y Nehemías el gobernador, y el sacerdote Esdras, escriba, y los levitas que hacían entender al pueblo, dijeron a todo el pueblo: Día santo es a Jehová nuestro Dios; no os entristezcáis, ni lloréis; porque todo el pueblo lloraba oyendo las palabras de la ley…” Nehemías 8:1-9

1. DEBEMOS ESTAR ATENTOS A LA PALABRA DE DIOS:

(v. 3) Y leyó en el libro delante de la plaza que está delante de la puerta de las Aguas, desde el alba hasta el mediodía, en presencia de hombres y mujeres y de todos los que podían entender; y los oídos de todo el pueblo estaban atentos al libro de la ley.

• ¿Cuántas personas estaban allí? (vv. 1, 3)

• ¿Cómo estaban ellos? __ “estuvieron atentos” (v. 3)

• Atento: fijar la atención en algo __ Está pendiente de algo o muestra interés por alguna cosa

• Aunque era mucha gente nada les interrumpió, nada los saco de concentración

• ¿Tenemos nosotros esta misma actitud a la palabra de Dios?

• Muchos desprecian la palabra de Dios

• Muchos tienen cero interés en lo que Dios ha dicho

• Muchos tienen la Biblia pero no la leen, esta empolvada en la sala de casa.

2. DEBEMOS DEDICARLE TIEMPO:

(v. 3) Y leyó en el libro delante de la plaza que está delante de la puerta de las Aguas, desde el alba hasta el mediodía, en presencia de hombres y mujeres y de todos los que podían entender; y los oídos de todo el pueblo estaban atentos al libro de la ley.

• ¿Cuánto tiempo estuvieron escuchando la palabra de Dios?

• Estuvieron como 6 horas

• ¿Cuántas horas dedicamos nosotros a la palabra de Dios?

• ¿Cómo dedicamos tiempo a la palabra de Dios?

a. En las reuniones
b. En el hogar

3. DEBEMOS RECIBIRLA CON GOZO:

(v. 12) Y todo el pueblo se fue a comer y a beber, y a obsequiar porciones, y a gozar de grande alegría, porque habían entendido las palabras que les habían enseñado.

• Nosotros debemos tener el mismo gozo, la misma alegría cuando comprendemos la palabra de Dios.

• ¿Cómo salimos después de escuchar un sermón?

a. ¿Alegres?

b. ¿Tristes? __ Como el joven rico que se fue triste después de haber es escuchado la palabra de Jesús (Mateo 19:22) Oyendo el joven esta palabra, se fue triste, porque tenía muchas posesiones.

Acerca John Darío Sánchez

Revise también

Dios no te mira como eres, sino como seras - Bosquejos

La Deidad de Cristo

Estudios Biblicos... La doctrina de la deidad de Cristo ha sido y sigue siendo uno de los pilares fundamentales de la Iglesia Cristiana.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *