Liberate de las mentiras

Efesios 6:14: Estad, pues, firmes, ceñidos vuestros lomos con la VERDAD, y vestidos con la coraza de justicia.

La Biblia enseña que la VERDAD es un arma espiritual, una de las principales mencionadas en la Armadura de Dios. Para hacer guerra espiritual, para vencer la maldad: hay que estar ceñidos con la VERDAD; es lo mismo que decir ‘estar revestidos de Cristo’. Nadie puede hacer frente al diablo que es un mentiroso, usando la MENTIRA para atacarlo o intimidarlo. La MENTIRA es la esencia de Satanás y su mayor fuerza. No se puede vencer un espíritu de MENTIRA con la MENTIRA.

Cuando se está ministrando, o de alguna manera haciendo frente a demonios, no se debe: mentir, ser hipócrita, engañar, disimular, esconder, ocultar,… porque eso es darle ventajas al enemigo, no vencerlo. El ministro que tenga cualquier cosa relacionada a la MENTIRA en su vida, no es eficiente en la guerra espiritual; y aún corre grandes riesgos de ser atacado con más fuerza por los demonios que afrenta. Si un ministro que tiene MENTIRAS en su vida, tiene éxito en el ministerio, entonces no está trabajando para Jesucristo: es un falso ministro, un demonio disfrazado de luz. Jamás Dios respalda la MENTIRA, porque mentir es del diablo. Si hay algo que el diablo no soporta, además del AMOR DE DIOS, es la VERDAD. ¿Quieres verte libre de opresión y problemas? Habla VERDAD. Confiesa tu pecado, ponte a cuentas con Dios, declara la VERDAD.

Efesios 4:25: Por lo cual, desechando la MENTIRA, hablad VERDAD cada uno con su prójimo; porque somos miembros los unos de los otros.

He experimentado innumerables veces en mi carrera de cristiano, cómo Dios me ha dado grandes victorias delante de personas o situaciones muy difíciles, nada más por decir la VERDAD. A veces decir la VERDAD es peligroso, nos da temor; pero eso de sentir temor a la hora de decir la VERDAD, también es un ataque y astucia de Satanás en nuestra mente. Si cedemos a sus amenazas de temor, estaremos dando lugar al enemigo; y Jesucristo la VERDAD, no nos ayudará, ya que estamos refugiándonos en la MENTIRA. Lo correcto es vencer ese temor, sobreponernos a él, ya que proviene del enemigo; y declarar la VERDAD cueste lo que cueste. Hay victoria en la VERDAD. Hay libertad en la VERDAD.

Juan 14:15: Si me amáis, guardad mis mandamientos.

1 Juan 2:4: El que dice: Yo le conozco, y no guarda sus mandamientos, el tal es mentiroso, y la VERDAD no está en él.

Mentir es negar a Jesucristo en nuestras vidas como cristianos. Debemos hablar la VERDAD siempre. Eso es lo que nos dará garantías de victoria en todo. Si amamos a Dios, amamos Su Palabra, amamos a Jesucristo, amamos Su VERDAD. El amor es obediencia, y la obediencia es hacer lo que Dios dice: hablar VERDAD.

Parte 8: DIOS QUIERE QUE CONOZCAS LA VERDAD.

1 Timoteo 2:4: el cual quiere que todos los hombres sean salvos y vengan al conocimiento de la VERDAD.

Dios quiere que todos lleguemos al conocimiento de la VERDAD, esto es, al conocimiento de Su Hijo Jesucristo. Aún hoy, hay multitudes de cristianos que no conocen la VERDAD. Hay mucha manipulación satánica en el liderazgo, y cada vez es mayor la influencia de la MENTIRA en las iglesias.

2 Timoteo 3:15: y que desde la niñez has sabido las SAGRADAS ESCRITURAS, las cuales te pueden hacer sabio para la salvación por la fe que es en Cristo Jesús.

Hay iglesias que enseñan mucho, que se dedican a cursos, talleres, seminarios, congresos, etc., pero están llenos de falsas doctrinas, o enseñando cosas que no aprovechan para el Reino de los Cielos ni para la Salvación. Más allá de toda doctrina y curso, tenemos que estudiar diligentemente LA SANTA BIBLIA.

Efesios 4:13 a 15. Hasta que todos lleguemos a la unidad de la fe y del conocimiento del Hijo de Dios, a un varón perfecto, a la medida de la estatura de la plenitud de Cristo; para que ya no seamos niños fluctuantes, llevados por doquiera de todo viento de doctrina, por estratagema de hombres que para engañar emplean con astucia las artimañas del error, sino que siguiendo la VERDAD en amor, crezcamos en todo en aquel que es la cabeza, esto es, Cristo.

Conocer la VERDAD Y SER COMO JESUCRISTO. Esta es la meta que debemos plantearnos, este es el propósito que debemos proseguir cada día hasta alcanzarlo. Cada día un poquito más: avanzando, adelantando, creciendo siempre en los asuntos de Dios. Nada de argumentos, nada de MENTIRAS. Sólo la VERDAD y nada más que la VERDAD.

Juan 14:6: Jesús le dijo: Yo soy el camino, y la VERDAD, y la vida; nadie viene al Padre, sino por mí.

Amén.

Saludos desde Puerto Cabello – Venezuela

Acerca Miguel Lopez

También Revise

Estudios Biblicos.. Epístola a los Hebreos

Epístola a los Hebreos – Parte VIII

Estudios Bíblicos. El mediador de un Nuevo Pacto; conclusión a tan fascinante tema, lo comienza acá diciéndonos, que Jesucristo, nuestro gran sumo sacerdote ..

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *