Inicio / Estudios Biblicos / La ayuda mutua (Cosecharás lo que siembras)

La ayuda mutua (Cosecharás lo que siembras)

Estudios Biblicos | Predicas Cristianas

Nacer de nuevo

Desde el momento en el que Jesus fue crucificado, nosotros ya fuimos salvos, pero nos es necesario nacer de nuevo.

Hay muchas personas que no conocen el significado Nacer de nuevo. Sí verdaderamente creemos en nuestro corazón que Dios levantó a Jesús de los muertos, no hay razón por la cual no queramos confesarlo como nuestro Señor.

Anuncios

En el momento que creemos en con nuestro corazón en Jesús y le confesamos como nuestro Señor y Salvador, nacemos de nuevo.

Dijo Jesús a Nicodemo en Juan 3:1-8

“...Había un hombre de los fariseos, llamado Nicodemo, prominente entre los judíos. 2 Este vino a Jesús de noche y le dijo: Rabí, sabemos que has venido de Dios como maestro, porque nadie puede hacer las señales que tú haces si Dios no está con él. 3 Respondió Jesús y le dijo: En verdad, en verdad te digo que el que no nace de nuevo no puede ver el reino de Dios. 4 Nicodemo le dijo: ¿Cómo puede un hombre nacer siendo ya viejo? ¿Acaso puede entrar por segunda vez en el vientre de su madre y nacer? 5 Jesús respondió: En verdad, en verdad te digo que el que no nace de agua y del Espíritu no puede entrar en el reino de Dios. 6 Lo que es nacido de la carne, carne es, y lo que es nacido del Espíritu, espíritu es. 7 No te asombres de que te haya dicho: Os es necesario nacer de nuevo. 8 El viento sopla donde quiere, y oyes su sonido, pero no sabes de dónde viene ni adónde va; así es todo aquel que es nacido del Espíritu…”

Nos es necesario nacer de nuevo para que el espíritu santo entre en nuestros corazones, para que perdone nuestros pecados y para que nos dé VIDA ETERNA!!!. Desde ese momento todo cambia en el NACIDO DE NUEVO. Ahora luego de recibir el espíritu santo en nuestros corazones, tenemos, debemos comenzar con hacer la voluntad del padre. Eso nace solo del corazón de las personas luego de haber realizado esta acción.

Anuncios

DAR A CONOCER LA PALABRA DE DIOS Y AYUDA A LOS PECADORES

Timoteo 1:15.

Palabra fiel y digna de ser recibida por todos: que Cristo Jesús vino al mundo para salvar a los pecadores, de los cuales yo soy el primero. Debemos compartir el evangelio con todos. con aquellos que no son nacidos de nuevo y restaurar al nacido de nuevo que es tentado por el Mundo.

Gálatas 6:1-6

“…Hermanos, aun si alguno es sorprendido en alguna falta, vosotros que sois espirituales, restauradlo en un espíritu de mansedumbre, mirándote a ti mismo, no sea que tú también seas tentado. 2 Llevad los unos las cargas de los otros, y cumplid así la ley de Cristo. 3 Porque si alguno se cree que es algo, no siendo nada, se engaña a sí mismo. 4 Pero que cada uno examine su propia obra, y entonces tendrá motivo para gloriarse solamente con respecto a sí mismo, y no con respecto a otro. 5 Porque cada uno llevará su propia carga. 6 Y al que se le enseña la palabra, que comparta toda cosa buena con el que le enseña…”

Anuncios

Hermanos si conocen a personas que estén en esta situación, ayuden a restaurarlo con toda humildad de corazón. No lo juzgues, no lo hagas para luego decir: Gracias a mi te has salvado. Antes de juzgar a alguien debemos pensar que es lo que hacemos bien nosotros y que es lo que hacemos mal. No somos dignos de juzgar a nadie.

Cada uno de nosotros tenemos una responsabilidad en esta vida y debemos hacernos cargos de nuestras cargas, pero si ves que un hermano anda en oscuridad y se cae, ayudalo a levantarse y si es un nacido de nuevo el cual es tentado o encontrado cometiendo algún pecado, deben restaurarlo con humildad y amor, pero cuídense cada uno, no sea que entren en pecado.

Ayúdense unos a otros con los problemas y así cumplirán la ley de Dios.

COSECHARAS LO QUE SIEMBRAS

“…No os dejéis engañar, de Dios nadie se burla; pues todo lo que el hombre siembre, eso también segará. 8 Porque el que siembra para su propia carne, de la carne segará corrupción, pero el que siembra para el Espíritu, del Espíritu segará vida eterna. 9 Y no nos cansemos de hacer el bien, pues a su tiempo, si no nos cansamos, segaremos. 10 Así que entonces, hagamos bien a todos según tengamos oportunidad, y especialmente a los de la familia de la fe…” Gálatas 6:7-9

© Pablo Quiroga

Acerca Pablo Quiroga

Revise también

Nuestra posición en Edén

Nuestra posición en Edén

Estudios Biblicos... Dios creo al hombre en la eternidad para un propósito eterno, lo primero que Dios creo fue el cielo, segundo la tierra y tercero al...

Un comentario

  1. Dany Daniel Ramirez

    Todo lo puedo en Cristo que me fotalece si hermanos mios ..amemos los unos a los otros no perdamos la batalla

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *