Principales parábolas de Jesús

Estudios Biblicos

Texto biblico:Con muchas parábolas como estas les hablaba la palabra, conforme a lo que podían oír.Marcos 4:33

Introducción

Este no es un listado de las parábolas de Jesús más famosas o las más importantes. Toda la palabra de Dios es importante y relevante para nuestra salvación. Simplemente es un listado de las parábolas que se repiten en los evangelios sinópticos. Por estar contenidas en los tres evangelios nos parecen relevantes, ya que los tres escritores quisieron dejarlas plasmadas en sus respectivos escritos.

Las parábolas fueron muy usadas por Jesús para enseñar a la gente acerca del reino de Dios. En ellas el Señor usa elementos cotidianos para ejemplificar verdades profundas de la vida espiritual. A través de las parábolas Jesús nos revela los misterios del reino de los cielos (Mateo 13:11).

Anuncios

Debemos tener cuidado de no darle a la palabra de Dios una interpretación diferente a la que la misma palabra nos explica los significados de las palabras que Jesús dio. El Señor nos enseña las verdades del reino de Dios de una manera que podamos comprender y atesorar en nuestro corazón.

1) Parábola del sembrador (Lucas 8:4-15; Mateo 13:1-15; Marcos 4:1-20)

La parábola del sembrador es probablemente la primer parábola en ser escrita. En ella el Señor nos enseña con elementos conocidos por todos como la palabra de Dios da fruto en una persona. Inmediatamente después de  dar esta parábola el Señor la explica a sus discípulos, para que comprendamos su significado y el uso que Él hace de estas narraciones.

La parábola nos cuenta cómo salió el sembrador a sembrar y la semilla que llevaba cayó en cuatro partes del terreno diferentes, a saber: Junto al camino, en pedregales, entre espinos y en buena tierra. Cada uno de estas partes del terreno tuvieron un efecto en la semilla.

La que cayó junto al camino fue comida por las aves; la semilla que cayó en pedregales nació pronto pero como no tenía profundidad de tierra vino el sol y se secó; La que cayó entre espinos también nació y esta creció, pero los espinos también crecieron junto con ella y la ahogaron provocando que no diera fruto; finalmente la que cayó en buena tierra nació, creció y dio fruto a ciento, a sesenta y a treinta por uno. 

Anuncios

Jesús explicó a sus discípulos que la semilla es la palabra de Dios, la tierra entonces es el corazón de cada uno. La semilla que cayó junto al camino simboliza a aquellos que escuchan la palabra pero luego viene el enemigo y con argucias la quita de su corazón para que no crean y se salven; los pedregales significa que la palabra fue sembrada en el corazón, pero al venir la prueba la persona deja de creer pues no tiene raíz suficiente para mantener su fe.

La que cayó entre espinos es la palabra que creció pero es ahogada pues los afanes de este siglo le quitan el fruto; y la palabra que cayó en buena tierra es esa persona que recibe la palabra, la atesora en el corazón, está sembrada profundamente no dejando que ninguna tribulación afecte su fe y no deja que nadie le ahogue dándole prioridad a Dios. 

Seamos pues esa buena tierra que lleve fruto de la palabra de Dios a treinta, a sesenta o a ciento por uno. Dios quiere sembrar su palabra en nuestro corazón que llevemos fruto para la gloria de su nombre.

2) Parábola del siervo vigilante (Lucas 12:35-48; Mateo 24:42-51; Marcos 13:33-37)

Otra de las parábolas del Señor es la del siervo vigilante. En esta parábola se nos invita a estar preparados, velando la segunda venida del Señor. Jesús nos compara a un siervo, el cual espera el regreso de su señor, Él quiere pues que estemos vigilantes, esperando su regreso. También se nos advierte, para que no seamos siervos malvados, que teniendo por tardanza el regreso del Señor hacer lo malo con los bienes que fueron entregados para administrar. 

No importa si la venida del Señor es incluso en la tercera vigilia. Marcos nos dice que puede ser al entrar la noche, a la media noche o al amanecer. Pero en cualquier caso el siervo fiel está esperando a su Señor. Dios tiene recompensa para aquellos siervos que los encuentre velando, dice su palabra que hará que se sienten a la mesa. Pero si en lugar de ser siervos fieles somos siervos malvados, el Señor nos castigará duramente.

Anuncios

3) Parábola de la semilla de mostaza (Lucas 13:18-19; Mateo 13:31-32; Marcos 4:30-32)

La parábola de la semilla de mostaza nos habla de que el reino de Dios es semejante a esta semilla. Una semilla pequeña que un hombre toma y la siembra. Pero con la característica que se hace la más grande de las hortalizas convirtiéndose en árbol.

Así es el reino de Dios, una pequeña palabra de Dios sembrada en nuestro corazón viene a transformar todo nuestro ser. Una pequeña acción tiene repercusiones en nuestra eternidad, solamente por creer en Jesucristo y arrepentirnos de nuestros pecados tenemos entrada al reino de Dios.

Acerca Mauricio Alvarez

Siervo de Jesucristo desde 1,999, amante de la palabra de Dios. El Señor me ha concedido servir con jóvenes y posteriormente con Escuela Dominical. Predicador de un Dios vivo a quien damos toda la gloria.

También Revise

Estudios Biblicos - El origen de Halloween

El origen de Halloween

Estudios Biblicos - La fiesta de Halloween es una mezcla de tradiciones más o menos antiguas y tiene su propia versión en muchos países. Sin embargo, el Halloween

Deja una respuesta

You have to agree to the comment policy.