Principales discursos de Jesús.. Parte I

iii) Jesús y el divorcio (Mateo 5:31-32)

Jesús fue más allá de lo que las personas conocían en ese entonces con relación al divorcio. Jesús les indico que no podían dar carta de divorcio a su pareja, pues si se vuelven a casar estarán cometiendo adulterio. Esto debido a que Dios es perfecto y Él creó varón y hembra, así desde un inicio, el plan perfecto de Dios.

iv) Jesús y el juramento (Mateo 5:33-37)

En estos versículos el Señor nos invita a no hacer juramentos. Existe un refrán que indica que un hombre honesto no necesita de juramentos. El Señor nos invitó también a que nuestro sí sea sí y nuestro no sea no. Es decir a hablar siempre con la verdad. En el libro de Santiago leemos también que no debemos jurar, para no caer en condenación (Santiago 5:12)

v) El amor hacia los enemigos (Mateo 5:38-48)

En esta parte el Señor contrapone el ojo por ojo por el amar a los enemigos. Dios quiere que vayamos más allá, que no seamos como el mundo, pues si hacemos lo que debemos no tenemos recompensa, pero si hacemos lo que no es común, sino que sobrepasa lo normal, tendremos recompensa de Dios. Al final del capítulo cinco de mateo leemos que Jesús nos invita a ser perfectos como nuestro Padre lo es. Seamos pues hijos de Dios. 

d) Jesús y la limosna, la oración y el ayuno (Mateo 6:1-18)

Esta parte podría denominarse la justicia delante de Dios, como lo indica el versículo uno del capítulo seis. Ya que estas cosas no debemos hacerlas para ser vistos por los hombres, sino hacerlas de corazón como para el Señor.

De esta manera obtenemos de Dios la recompensa, pues es a quien realmente servimos. El Señor nos enseña a ofrendar, a orar o ayunar de una manera que pueda ser de agrado a Dios y no a los hombres. Los religiosos de la época por el contrario hacían estas cosas para ser vistos por la gente.

En estos versículos cobran relevancia la manera que Jesús nos enseñó a orar. No quiere el Señor que usemos vanas palabrerías sino que sea nuestra oración directamente a Dios. Este es pues un ejemplo de cómo debemos acercarnos al Señor Dios Todopoderoso.

e) Buenos hijos (Mateo 6:19-34)

A partir del versículo diecinueve el Señor motiva a la multitud para que no se conformen a lo que han aprendido de los escribas y fariseos, sino que empiecen una nueva vida en Dios no siendo como ellos. El Señor quiere que transformemos nuestra vida y no nos conformemos  a este siglo. 

Continúa el Señor motivandonos para hacer tesoros en el cielo y no en la tierra. también a servir solo a Dios y no tener dos señores, Dios y las riquezas. Por último el Señor nos invita a tener paz en Dios y dejar los afanes del mundo. El objetivo de estas palabras es que busquemos primero el reino de Dios y todo lo demás vendrá por añadidura pues Dios cuidad de sus hijos.

f) El trato con los demás (Mateo 7:1-12)

En estos versículos el Señor nos enseña a relacionarnos con los demás. Principia este capítulo siete enseñando que no debemos juzgar a los demás, sino empezar por juzgarnos a nosotros mismos. Dios es el único que puede emitir un justo juicio, por lo tanto dejemos al Señor actuar y procuremos nosotros estar a cuentas con el Señor antes te juzgar a los demás. 

En el versículo doce nos da la regla de oro, que debemos tratar a los demás como queremos ser tratados. Sabemos que Dios quiere que busquemos la paz con todas las personas, aquí de la boca del Señor Jesús quien nos da la indicación para que apliquemos esta regla de oro.

g) Escoger la puerta, llevar fruto y no ser hipócritas (Mateo 7:13-23)

Jesús había dejado claro en este mensaje que es necesario esforzarse, hacer las cosas para Dios y no para los hombres. Nos invita a escoger la puerta de Dios, no la que facil que el mundo sigue. También nos indica que debemos llevar frutos y guardarnos de aquellos que sirven a Dios pero son siervos del enemigo, a los cuales conoceremos por los frutos. Ya que no todos los que se dicen seguidores de Dios lo son. Por lo tanto debemos estar atentos y no seguir falsas doctrinas. 

h) Epílogo (Mateo 7:24-27)

Para terminar el discurso el Señor usó una comparación de dos hombres que construyen una casa cada uno, el primero prudente que la construye sobre la roca. Vienen tempestades pero no pueden derribar la casa al estar bien fundamentada. El otro hombre vino y edificó la casa sobre arena, este es el hombre insensato. El Señor quiere pues que seamos prudentes y que no sólo escuchemos su mensaje, sino que seamos hacedores de lo que Él nos manda.

Conclusión

Este es el discurso más largo de Jesús y aprendemos en el que debemos obedecer a Dios, no de forma religiosa, sino de corazón. Debemos pues ser ese hombre prudente y poner por obra la palabra del Señor. Seamos obedientes y aprendamos acerca de cómo debemos comportarnos con los hombres y cómo debemos comportarnos delante de Dios. A Él le agradamos y estará dispuesto a darnos de sus bendiciones.

© Mauricio Alvarez. Todos los derechos reservados.

Central de Sermones… Estudios Biblicos

Acerca Mauricio Alvarez

Siervo de Jesucristo desde 1,999, amante de la palabra de Dios. El Señor me ha concedido servir con jóvenes y posteriormente con Escuela Dominical. Predicador de un Dios vivo a quien damos toda la gloria.

También Revise

Estudios Biblicos.. Epístola a los Hebreos

Epístola a los Hebreos – Parte VII

Estudios Bíblicos.. El Sacerdocio de Melquisedec; veamos las características de este sacerdote que vino muchos años antes que se consagrara una orden para...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *