Los Cuadros de Jesús – Parte XI

LOS CUADROS DE JESÚS –   CAPÍTULO 21

TEXTO BIBLICO: Juan 21:15-19

Jesús y la restauración del caído

Con este capítulo llegamos al final de esta serie sobre los “cuadros de Jesús”. La manera como Juan termina su libro es sorprendente. Los demás evangelistas llegan a conclusiones muy parecidas, después de la muerte y resurrección de Cristo. Juan nos muestra, además de las tantas pruebas de la resurrección, a un Jesús comiendo después que resucita. Pero sobre todas las cosas, nos muestra a un Jesús con un gran interés de levantar al hombre que lo negó tres veces. Juan fue un excelente amigo de Pedro, y él hizo justicia a su vida restaurada al destacar lo mucho que significaba para Jesús. La manera cómo Jesús obró con el caído es una especie de guía que debiera orientarnos en el ministerio de la restauración.

Volvieron a pescar. Los primeros versículos de este capítulo están llenos de mucha información respecto a la vida de los discípulos después que Jesús resucitó. Juan nos habla de siete de ellos (Juan es el hombre de los números) que habían regresado a la pesca. Como si aquel no fuera el lugar de trabajo, Juan relata que “aquella noche no pescaron nada” vers. 3. Sin embargo, frente a la orden del extraño de pescar en sentido contrario, los resultados no pudieron ser mejores.

Juan se aseguró de dejarnos el total de los peces (153). ¿Por qué ese número? ¿Por qué no se contó antes? Una explicación que se ha dado es que esos peces representan a todas las especies que había para ese entonces en el mar, presagiando que el Cristo resucitado tenía un mensaje para toda la humanidad. Otra es la que nos da 2 Crónicas 2:17, donde aparece exactamente el mismo número refiriéndose a los extranjeros, entre ellos los gentiles, entrando al templo. El hecho de que no se rompió es un símbolo de lo que sucederá en el futuro con la iglesia del Señor.

¿Por qué se manifestó el Señor a sus discípulos tantas veces? Aquí tenemos que Jesús se manifiesta cuando más se está desanimado vers. 4. Había una frustración porque este era otro fracaso al pescar después de haber andado con Jesús. El Señor también se manifestó a ellos de una forma gradual. Note que esta vez no vino sobre las aguas, sino que estaba en la playa vers. 4b. Se manifestó también de una manera afectuosa. El término “hijitos” nos revela un sentido de compasión y amor especial. Jesús no fue a ellos con el reproche por haber vuelto a sus trabajos antiguos. El amor cubre multitudes de pecados.

Un refrigerio preparado al amanecer. Los discípulos pasaron toda la noche pescando y no consiguieron nada, pero Jesús no solo había pescado, sino que lo había preparado y estaba listo para ser comido. Los pescadores saben que nada produce más hambre que gastar sus fuerzas lanzando la red durante toda una noche. Es maravilloso pensar que Jesús se preocupa no solo por la parte espiritual, pero también por el pan material. ¿Qué revelaba la pregunta “¿tenéis algo de comer?”. Jesús sabía la respuesta, pero siempre espera que el hombre se sienta vacío, que pueda decir: “No”, para poder saciarles.

“Simón, hijo de Jonás, ¿me amas más que éstos?” vers. 15. Jesús esperó que Pedro comiera para hacerle la primera pregunta. Una vez ya satisfecho, Pedro tuvo que responder con mucha fuerza y seguridad. El Señor le va dar a Pedro un sublime encargo, pero quiere asegurarse que el amor hacia él ya había pasado la prueba del emocionalismo. Por cuanto Pedro ya se había arrepentido, ahora le hace una pregunta indagatoria.

Note que la pregunta de Jesús no fue: “Pedro, ¿cuántas lágrimas has vertido?”, sino: “Pedro, ¿me amas?”. Esta es una de las preguntas que nos llegan muy hondo. Aquí comienza el camino de la restauración. Esta es la prueba mayor. La palabra que Jesús usa tiene esta connotación. Entonces, si en verdad lo ama, entonces: “Apacienta mis corderos”. Los que tenemos la responsabilidad de un rebaño, debemos examinar el tipo de amor que tenemos primero por el Señor.

Tres veces la misma pregunta. Algunos sostienen que el haber preguntado tres veces, tenía el propósito de recordarle a Pedro las tres veces que él negó haber amado a Jesús. Jesús, en todas las preguntas, se aseguró de que Pedro pastoreara las ovejas. Note que el dice: “Mis ovejas, mis corderos”. La iglesia no era de Pedro, según la iglesia católica después comenzó a interpretarla. Pedro como jefe máximo de la iglesia, fue un asunto al cual Pedro jamás podría entender que se le asignara.

Por otra parte, en la iglesia del Señor hay ovejas y corderos. A todos hay que dedicarse con amor especial. El haber hecho tres veces la pregunta a Pedro, el Señor quería asegurarse que Pedro había cambiado. Que el hombre impulsivo va dar lugar a un hombre reflexivo. Que considere la responsabilidad que el Señor ahora le ha puesto. Y Pedro aprendió tanto la lección que dedicó una buena parte del capítulo cinco de su primera carta para hablar de la importancia del pastorado.

La forma cómo Pedro iba a morir vers. 18. Pedro no murió de viejo y tampoco tuvo tiempo para jubilarse. Los que le persiguieron le llevarían con toda violencia para ser ejecutado. La tradición dice que murió crucificado boca a bajo. Pero murió siendo ya anciano, lo cual nos habla de alguien que dio todo a la causa del evangelio. El libro de los Hechos, en sus primeros versículos nos muestra la grandeza de su ministerio. El Señor restaura a los hombres para usarlos de una manera más completa.

“ Y hay también otras muchas cosas que hizo Jesús, las cuales si se escribieran una por una, pienso que ni aun en el mundo cabrían los libros que se habrían de escribir. Amén” (Juan 21:25).

© Julio Ruiz. Todos los derechos reservados.

Central de Sermones… Estudios Bíblicos

Los Cuadros de Jesús – Estudios Bíblicos

Aviso Legal: Este material fue redactado para Central de Sermones. Este material puede ser usado para predicar, y/o enseñar en tu iglesia, congregación, grupo de estudio bíblico, y/o célula libremente.

Acción prohibida. Copiar y publicar este material en otros sitios web y/o páginas de redes sociales; copiar y pegar las predicas cristianas, bosquejos bíblicos, y mensajes cristianos sin darle crédito al dueño de los derechos de autor (©) es considerado plagio.

El plagio es robo, y los cristianos no estamos llamados a robar. No comprometas tu testimonio. Si deseas publicar las prédicas cristianas, bosquejos bíblicos, y mensajes cristianos encontrado en este portal, tienes que incluir el nombre del dueño del derecho de autor (©), y un vínculo de «do follow» que apunte a Central de Sermones (https://www.centraldesermones.com) donde publique el material.

Acerca Julio Ruiz

Pastor en Virginia en los Estados Unidos, con 42 años de experiencia de los cuales 22 los dedicó en Venezuela, su país de origen. Otros 9 años los dedicó a pastorear en Vancouver, Canadá y los últimos 9 años en Columbia Baptist Church en su ministerio hispano, donde estuvo hasta agosto del (2015). A partir de octubre del mismo año (2015) comenzó una nueva obra que llegó a constituirse en iglesia el 22 de mayo de 2016 bajo el nombre de Iglesia Bautista Ambiente de Gracia en la ciudad de Burke, Virginia. El pastor Julio es Licenciado en Teología y ha estudiado algunas cursos para su maestría en Canadá. Además de haber sido presidente de la convención bautista venezolana en tres ocasiones, también fue profesor del seminario teológico bautista. El pastor Julio por espacio de unos 18 años publica sus sermones y artículos por estos medios. Es casado con Carmen Almera Ruiz y tiene tres hijas y una nieta: Laura, Oly, Sara e Isabella. Si usted quiere comunicarse con el pastor Julio, llámelo al (571) 251-6590.

También Revise

Estudios Biblicos.. Epístola a los Hebreos

Epístola a los Hebreos – Parte III

Estudios Biblicos. El autor de Hebreos, ha venido tocando el gran tema de Jesús, comparándolo con todo lo creado. La conexión de la palabra “por tanto”, nos..

2 Comentarios

  1. Gracias por ser instrumento de bendición, Dios le bendiga pastor. A usted y los suyos.

    Desde Honduras Centro america

  2. Excelente, estoy agradecido por la clara información sobre este tema, bendiciones para ustedes.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *