Inicio / Mensajes Cristianos / Lo necesario para evangelizar eficazmente

Lo necesario para evangelizar eficazmente

Mensajes Cristianos y Predicas Cristianas

La caída del hombre de su relación con Dios se produjo en el huerto del Edén, con el pecado de Adán y Eva. Prosiguió con Caín, quien cometió el primer asesinato. De ahí en adelante, el hombre fue dominado por su naturaleza pecaminosa, carnal y alejada al Creador. Por una parte, la carnalidad, los deseos y apetitos, son los que rigen la vida de la humanidad, hasta el día de hoy.

La serpiente antigua, Satanás, no puede obligar a pecar, pero, como lo hizo con los primeros habitantes del mundo, los tienta y convence. Esto ocurre con la mayoría. La raza humana está irremediablemente perdida y maldecida: “La paga del pecado es la muerteRomanos 6:23.

El diablo maneja a la humanidad a su antojo, porque las personas, al infringir la ley de Dios, le dan permiso para actuar en sus vidas. La tragedia del pecado ha infectado hasta el último rincón de la tierra y cada día son enviadas miles de personas al infierno.

El regalo de la salvación por gracia mediante el sacrificio de Jesús, es aceptado por una pequeña parte de la gente. 2° de Corintios 4:4, Pablo explica que el dios de este mundo cegó el entendimiento de los incrédulos para que no les resplandezca la luz del evangelio. Además de no entender el mensaje de salvación que predicamos, son atados como consecuencia de sus propios pecados. Por ejemplo: si alguien ha robado, aunque sea algo pequeño.

Quizás aprovechando un descuido, después seguramente ha sentido remordimientos, temor y la convicción de no volverlo a hacer; sin embargo, el enemigo aprovecha esa pequeña puerta que se ha abierto y comienza a trabajar en esa debilidad. Mediante la influencia de un espíritu maligno esa persona volverá a robar y cada vez le será más fácil y finalmente ya no se sentirá culpable.

Esto sucede en muchas áreas de la vida, pero especialmente en pecados sexuales, que generalmente hacen que familias se destruyan.

Al verlo de esta manera, el panorama no se ve muy alentador. Ciudades enteras están atrapadas en pecados colectivos o similares. Claro es el ejemplo de la idolatría, donde comunidades se postran ante imágenes. Las procesiones con ídolos recorriendo calles, arrastran maldición por donde quiera que vayan. Y abuelos, padres e hijos son víctimas de la maldición que aparece en Éxodo 20Hasta la tercera y cuarta generación de los que me aborrecen, dice el Señor.

Ante estas evidencias, es muy necesario que el pueblo de Dios reaccione y aprenda a hacer frente a las asechanzas del diablo. No es suficiente asistir a la iglesia los domingos y hacer oración antes de acostarse. Se requiere mucho más para deshacer las obras del diablo. Oración y ayuno. “Orad sin cesar”. Identificación  de los pecados que sobresalen en la comunidad e identificar el tipo de espíritus malignos que operan. La intercesión por las personas atrapadas en esos pecados, mediante un grupo de oración perfectamente organizado. Esto como trabajo previo a la predicación del evangelio de salvación.

No es efectivo ir a cualquier lugar y predicar. Es necesario un trabajo previo de identificación, ayuno y oración dirigida específicamente a un tipo de pecado y personas determinadas. Solo de esta manera podemos abrirnos camino y clavar la bandera de cristo.

Oseas 4:6 dice “Mi pueblo es destruido por falta de conocimiento”. Esto se aplica perfectamente a la Iglesia contemporánea. Mientras el enemigo está organizado y trabajando las 24 horas del día, nosotros vegetamos y por ignorancia no hacemos lo apropiado.

Oremos, ayunemos y pongamos manos a la obra. Vistámonos con la armadura de Dios y tomemos las armas de nuestra milicia, que no son carnales, sino poderosas para destrucción de fortalezas. 2° Corintios 10:4-6

© Marcelo Iván Castro

Acerca Marcelo Iván Castro

Pastor Iglesia Cosecha de Vida de Villarrica

Revise también

¿Estás preparado para el final de los tiempos?

Los pasos del anti Mashiaj

Mensajes Cristianos - Con la venida del Mesías en su establecimiento milenial tendrá lugar el concepto de sublimación, en su grado mas pleno.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *