Completa paz

Mensajes Cristianos

Mensajes Cristianos Evangélicos: “Tú guardarás en completa paz a aquel cuyo pensamiento en ti persevera; porque en ti ha confiado.” (Isaías 26:3)

Mensajes Cristianos para compartir: Completa paz

La paz del mundo (Jeremías 12:12)

El mundo no puede ofrecernos paz. Lo que el mundo ofrece es una falsa paz, porque no hay paz en el pecado. El pecado trae consigo la muerte, el castigo de Dios, entonces el mundo sin Dios no puede darnos ningún tipo de paz. Muchos son engañados y piensan que tienen esa paz que les permite estar tranquilos, pero la realidad es que la vida espiritual de estas personas está lejos de tener paz. 

Mientras una persona esté en pecado no puede tener paz, porque la muerte puede venir en cualquier momento y llevar al pecador a la condenación. No así a los hijos de Dios, que ciertamente pueden morir en esta tierra pero es una bendición el hacerlo asidos de la mano del Señor. Porque al vivir en Cristo tenemos entrada al reino celestial. 

El mundo no podrá darnos la verdadera paz. Hemos pasado gran parte de nuestra vida en el mundo y lo que ofrece es destrucción, es pecado, no puede ofrecernos paz la causa de la muerte. No puede darnos paz alguien que no la tiene, no podemos tampoco crearla nosotros si somos pecadores. Pero hay uno que tiene la paz y que puede darnos su paz. 

La paz de Dios (Juan 14:27)

La paz de Dios no es como la da el mundo. Es diferente porque la paz de Dios es eterna, no tendrá fin, no está limitada a determinados aspectos de nuestra vida, sino que sobrepasa todas las cosas. La paz de Dios nos la da y podemos tenerla bajo cualquier circunstancia de la vida.

Esta paz que nos dejó el Señor es por la salvación que hemos recibido de Él. Es por su Espíritu que envió para llevarnos hacia todo lo que viene del Señor. No debemos tener miedo, no debemos confundirnos, solo del Señor puede venir la verdadera paz. Diga lo que diga el mundo solo recibimos la paz de Dios, pues esa permanecerá para siempre.

El Señor no nos da la paz como el mundo nos la ofrece, debemos estar atentos y reconocer que la verdadera paz la podemos tener en cualquier lugar, en cualquier circunstancia. La paz del mundo se da en si se cumplen determinadas cosas y sabemos que todas las cosas pasarán. Pero la paz de Dios no tiene condicionantes, está sobre todo.

Así que es mejor recibir la paz de Dios que la paz del mundo. Aunque andemos en valle de sombre de muerte estaremos tranquilos, porque la paz de Dios está con nosotros. Aunque vengan tribulaciones, persecuciones o la misma muerte, tendremos paz, porque estamos con el Señor y nada puede dañarnos.

Quien persevera (Mateo 24:13)

La paz de Dios es completa y Él ofrece el tenernos en esa paz maravillosa. Pero para recibirla debemos permanecer en el Señor y perseverar en la fe. Porque el regalo de Dios es bueno sobre nuestra vida y su paz nos llena.

Jesús dijo que el que persevere hasta el fin será salvo. Porque vendrán luchas, vendrán pruebas pero los valientes perseveran hasta el final. Por eso debemos ser fieles hasta la muerte. Nada debe separarnos de ese amor maravilloso de Dios, sino ser perseverantes en su palabra hasta el día de nuestra muerte.

Así como Job, quien no negó al Señor, aunque recibió malas noticias, una tras otra, permaneció en el Señor. Aunque desapareció su alegría en un día, pero permaneció fiel a dios, porque la paz de Dios sobrepasa todo entendimiento. Así como los primeros cristianos que fueron encarcelados, pero aún en las cárceles, estando próximos a la muerte permanecían fieles porque la paz de Dios estaba en sus corazones.

Por eso es mejor estar en Dios que en el mundo, porque la paz de Dios viene sobre nosotros y nos llena aún en los momentos de dolor. El mundo puede sorprenderse de cómo Dios nos da paz aún en esos momentos. Porque la paz de Dios no es como la da el mundo, por eso solo Dios la puede dar sobre nosotros.

Quien confía (Salmos 62:1)

No hay en quien podamos confiar y nos cumpla, solo en Dios. Por eso el salmista dice que en Dios está puesta toda su confianza. El mundo nos falla, los seres humanos fallamos, pero Dios no puede fallar. Es por eso que toda nuestra confianza debe estar puesta solo en Dios.

Existen personas que confían en sus fuerzas o en otras personas, hay quienes confían en naciones o en la economía. Todos los que confían en organizaciones terminarán siendo defraudados. Pero quien confía en el Señor permanecerá para siempre, así como nuestro Dios. Quienes confían en el Señor recibirán de Él la paz, la seguridad, la salvación. 

Solo en Dios confiamos, en Él está puesta nuestra esperanza. La eternidad, el poder y la gloria son del Señor y perseveramos en Él. Le obedecemos y ponemos por obra su palabra y Él nos bendice con su paz. 

En quien nos fortalece (Salmos 18:1)

De Dios es nuestra fortaleza, a Él damos toda la gloria. No solo nos llena de su paz sino que nos fortalece para que perseveremos en su palabra y no nos desviemos de ella. Gracias a su Santo Espíritu tenemos la fortaleza para hacer su voluntad. 

Dios nos guardará en su paz si permanecemos fieles a Él. Vale la pena, vale mucho la pena estar en Dios y sentir su protección, sentir su paz y vivir en ella para siempre.

Redactado por Mauricio Aquino para Central de Sermones.

© José R. Hernández. Todos los derechos reservados.

Central de Sermones… Mensajes Cristianos

Atención. Puede usar este mensaje cristiano para predicar en su iglesia, pero si Ud. desea publicar este mensaje cristiano en su sitio web, o en las redes sociales, Ud. tiene que incluir el nombre del dueño de los derechos de autor (© José R. Hernández), y un vínculo a https://www.centraldesermones.com.

Recuerde que el plagio es robo, y como cristianos no estamos llamados a robar (Éxodo 20:15). Recuerda «No hurtaréis, ni engañaréis, ni os mentiréis unos a otros.» Levítico 19:11. No comprometas tu testimonio cristiano. Toda violación de derechos de autor sera reportada a Google.

Acerca Pastor Hernández

José R. Hernández; educación cristiana: Maestría en Teología. El Pastor Hernández y su esposa son ciudadanos de los Estados Unidos de América.

También Revise

Yo soy Jehová.. Mensajes Cristianos

¡Yo soy Jehová!

Mensajes Cristianos. La afirmación de Yo soy Jehová tu Dios nos indica de manera afirmativa que, así como es nuestro Señor también es nuestro Dios. Debemos...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *