Inicio / Mensajes Cristianos / Orgullo y presunción

Orgullo y presunción

Mensajes Cristianos – Predicas Cristianas

El malo, por la altivez de su rostro, no busca a Dios; No hay Dios en ninguno de sus pensamientos”.
Salmos 10:4

El tener exceso de estimación propia, la arrogancia, la vanidad, la soberbia, la jactancia y la altivez son las características principales de una persona orgullosa y presumida.

En la biblia hay gran variedad de versículos que resaltan estos términos, y en la gran mayoría está de manifiesto el odio que Dios siente por tales actitudes, lamentablemente muchas veces queremos acercarnos a Dios y por nuestras actitudes sólo provocamos que Él se aleje y nos dé la espalda, pues la Biblia dice que Dios presta atención al humilde más al altivo lo mira de lejos. Salmo 138:6

Anuncios


Le invito a leer Lucas 18:9-14.

Analicemos el tema mediante preguntas básicas:

¿A quién va dirigido el mensaje?

En el versículo 9 del capítulo leído, podemos ver que esta parábola Jesús la dirigió “a unos que confiaban en sí mismos como justos, y menospreciaban a los otros”… (A hombres orgullosos y presumidos).

¿Quiénes eran los personajes principales en esta parábola?

Anuncios


-El Fariseo: Versículo 11-12.

-El Publicano: Versículo 13.

¿Qué quiso destacar Jesús al enseñar esta parábola?

La actitud de los dos hombres, ambos buscaban a Dios, uno en soberbia se enalteció a sí mismo, presumiendo de todo cuanto tenía y daba, (se alababa a sí mismo menospreciando al publicano en su soberbia), y el otro que era el publicano oro a Dios en reverencia, sinceridad y humildad de corazón.

Anuncios


Jesús concluyó la parábola enseñando que quien se enaltecía sería humillado y quien se humillaba sería enaltecido.

¿A cuál de los dos justifico Dios?

Indiscutiblemente no fue al fariseo, Dios justificó al Publicano.

Aprendamos un poco acerca de la historia de estos dos señores:

¿Quiénes eran los publicanos?

Los publicanos eran arrendatarios de aduana (cobradores de impuestos), lo cual era abominable para los judíos, ya que trabajaban para el imperio romano,(el imperio romano oprimía al pueblo para que pagase impuestos que eran dados al César).

Por lo general los publicanos eran gente pobre, pertenecían a una clase social tan desfavorecida que tenían que aceptar este trabajo “deshonroso” para sobrevivir.

Despreciados por la comunidad, los publicanos jamás eran invitados a comer, no los trataban, estaban despojados de sus derechos civiles: no podían ser jueces, ni siquiera testigos de un proceso, mucho menos pertenecer a una comunidad de fariseos, eran tomados como pecadores, marginados, mal pagados y con frecuencia maltratados.

¿Quiénes eran los fariseos?

Anuncios


Los fariseos eran un grupo de hombres religiosos que cumplían la ley de Dios según Moisés, por lo cual procuraban que todos la cumplieran estrictamente tal y como estaba escrito. Como legalistas añadieron muchas normas y tradiciones al libro de la ley que ni ellos mismos podían cumplir.

El nombre fariseo es la forma griega de perusim que significa “los santos” los separados, la verdadera comunidad de Israel.

Jesucristo siempre iba en contra de la doctrina que imponían estos hombres presumidos, para ellos los publicanos eran hombres indignos por ser sirvientes de los romanos, por lo cual no tenían ningún trato con ellos, y consideraban impuro a aquel que tuviera parte con ellos.

Cristo no quería nada con el comercio, para Él también eran abominables todas las opresiones que el imperio romano ejercía sobre el pueblo Judío, pero en su justicia no menospreció a los hombres que prestaban servicio a los romanos, en la biblia hay varios ejemplos de hombres publicanos a quien Cristo recibió con amor, un ejemplo de ellos lo podemos hallar en Mateo 9:9-13

Los fariseos pensaban que para ser justificados tenían que seguir lo que la antigüa ley establecía, (haciendo sacrificios) y hacían obras de caridad (para ser vistos y alabados) y procuraban no contaminarse con lo que ellos consideraban impuro según la ley, mas Cristo enseñaba misericordia, diciendo que él había venido a llamar a pecadores al arrepentimiento; Mateo a pesar de que fue jefe de los publicanos, Cristo le llamo, más el sin pensarlo dos veces siguió a Cristo dejando todo atrás.

¿Cuál fue el trato de Jesús para con los Fariseos?

Los fariseos a pesar de ser conocedores y cumplidores de la ley de Dios, tuvieron al mesías cara a cara y no le conocieron, porque eran faltos de amor, a estos hombres Cristo les enfrento y habló reciamente en muchas ocasiones, catalogándolos como rapaces, necios , llenos de maldad, hipócritas, escépticos de la justicia y del amor de Dios. (Lucas 11: 37-44).

El apóstol Pablo enseñaba a los Corintios la preeminencia del amor, léalo en 1 Corintios 13:1-8, destacando que toda obra a ejecutar, o don ejercido, en vanidad y jactancia, falto de amor, es en vano, incitando de esta manera a sus discípulos a poner en práctica el carácter del amor, en la mayoría de sus cartas el apóstol Pablo puso en evidencia la verdad, que era el amor que heredamos de Jesús.

Basta ya de tanta arrogancia, Jesucristo siendo la verdad, el Señor de Señores, nunca obró en orgullo, no presumió de su sabiduría, ni se alababa a sí mismo, siempre Glorificó al padre, y se entregó en HUMILDAD en la cruz por amor a nosotros los “pecadores”.

Si nosotros a diario decimos que somos siervos de Cristo, ¿por qué actuamos como fariseos?, que controversial…

Somos fariseos (orgullosos y presumidos), cuando:

-No reconocemos a Jesús en nuestras vidas.
-Juzgamos deliberadamente.
-No queremos llevar la palabra donde realmente hay necesidad.
-Hacemos acepción de personas.
-Cuando nos glorificamos a nosotros mismos en todo lo que hacemos.

Conclusión

Hay numerosos criterios que nos señalan como fariseos, pero en fin, cada quien conoce su condición, en la comunión íntima con Dios “Jesucristo nuestro Señor” puede ayudarnos, lo más importante es buscarlo con sinceridad y humildad, ¿acaso cree que Dios no conoce nuestros corazones?, una de las características de la deidad de Dios es que Él es Omnisciente, todo lo sabe, ¿Qué le podemos ocultar?, oremos con sinceridad reconociendo nuestras fallas, si aún no es creyente, habiendo leído esto espero que haya comprendido que sin el amor de Cristo no somos nada.

¿Qué sucedería si Cristo viene hoy?, ¿estaríamos preparados?, creo que todos tenemos muchas cuentas que ajustar con el Señor…

“No seas sabio en tu propia opinión; Teme a Jehová y apártate del mal”. Proverbios 2:7

Acerca Central de Sermones

www.CentralDeSermones.Com está dedicado a llevar el evangelio de Jesucristo y la Palabra de Dios al mundo. Índice de predicas cristianas, sermones, predicaciones, mensajes cristianos, estudios biblicos, bosquejos y otros recursos cristianos basados en la biblia que le ayudaran a evangelizar y en su crecimiento espiritual. Los mensajes cristianos, predicaciones, sermones, estudios biblicos, y otros recursos cristianos en nuestro índice fueron publicados por fieles creyentes en Jesucristo, de diferentes denominaciones quienes han deseado compartir sus predicas cristianas, sermones, estudios biblicos, bosquejos, y mensajes cristianos.

Revise también

Predicaciones Cristianas - Aprendiendo de Lot

Un verdadero adorador

Mensajes Cristianos; un verdadero adorador es aquel que demuestra con su servicio el amor a Dios. El que ama sirve, y el que no sirve, no ama. Tener a Dios como prioridad...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *