Inicio / Predicas Cristianas / Debes remover las piedras

Debes remover las piedras

3. Debes quitar la piedra

a) Vieron pero no observaron; oyeron pero no escucharon, todas esas enseñanzas de Cristo no habían producido Fe en el corazón de los oyentes, en sus amigos más íntimos, era un total desconocido, aún para sus amigos más cercanos, me atrevo a preguntar: ¿Es Cristo un desconocido para nosotros? ¿Lo conocemos? ¿Realmente lo conocemos? ¿O en los momentos de prueba nos llenamos de duda y de confusión y de reproche?

b) Hay los que han invitado a Cristo a que sea parte de su vida hace ya mucho tiempo, hay los que han sido fiel a la iglesia por años, hay los que han cumplido con todos los requisitos y las ceremonias y los dogmas, hay los que leen la Biblia todos los días, no pregunto eso, lo que pregunto es: ¿Conoces a Cristo? Si, lo conozco, nació en un pesebre, los tres reyes magos, los camellos, oro, incienso y mirra, sé quien es Jesús.

Anuncios

c) Si, pero ¿Lo conoces? Porque si lo conoces, entonces puedes descansar en El y depositar tu Fe en El, sin importar la circunstancia ni la tragedia que nos toca vivir ¿O lo enfrentamos con reproches? ¿Dónde estabas tu cuando me echaron de mi trabajo? ¿Dónde estabas tu cuando mi hijo comenzó a drogarse? ¿Dónde estabas tu cuando mi hijo se emborrachó? ¿Donde estabas tu cuando mi hija dejo el hogar?

d) Habían oído la Palabra y visto los milagros, habían compartido momentos de intimidad y de gozo, pero era un desconocido. (Juan 11:37) Algunos de ellos dijeron: ¿No podía éste, que abrió los ojos al ciego, haber hecho también que Lázaro no muriera? La respuesta es sí, hay muchas cosas que Jesús puede hacer, pero no las ha de hacer, en la mayoría de las ocasiones, y es porque El quiere que cada uno de nosotros las hagamos.

e) Y Cristo se acerca a la tumba, era una cueva y tenía una piedra puesta encima, dice la Biblia. Dijo Jesús: Quitad la piedra, entonces Marta comienza con sus enseñanzas de biología y de física, dijo Jesús: Quitad la piedra, es que hiede, Quitad la piedra, es que no entiendes Jesús, esta situación es diferente, Quitad la piedra, no se fijen en las apariencias, sigan las instrucciones, Quitad la piedra, es que los demás dicen que ya no hay esperanza alguna.

f) Es que si no quitan la piedra, no hay resurrección, si no confían en mí, no hay victoria, si no me obedecen, no hay milagro, no hay libertad, no hay provisión, no hay esperanza, por eso, si no quitamos la piedra de nuestra vida, nos convertimos en sepulcros espirituales, aunque estamos vivos, somos como un muerto, sin visión, sin esperanza, sin ganas, sin futuro, sin metas, vivos, pero sin razón de ser.

Anuncios

g) Hay algo que tengo que hacer, debo hacer mi parte, debo ejercer Fe hasta las ultimas instancias, Dios quiere que nosotros participemos, hay varias piedras que debemos remover de nuestras vidas, la piedra de mi falta de Fe, la piedra de mi falta de perseverancia, la piedra de la incredulidad, esta es la piedra más horrible y grande que existe, esta es la piedra que dice: Olvídate Señor, has llegado demasiado tarde.

h) Hace 4 días que murió, ya no hay nada que puedas hacer, Dios quiere hacer el milagro, pero cuando tenemos esta piedra que impide, ni Dios nos puede tocar, cuantas veces nos hallamos en tal estado que pensamos que Dios ha llegado demasiado tarde para salvar el matrimonio, El hijo perdido, la situación financiera, esa enfermedad que nos está llevando al cementerio.

i) Alguien nos dice: Confía, Dios te puede ayudar, si, lo sé, algún día me ayudará, algún día querrá ayudarme, me imagino, eso es fatalismo, no Fe, los que estaban en el cementerio mirando a Jesús, eran todos fatalistas, pero Cristo les pidió que pusieran su Fe en acción y quitaran la piedra, la incredulidad es un pecado muy serio, porque creer es el principio de toda relación con Dios.

j) La Biblia dice que debemos que creer que El es, si no creemos, no tenemos nada en común con Dios, hay los que dicen: Pastor, lo que pasa es que yo no tengo Fe ¿De quien es la culpa si no tiene Fe? ¿Es culpa de Dios? ¿Es culpa de la iglesia? ¿Es culpa de su madre? La culpa es del que no tiene Fe, porque la Fe viene por el oír, o por lo menos eso es lo que dice Pablo a los romanos.

k) Oír la palabra de Dios, por supuesto, no por oír las noticias en la tele, La Fe viene por el oír la Palabra de Dios. ¿No tiene Fe? Lea la Palabra, escuche la predicación de la Palabra, asista a la iglesia ¿O acaso piensa que Dios ha de enviar un ángel con una varita mágica y abracadabra ahora tiene Fe? Si tiene esa piedra que está impidiendo la bendición de Dios para su vida, Cristo hoy le dice: Quitad la piedra.

Anuncios

L) Otra piedra que es terrible y pesada es la de desobediencia a Dios, arrogancia, egocentrismo, rebeldía a Dios, esta piedra impide que la voluntad de Dios sea hecha en nuestras vidas, Dios nos pide que hagamos algo, que vayamos algún sitio, que digamos algo y le contestamos: No Señor, no quiero, Quitad la piedra, no Señor, hace 4 días que está dentro y entramos en un argumento con Dios.

Ll) Llega el momento en que Dios nos dice: Ok, está bien, quédate con la piedra, pero no me pidas que responda tus oraciones, todos tenemos una gran batalla con la obediencia a Dios, todos queremos satisfacer nuestros deseos y presentamos ante Dios nuestros planes y nuestras ideas, pocas veces hacemos la pausa para preguntar a Dios cual es su plan o su deseo para nuestra vida y cuando Dios no aprueba nuestro plan o nos indica que tiene uno mejor, más grande, más importante, nos rebelamos contra Él.

m) La única forma de quitar esta piedra es de morir a nosotros mismos y decir: Señor, sea hecha tu voluntad, así en la tierra como en el cielo, como en mi vida, quiero que tu voluntad se haga en mí, no vivo yo, mas Cristo vive en mí, dijo Pablo y cuando Él dice: Este es el camino, por el andad, no tenemos confusión ni discusión, sino obediencia, la obediencia es lo que Dios busca en nosotros, no nuestro sacrificio.

n) ¿Cuántas piedras más tiene Ud., apiladas a la entrada de su corazón? Quite esa piedra de su vida, no sea un sepulcro para los que están a su alrededor, sea más bien una fuente de vida y de fragancia agradable a todos los que están cerca y reciba el milagro que tanto espera, Cristo vino para que tengamos vida en abundancia, no para que estemos llenos de muerte, los vivos no viven en sepulcros.

ñ) Él, que es la fuente de la inmortalidad nos dice: El que cree en mí, tiene vida eterna, y terminó diciendo: Venid a mí los que estáis cargados y trabajados y yo os haré descansar, cansa llevar piedras, cansa llevar una carga tan pesada, causa sed el tener que cargar con tanto peso todos los días de nuestra vida, Cristo nos ofrece refrigerio y descanso, nos ofrece alivio y perdón.

o) Cuando la piedra fue quitada del sepulcro de Lázaro, ese sepulcro se llenó de vida y de luz y fue transformado en un lugar de alabanza y de júbilo en vez de ser un lugar de luto y de muerte, los que lloraban, cuando esa piedra fue quitada, comenzaron a cantar y reír y alabar a Dios y festejar y dar glorias a Dios.

p) ¡Está vivo! Algo que estaba muerto, ahora tiene vida, un sitio de muerte se transformó en una cuna de vida, y Dios quiere hacer lo mismo en su vida, quiere transformar esa muerte en vida, esa tristeza en gozo, ese luto y llanto en risa y canto, esa soledad en compañía, por eso Cristo nos dice hoy: ¡Quitad la piedra!

Acerca Daniel Tomas

Mi nombre es Daniel Tomas y hace más de 35 años sirvo al Señor. He asumido el compromiso de serle fiel cada día de mi vida y de sembrar mi corazón y ministerio en Su presencia y así llevar mucho fruto. Junto con toda mi familia en enero del año 1994 vinimos a Bariloche a servir en la Iglesia Catedral Familiar, de la Unión de las Asambleas de Dios, ministerio el cual amamos y donde Dios nos trajo para así alcanzar Su sueño, que es ver a esta ciudad y pueblos aledaños rendidos a los pies de Jesús.

También Revise

Bosquejos para Predicar - El pecado de muerte

¿Quien esta libre de pecado?

Predicas Cristianas... ¿De qué vamos a arrepentirnos, si no conocemos en que hemos pecado? Una doctrina pequeña sobre el pecado engendra pequeños fariseos..

Un comentario

  1. Tenemos que remover la piedra que nos estorba en nuestra vida como la piedra del odio, la envidia, el celo, la murmuración, la falta de perdón. Para poder ver el milagro de Dios.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *