Inicio / Predicas Cristianas / Vuelve a casa otra vez

Vuelve a casa otra vez

Predicas Cristianas – Predicaciones Cristianas

Texto: Lucas 15:11-20

Introducción:

Cuando hablamos de que estamos viviendo días determinantes, días decisivos, días de aceleración divina, es para que cada uno de nosotros tome la palabra y comience a funcionar por ella, y los resultados por obedecer la palabra serán extraordinarios.

Anuncios

1. Posición y Actitud

Seguridad en la Biblia, es saber mi posición y mi actitud, soy hijo, esa es mi posición, y mi actitud es la de siervo, mi posición no es de siervo, la actitud es de servicio pero mi posición es la de hijo, aquí vemos a un padre con dos hijos, uno le reclama su herencia (que se cobraba cuando el padre moría), entonces el padre se la dio a los dos hijos.

El menor se fue, gastó todo, terminó endeudado, hasta comía con los cerdos (para un judío comer con los cerdos era lo peor) pero de pronto, recapacitó, pensó que en la casa de su padre había comida, que él era rico, que había de todo y él estaba comiendo lo de los cerdos. El hijo menor tenía posición de hijo, pero su actitud no era de siervo; eso es inseguridad.

El hijo menor tomó su herencia, la malgastó y se quedó sin nada, porque su inseguridad no le permitió el éxito, cuando volvió a la casa de su padre, éste lo esperaba con los brazos abiertos, le puso anillo, un vestido, mató un becerro e hizo una fiesta por su regreso, el hermano mayor regresaba del campo y escuchó música, al preguntar qué sucedía le dijeron que su padre hizo fiesta por el regreso de su hermano, entonces se enojó mucho y dijo: ¿Cómo?

Anuncios

Toda la vida trabajé con mi padre y jamás mató ni un cabrito, nunca me festejó aunque siempre estuve a su lado, el hijo mayor también era inseguro; o sea un inseguro estaba pródigo con los cerdos, y otro con mente de cerdo, estaba dentro de la casa, el hijo menor tenía posición de hijo pero no actitud de siervo, y el mayor tenía actitud de siervo pero no posición de hijo, Iglesia, debemos saber ¿Cuál es nuestra posición? Somos hijos del Rey.

Todo lo que ganó Jesús en la cruz nos pertenece, somos herederos de la gloria, la bendición y la riqueza; no somos huérfanos sino hijos del Rey Todopoderoso y la actitud de siervo es porque queremos servir, ver a la gente bendecida, darles lo que Dios nos dio y que ellos lo reciban también; no tenemos que demostrar nada a nadie, no necesitamos la felicitación de nadie, porque somos hijos del Rey por Jesús.

¿Qué le pasó al hijo menor que era inseguro, controlador, malgastó todo, no se permitió el éxito y, de pronto recibió seguridad, una convicción tan grande que lo hizo regresar a la casa y recuperar todo lo perdido? Para recibir Seguridad Divina debo dejarme corregir por mi mentor, lo primero que él dijo fue: He pecado contra el cielo y contra papá, voy a pedirle que me haga uno de sus jornaleros.

Debes aprender a dejarte corregir por tu mentor que es alguien que logró más que tú, que sabe más, que en algún área de tu vida avanzó más y fue puesto para corregirte, no para retarte, porque la gente segura logra más seguridad al dejarse corregir, una vez, había dos reyes que se juntaron para atacar a otro que les había robado la tierra; uno de ellos dijo que antes debían consultar a su dios, para eso llamaron a cuatrocientos profetas, quienes le dijeron que debían atacar pues dios estaba con ellos.

Al rey había algo que no le convencía, por eso preguntó si había otro profeta más, así llamaron a Elías, quien les dijo: Si van a la guerra los van a destruir porque ese pueblo no tiene pastor. Al rey no le gustó oír esto, pensó que le profetizaba negativamente; entonces el profeta le dijo: Así dice el Señor, si vas y no te matan, yo fui un falso profeta; pero si te matan yo fui un buen profeta.

Anuncios

Lo que le estaba diciendo no era negativo, era algo bueno, una advertencia porque lo matarían, pero para el que no se deja corregir, hasta lo bueno le suena como maldición, fuimos tan maltratados, tan castigados, retados, que cuando nos corrigen, en vez de interpretarlo como un cuidado, sentimos que otro más nos está pegando, Dios te pondrá mentores, gente avanzada en cualquier área, y te corregirán; caminarás cerca y le preguntarás que te muestre tu equivocación, qué debes corregir. Corrige al sabio y te amará, dice la Biblia.

Jesús tuvo durante su ministerio tres grupos de personas que los rodearon: Multitudes, setenta y doce; pero cuando murió y resucitó, solamente se les apareció a los doce, luego de la muerte de Juan el bautista, Jesús fue solo al desierto, la multitud se enteró que estaba allí y fue a buscarlo, y dice la Palabra: Que al ver a las multitudes tuvo compasión de ellos. Y los empezó a sanar.

Después les dio un seminario, los ministró con autoridad del cielo por largo tiempo, después les dio de comer y los despidió, los discípulos se fueron cansados al barco y se desata una tormenta, la multitud es despedida porque no se deja corregir, pero el discípulo se deja corregir, la mentalidad de multitud no se deja corregir, pero el discípulo trabaja más, se entrena, pues traerá un avivamiento de primera mano.

2. Debes tener visión

Cuando el hijo menor estaba con los cerdos tuvo visión de la comida en casa de su padre, hay dos tipos de visiones: Una, del alma, de la imaginación, de la mente; y otra, la que Dios pone en mi espíritu. Esa es la Visión estratégica: Es la que visualizamos, es una foto en la mente de lo que quiero lograr, una película que veo en mi imaginación.

La Nueva Era nos robó este principio que es bíblico y lo explotó, un ejemplo es Dios diciéndole a Abraham que salga de la carpa, mire las estrellas, para que supiera que tendría descendencia, la pregunta es: ¿no podía decirle directamente te daré un hijo? Hizo que observara las estrellas porque Abraham debía usar su imaginación y, en cada estrella, ver un hijo.

Después le dijo que contara la arena del mar, para ver cómo sería su descendencia, Dios hizo que Abraham lo viera porque hay gran poder en la visión de la imaginación, cuando nacemos lo primero que aprendemos son imágenes no palabras, Paul Yonghi Choo fue el que redimió este concepto, cuando tenía cinco miembros él imaginaba trescientos, y cuando tuvo trescientos, en su imaginación, vio tres mil, y cuando tuvo tres mil, vio un millón, o sea desarrolló la visión estratégica.

(Filipenses 4:8) dice Todo lo verdadero, todo lo justo, todo lo puro, todo lo honesto, de buen nombre, todo lo amable, en eso pensad. Siempre supe que debía pensar así, pero descubrí que la palabra pensar también significa imaginar, tengo que imaginar todo lo bueno, por ejemplo: Imagina que tus vacaciones van a ser buenas, mírate allí, al sol, en una reposera, descansando, frente al mar…, (pero no por dos minutos solamente, sino durante veinte días).

Anuncios

En (Mateo 22:37) dice Jesús: Amarás al señor, tu Dios, con todo tu corazón con tu mente y con toda tu alma. ¿Por qué dice mente si después dice alma, y la mente es parte del alma? Porque mente es imaginación, es decir Dios quiere que lo amemos con nuestra mente y con nuestra imaginación, (1° Pedro) dice: Ceñid los lomos de la mente, la palabra para mente allí es imaginación.

(Josué 1: 8) dice Nunca se apartará de tu boca este libro de la ley sino que de día y de noche meditarás en él, y la palabra meditar es, imaginar, la imaginación fue creada para imaginar las promesas que Dios nos dio, todos usamos nuestra imaginación, ya sea para lo bueno como para lo malo, Dios le dijo a Josué que imaginara su Palabra de día y de noche, no solo masticarla, asimilarla, ponerla en práctica sino imaginarla.

La Palabra dice: Serás como un árbol plantado en las corrientes de las aguas, tu tronco es firme y tus hojas no caen. Imagina a toda tu familia abrazada, levantando las manos y diciendo: Papá te amamos, porque la Palabra dice y toda tu casa será salva, imagina que eres un águila, volando arriba de la tormenta en la que estás, y no te afecta, porque Dios te ha dado alas de águila.

Acerca Daniel Tomas

Mi nombre es Daniel Tomas y hace más de 35 años sirvo al Señor. He asumido el compromiso de serle fiel cada día de mi vida y de sembrar mi corazón y ministerio en Su presencia y así llevar mucho fruto. Junto con toda mi familia en enero del año 1994 vinimos a Bariloche a servir en la Iglesia Catedral Familiar, de la Unión de las Asambleas de Dios, ministerio el cual amamos y donde Dios nos trajo para así alcanzar Su sueño, que es ver a esta ciudad y pueblos aledaños rendidos a los pies de Jesús.

Revise también

Predicas Cristianas.. Justicia en el reino

Justicia en el reino

Predicas Cristianas.. El poder de la justicia en el reino de Dios; este poder nace del corazón de Dios para el cumplimiento de su propósito eterno. El propósito...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *