Encorvados

Predicas Cristianas… Predicaciones Cristianas

Lucas 13:10-18

La mujer: Una mujer enferma es el cuadro de máxima necesidad, Jesús tuvo compasión por la mujer encorvada.

El estaba enseñando en un entorno religioso, cuantas veces la mujer había venido al templo, oraba, cantaba, a lo mejor ayunaba, pero sin respuesta.

¿Te has sentido sin respuestas de Dios?, ¿aun los líderes religiosos no te dan una respuesta? Tal vez necesitas un encuentro con alguien diferente al religioso, tal vez lo que necesitas es un encuentro con Jesús.

La mujer se nos dice que era hija de Abraham: Ella pertenecía al pueblo de Dios, tenía las mismas promesas de Abraham, pero ¿por qué no se cumplían estas promesas?, habían fallado las promesas o tal vez la respuesta era diferente. Lo único que Jesús menciona es la condición de esta mujer, una mujer atada por Satanás durante 18 años.

En las iglesias es donde puede encontrarse a la gente pecadora, a la gente atada, no consideramos que somos mejores que muchos, al contrario somos los más necesitados. A Jesús le encantaba hablar con la gente necesitada, los sanos no tienen necesidad del doctor.

¿Te sientes enfermo?, porque el sano es autosuficiente, no tiene necesidad, a Jesús no le preocupaba la gente que no tenía necesidad, al contrario, le preocupaba la gente necesitada, los necesitados, porque no había en ellos riqueza espiritual, los que se sentían con el corazón vacío, o los que sentían que no podían estar sanos.

La mujer estaba encorvada, los encorvados sólo miran hacia abajo, hacia la tierra, hacia el problema, los encorvados no pueden ponerse de pie, no pueden mirar de frente, su autoestima está tan golpeada que se sienten menos que los demás, ella pensó que Jesús siendo profeta no iba a mirarla, el encorvado se siente imperfecto, pero allí estaba Jesús buscando a los imperfectos, buscando a los que se sienten que no pueden mirar sino sus circunstancias sin ponerse de pie.

Tal vez has estado como esta mujer, mirando a la tierra y no mirando al cielo. Tal vez piensas que no has tenido oportunidades en la vida y tal vez cuando llegan, esas oportunidades son para los demás pero no para ti, Jesús buscó al que no tenía ninguna oportunidad.

Los médicos: Esta mujer se había gastado todo lo que tenia en médicos, pero a veces ellos no nos pueden dar respuestas ni soluciones. Si has estado apoyándote en alguien y has perdido la ruta, vuélvete a Jesús.

Jesús la llamó: Tal vez ella no era importante para nadie, no resaltaba, no era popular, no tenía posesiones tampoco era brillante, pero tuvo el privilegio de que Jesús la llamara, los ojos de Jesús se posaron sobre ella y por primera vez, ella sintió que era importante para alguien, si has sido de esas personas que todo el mundo usa y luego la tira, debes saber que para Jesús eres importante, que El no te discrimina porque no sepas hablar, porque no resaltes o porque no seas importante aparentemente, lo que El busca es llamarte por tu nombre, El te está llamando por tu nombre, atiende su llamado.

Jesús sabe tu nombre, eso es importante, tal vez otras personas no lo saben, pero Jesús te conoce desde que naciste, Jesús conocía a esta mujer, había escuchado su historia. Ten un encuentro con el que puede cambiar tu historia. Jesús cambia tu historia.

Las mujeres no podían entrar en las sinagogas: Había un lugar reservado para ellas pero no podían estar adentro, pero para Jesús era importante que ella entrara. Si los sistemas religiosos te han discriminado, debes saber que tienes un lugar en la casa de Dios, la casa de Dios es la morada de tu Padre, el lugar donde Jesús te habla, el lugar donde Jesús te sana, el lugar donde Jesús habita con Su Presencia maravillosa.

Lo que los médicos no han podido hacer por ti, Jesús lo puede hacer por ti, El te sana con Su Poder, El hace una declaración sobre la mujer: Mujer, eres libre de tu enfermedad, nota que Jesús la libera, si necesitas libertad, ven a Jesús, no hay nadie más que pueda darte esa clase de libertad.

Hay personas que no nacieron encorvadas, pero los problemas, las críticas, los conflictos, las van encorvando en la vida, nadie puede quitar ese peso de encima de ti, ese peso que no te pertenece, no fuiste creado encorvado, fuiste creado para levantar tu frente, para mirar al frente, para mirar el rostro de otros y no hacia abajo.

El toque de Jesús: La mujer estuvo enferma 18 años, hay quienes llevan así mucho tiempo, nadie ha podido ayudarlos, pero Jesús pone su poder a disposición para ti.

El puso sus manos sobre ella, eso se llama identificarse con la mujer, con su situación, el hecho de que Jesús la tocara significa que puso a su disposición todo su poder, porque El no se limita, cuando se trata de ayudar a alguien, transfirió fe a la mujer para que ella empezara a creer que puede haber una cura para su enfermedad, Jesucristo te sana, sana tu alma, sana tu corazón, sana tu vida, has estado bastante tiempo llevando esa carga, pero hoy Jesús te declara sano y sin enfermedad.

Ella se enderezó: Lo que nadie puede arreglar, sólo Jesús lo puede arreglar, lo que nadie puede, El todo lo puede, ni siquiera Satanás y su poder pueden atar a alguien cuando Jesús lo libera. Jesucristo dice: “Conoceréis la verdad y la verdad os hará libres”.

El resultado de la sanidad es que la mujer lo primero que hizo fue glorificar a Dios. Has sido hecho a la medida de Dios para que te conviertas en un adorador, porque lo que Satanás quita en la persona es la capacidad para adorar, si has perdido esta capacidad, recupera tu razón de ser.

La Biblia dice que has sido creado por Dios para su deleite, para que seas un adorador en espíritu y en verdad, para que le des adoración al Padre, para que te deleites en Su Presencia. Una cosa es estar fuera de la casa del padre, pero otra muy distinta es estar de pie, sin encorvarse, con las manos extendidas, adorando a Dios.

Una vez que Jesús te libera, encuentras que tu principal propósito en la vida es adorar a Dios, eres un adorador del Señor. Tienes un lugar en la casa de Dios, el lugar de la morada de su gloria, ese día Jesús usó el culto para traer sanidad, ¿no es éste el propósito de todos los cultos?, ¡debemos tener sanidad en el día del Señor!

Hija de Abraham: Ella tenía la promesa de Abraham, “te bendeciré y serás bendición a todos los pueblos de la tierra”, pero no vivía en esa promesa.

A partir de ese día, ella experimentó lo que estar bajo la promesa, tu también estás bajo las promesas del Señor, El te llama, Jesucristo te llama por tu nombre, El conoce tu historia, ven a Jesús entrégale tu vida a El y El te sanará, te hará entrar en su casa, en las promesas de Dios, te ha dado nombre mejor que el de hijos e hijas.

¡Ven a Jesús!

© Juan Carlos López

Acerca Juan Carlos Lopez

El Pastor Juan Carlos López es Ingeniero Industrial de la Universidad Libre de Colombia. Trabajó en multinacionales de donde el Señor lo llamó al ministerio, es graduado en el Seminario Bíblico Filadelfia de Bogotá, cuenta con una licenciatura en Teología, en Filadelfia, y una Maestría en curso en Doxa International University.

Revise también

Predicas Cristianas.. Aceptar el propósito de Dios

Contentamiento: un rechazo a la ambición y al conformismo

Predicaciones Cristianas Escritas... La expresión que resumen el contentamiento cristiano es: Dios y lo que Dios me da, es todo lo que necesito...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *