Amar sin condiciones

Predicas Cristianas

Prédica de Hoy: Amar sin condiciones

Predicas Cristianas Lectura Bíblica Principal: Mateo 9:9-13

Introducción

Quisiera que antes de escuchar la Palabra y participar de la Santa Cena, nos preguntemos si alguna vez hemos buscado y orado a Dios por conveniencia; o si alguna vez le hemos dicho a Dios: Te amo y necesito muchas cosas, pero por ahora estoy ocupado para glorificar tu nombre, para ir a la Iglesia, y para obedecer tus mandamientos; o si hemos estado en ayuno y oración por una sanidad o una necesidad, y después que Dios escuchó nuestra oración e hizo el milagro, te olvidaste de Él.

Bueno, cada uno conoce su respuesta, ahora vamos a hablar del amor incondicional. Este concepto que el hombre, y aun muchos cristianos, ven como irreal, y que habla de nuestra capacidad de comprender a Dios y al prójimo, en relación a sus actitudes, captando la idea y poniéndola por obra, cuando aceptamos el discernimiento sobre dar sin esperar nada a cambio.

Practicar diariamente amar sin condiciones

El practicar diariamente ese amor incondicional nos beneficia en todo sentido. Pero pide un trabajo personal. El amar sin egoísmo, sin manipular, y disfrutando de la entrega sin condiciones pues el amor incondicional libera.

Dar sin esperar nada a cambio nace del corazón de un cristiano que se ha convertido verdaderamente. Pues el amor y la mente de Cristo está en él. Cuando se dice que el amor verdadero es aquel que se da libremente, y no se espera recibir de la misma manera ya que de esta manera estamos condicionando nuestro amor.

Leamos la Palabra de Dios en Mateo 9:9-13 “…Pasando Jesús de allí, vio a un hombre llamado Mateo, que estaba sentado al banco de los tributos públicos, y le dijo: Sígueme. Y se levantó y le siguió. Y aconteció que estando él sentado a la mesa en la casa, he aquí que muchos publicanos y pecadores, que habían venido, se sentaron juntamente a la mesa con Jesús y sus discípulos. Cuando vieron esto los fariseos, dijeron a los discípulos: ¿Por qué come vuestro Maestro con los publicanos y pecadores? Al oír esto Jesús, les dijo: Los sanos no tienen necesidad de médico, sino los enfermos. Id, pues, y aprended lo que significa: Misericordia quiero, y no sacrificio. Porque no he venido a llamar a justos, sino a pecadores, al arrepentimiento…”

Conocemos el amor con condiciones

El amor humano que dice que puedes tomarlo o dejarlo, pero al llegar a Cristo debemos llenarnos del amor que Dios nos da sin condiciones, diciéndonos: Te tomaré, y no voy a dejarte, Jesús lo dijo:

Por eso me ama el Padre, porque yo pongo mi vida, para volverla a tomar. Nadie me la quita, sino que yo de mí mismo la pongo. Tengo poder para ponerla, y tengo poder para volverla a tomar. Este mandamiento recibí de mi PadreJuan 10:17-18, “ciertamente, apenas morirá alguno por un justo; con todo, pudiera ser que alguno osara morir por el bueno. Mas Dios muestra su amor para con nosotros, en que siendo aún pecadores, Cristo murió por nosotrosRomanos 5:7-8.

Acerca Ricardo Hernandez

Ricardo Hernández
Servidor de nuestro Señor Jesucristo. Entregue mi vida a Cristo hace más de 20 años, y me gusta compartir los mensajes cristianos que Dios pone en mi corazón.

También Revise

Lucas, el otro discípulo amado

Lucas, el otro discípulo amado

Predicas Cristianas.. Hemos hablado de Lucas como el otro discípulo amado la intención es ver en este hombre cuatro cosas distintivas como discípulo de Cristo.

Leave a Reply

You have to agree to the comment policy.