Inicio / Predicas Cristianas / Son tus bendiciones

Son tus bendiciones

Pero Dios abrió puertas hoy, “porque se me ha abierto puerta grande y eficaz, y muchos son los adversarios1 Corintios 16:9, y quiere bendecirte abriendo una puerta grande ya sea en tu ministerio, en tu familia, en tu trabajo o en tu economía, pero tenemos que entender que aunque la puerta sea abierta por el Señor, igual habrá muchos adversarios.

Ya te está diciendo el Señor que no será fácil, te será tan complicado como le fue a Jabob recibir la bendición, deberás luchar por ella; y nos advierte esto porque muchos abandonan la guerra en la primera batalla debido a los adversarios que se les presentan, creen que la puerta abierta por Dios no viene de Él y desperdician las oportunidades de progreso y prosperidad para su vida.

Debes saber que cuanto más grande y eficaz sea la puerta que el Señor te abra, muchos más serán los adversarios que se presentarán, y que esos enemigos también serán grandes y eficaces.

Anuncios

De ellos, los internos, aquellos que son nuestros y personales es nuestra responsabilidad vencerlos, y esos adversarios son entre otros, la falta de preparación, la falta de constancia, la falta de discernimiento, la falta de fe, y sobre todo, la rebeldía y la desobediencia.

Es nuestra responsabilidad vencer estas oposiciones porque está en nosotros, y con la bendición de Dios y ayuda del Espíritu Santo lograremos quitarlos de nuestra vida definitivamente. No para una sola ocasión, sabiendo que el Señor es el que abre las puertas, pero somos nosotros los que debemos ingresar por ellas sabiendo que deberemos luchar y vencer a nuestros adversarios, volviéndonos más grandes y eficaces creciendo espiritualmente y desarrollando fortaleza espiritual en todas las áreas de nuestra vida.

Hay personas a quienes no les importan los asuntos espirituales y por eso están dispuesto hacer lo que sea, menos vivir con Dios; por otro lado hay creyentes que aman lo espiritual, pero hacen cualquier cosa para ser bendecidos, y el problema está en cómo pretenden tener las bendiciones.

Yo creo que hay un plan para mi vida, creo en un propósito de Dios, pero entendí que cuando Dios tiene un plan con alguien en base a su promesa, Génesis 28:15, lo hará, pero si la persona insiste en tomar decisiones sin consultar a Dios, tendrá sus consecuencias aunque cumpla su tarea ministerial.

Anuncios

Aprende algo, Jacob no se rindió, y tú, aunque el diablo trate de herirte, no te mantengas, mantente firme hasta el final, recuerda que Jacob arrebató la bendición por su perseverancia; tienes que aprender, no importa si son días o meses, aprende a seguir peleando por lo que Dios ha dicho que es tuyo y el enemigo no lo quiere soltar pues tú tienes mayor autoridad que el diablo.

No dejemos a Dios, no dejemos su palabra, no dejemos de orar, no nos cansemos de hacer bien; porque a su tiempo segaremos, si no desmayamos; hoy pídele a Dios Padre tu bendición. Como hijos de Dios tenemos derecho de reclamar las bendiciones que están en su palabra, Jacob lo hizo y dijo: No te dejaré, si no me bendices.

Has entrado en una dimensión en donde no puedes darte el lujo de rendirte, no sé si estás agotado por la pelea o si estás en crisis, pero puedo decirte que Dios está contigo y no te abandona, entonces…. no te rindas, pelea, la bendición está a justo sobre ti, levanta tus manos y la tocarás, pelea porque Dios confía en ti para ganar.

No desmayemos hasta que Dios nos bendiga, reclame su bendición, grite, clame, luche, pero no suelte a Dios hasta que no le bendiga; ten la seguridad de que después de una gran lucha, Dios, en su gracia, te bendecirá grandemente.

Al decirte que la puerta será grande y eficaz te está diciendo el Señor que la oportunidad es importante y que las bendiciones serán realmente beneficiosas para ti; ahora yo bendigo tu vida para que con la fortaleza del Espíritu Santo, y el favor de Dios puedas derrotar a tus enemigos y aprovechar todas las puertas que Él quiere abrirte para entregarte las bendiciones, pues ¡¡SON TUS BENDICIONES!!!.

Anuncios

Sólo tienes que determinarte a tomar lo que es tuyo, Jacob siguió cojeando aunque ya había obtenido la bendición, y si después de tener lo que querías te sientes cansado y sin fuerzas, Dios te restaurará, pero recuerda que son marcas que quedaron en ti para recordarte el precio de obtener una bendición.

© Ricardo Hernández. Todos los derechos reservados.

Central de Sermones… Predicas Cristianas

Acerca Ricardo Hernandez

Servidor de nuestro Señor Jesucristo. Entregue mi vida a Cristo hace más de 20 años, y me gusta compartir los mensajes cristianos que Dios pone en mi corazón.

También Revise

Predicas Cristianas... Los pecados del santo Lot

Los pecados del santo Lot

Predicas Cristianas... Los cristianos podemos caer en pecados que son tan malos como los cometidos por los no creyentes. Aunque Lot como creyente fracasó...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *