El pecado de la insatisfación

Predicas Cristianas | Estudios Biblicos

Números 11:4-6Y la gente extranjera que se mezcló con ellos tuvo un vivo deseo, y los hijos de Israel también volvieron a llorar y dijeron! Quién nos diera a comer carne! 5 Nos acordamos del pescado que comíamos en Egipto de balde, de los pepinos, los melones, los puerros, las cebollas y los ajos; 6 y ahora nuestra alma se seca; pues nada sino este maná ven nuestros ojos.

¿Qué significa insatisfacción? Sentimiento de malestar o disgusto que se tiene cuando no se colma un deseo o no se cubre una necesidad. Cosa que provoca malestar o disgusto. Lo contrario a Alguien satisfecho es alguien que colma un deseo o satisface una necesidad, cumplimiento del deseo.

La insatisfacción impide disfrutar de todas las cosas que tenemos y nos angustia por no disponer de alguna que nos falta. Solo se mira la mitad del vaso vacío pero nunca disfruta la mitad del vaso lleno. Algo similar le pasó a Israel había salido de la esclavitud de Egipto. Después de 400 años de esclavitud, un pueblo de más de 2 millones de personas, comenzó a caminar por el desierto en busca de su tierra prometida. El desierto no es un lugar muy agradable para estar. Porque hace demasiado calor, porque no hay agua, y porque no hay donde conseguir alimentos. Por ello Dios cada mañana les daba maná. Era como una especie de pan, que la Biblia llama pan de nobles. Era un milagro de Dios que había crecer de la nada un alimento balanceado con todos los minerales y nutrientes necesarios para el desarrollo humano, en un lugar donde no crecía nada. Pero era lo único que ellos comían. No había otra dieta.

Comían maná cada día, todos los días, y no había otra opción. Y después de varios meses de maná, la situación comenzó a hacerse complicada. Los extranjeros o el populacho comenzaron a quejarse. Se habían cansado del maná, tanto pan les había resecado la garganta, estaban saturados. Y por eso querían volver a Egipto para comer cebollas, ajos y melones. Anhelaban el lugar que habían dejado hacía unos meses por la comida gratis que tenían, y por la variedad de opciones que podían disfrutar. Pero se olvidaron que cuando comían esa comida ellos era esclavos, trabajaban hasta morir, sufrían el castigo egipcio por no alcanzar la producción exigida y que quisieron escaparse de ese sitio de tormento, otra de las cosas que observamos es que no hacían nada por obtener todo lo que el Señor les proporcionaba y aún así se quejaron del maná.

¿Cuántas veces usted se ha quejado de lo que tiene? Sabía usted que muchísima gente en el mundo está padeciendo y anhela tener lo que usted posee por la gracia de Dios. Dios siempre nos va a dar lo necesario para vivir tranquilos, confiados en Él, pero cuando nace la insatisfacción de lo que él nos da entonces se cae en otros pecados como el robar, matar, hacer algo ilícito por alcanzar otras cosas terrenales, porque hay una insatisfacción en el corazón.

Génesis 2:15-17 15 «Tomó, pues, Jehová Dios al hombre, y lo puso en el huerto de Edén, para que lo labrara y lo guardase. 16 Y mandó Jehová Dios al hombre, diciendo: De todo árbol del huerto podrás comer; 17 más del árbol de la ciencia del bien y del mal no comerás; porque el día que de él comieres, ciertamente morirás.» ¿Tenía todo para ser feliz el hombre en el huerto de Edén? Si porque tenían comunión con Dios, Entonces ¿Qué lo llevó a la desobediencia a Dios? La insatisfacción que allí se registra notamos que se da El origen de la insatisfacción en el hombre, fueron probados a través de sus deleites sensibles y el deseo de siempre saber aún más de los límites marcados por Dios en sus leyes. Nosotros tenemos al alcance todo para ser felices (Jesucristo), pero muchas de las veces no queremos obedecerle y seguirle, nadie sino solo nuestro autor nos puede dar la verdadera felicidad, por lo tanto ninguna cosa material puede traer a nuestra vida satisfacción porque siempre va a existir algo mejor a lo que tenemos –hablando terrenalmente-. «En Cristo estamos completos no nos hace falta nada».

¿Qué significa edén en el hebreo? «Éden» placer, deleite, delicia. Fijémonos como Vivian la primera pareja antes de desobedecer la ley de Dios, Vivian en un deleite continuo en Dios. Eso también se produce en el corazón que guarda las leyes divinas vive en ese estado emotivo a pesar de todo lo que le rodea pero ese tipo de comportamiento solo logra tenerlo un verdadero hijo de Dios porque es lo que genera Dios en el alma y no las cosas terrenales.

¿Qué fue lo que paso? Adán y Eva se enfocaron a ver la prohibición que Dios les había hecho y no se percataban de todo lo bueno y maravilloso que Dios tenía para ellos «de todo árbol pueden comer, solo del árbol que está en medio del huerto no podrán comer. » Dios quiere que tengamos deleite de todas las cosas que Él permite pero dentro de su voluntad, Dios no es aquel que nos prohíbe las cosas para vernos amargados o tristes, pues el verdadero deleite es Dios mismo, él es el verdadero gozo para nosotros, cualquier mandamiento que Dios nos dé siempre va a operar para el bien nuestro, aunque muchas de las veces se piense lo contrario o se hagan infinidad de interrogantes, cabe señalar también que Satanás siempre va a tratar que nosotros observemos lo poco que Dios prohíbe y olvidar todo lo que Dios nos da para que las disfrutemos en Él.

Adán y Eva antes de desobedecer al mandamiento de Dios, vivieron deleitándose todos los días como nadie en la historia lo ha hecho, ¿sabe usted cual fue el factor principal de que vivieran en la delicia? pues estaban en plena comunión con Dios. Nosotros tenemos la verdadera felicidad (Jesucristo), ¿usted se siente satisfecho en Dios? ¿Está contento con lo que tiene? Tenga poco o mucho disfrútelo… La mercadotecnia en los medios de comunicación, hace que el hombre se sienta insatisfecho, todo mundo quiere el carro último modelo, la casa más bonita, el celular más actual que haya y el más caro, las zapatillas o zapatos de buena marca, ropa de marca, etc., etc. Y cuando no se consigue, termina olvidando todas las bendiciones que ya posee de parte de Dios.

El ejemplo de El hijo prodigo (Lucas 15:11-32) conocemos la historia de un padre que tenía dos hijos uno de ellos el menor le dice en manera muy descortés, «dame lo que me corresponde» como si su padre le debiera algo, ¿Cuántas veces usted le exige algo a Dios? Dios es soberano, él no tiene por qué cumplir nuestros caprichos por muy buenos que parezcan, en muchas ocasiones no cumple nuestras peticiones, porque siempre nos dará lo mejor para nuestra vida, aunque parezca que lo que Dios permite es contrario a nuestra manera de pensar. Nuestro Señor Jesucristo se sujetó a la voluntad del Padre estando en la condición de hombre, le dijo en su oración en el Getsemaní Padre cúmplase tu voluntad y no la mía, esa debe ser también nuestra actitud hacia Dios. ¿Qué fue lo que ocasionó que en el corazón de este joven brotara la insatisfacción en la casa de su Padre?

Acerca Eldher Abdiell Prado Garay

También Revise

Estudios Biblicos... El Hades

El Hades.. ¿Que sucede despues de la muerte?

Predicaciones Cristianas. Hoy estaremos conduciendo un estudio bíblico acerca de lo que sucede después de la muerte. Para poder entender bien este tema..

Deja una respuesta

You have to agree to the comment policy.