Enseñar a los hijos

Predicas Cristianas

Predicas Cristianas… Lectura Biblica: 3 Juan 1:2-7

Introducción

Como cristianos sabemos que cuando alguien desea direccionar la Palabra en la dirección que más le conviene, lo que se hace es buscar algunos versículos, acomodarlos de manera que digan lo que se desea enfatizar, y ya está.

El tema es que se extraen los versículos fuera del contexto, y de esta manera no se presenta el escenario en el cual se dijo y es probable que se cambie el sentido en que fue dada.

Anuncios

Por ejemplo, si vemos Proverbios 1:8 nos dice: “Oye, hijo mío, la instrucción de tu padre, y no desprecies la dirección de tu madre”. Generalmente, esto se les lee a los chicos cuando uno quiere que obedezcan a sus padres. Y está sobreentendiendo que el padre y la madre lo están instruyendo, aconsejando, y guiando en el camino del Señor para que sea un buen cristiano, obediente a la Palabra, y sujeto a los mandatos que el Señor dejará en ella.

El problema se nos presenta, como pastores, cuando el niño nos dice que ni el padre le instruyó para llevar una vida cristiana bajo la guía de la Palabra de Dios, ni mi madre le dirigió por el buen camino de Dios. Por eso es que siempre decimos que, como padres, necesitamos ser buenos ejemplos ya que no se puede enseñar lo que no se vive, ya que esa enseñanza carece de autoridad espiritual y moral.

La educación

La Biblia pone mucho énfasis sobre la educación, y también sobre los educadores. Tanto en el Antiguo Testamento como en Nuevo Testamento, simplemente leyendo Deuteronomio 6:7-9, 2 Crónicas 15:3, Hechos 18:11, y otros pasajes podemos verlo. También habla de los verdaderos maestros y de los falsos, a consecuencia de la influencia que estos tienen sobre sus alumnos.

La Palabra habla de esto a causa de lo importante que es la influencia que tiene, o puede tener, un maestro sobre aquellos a quienes enseña. Y allí está la importancia de que éste sea un creyente verdaderamente convertido a Cristo, edificado y sobreedificado en la palabra de Dios, ya que si no está verdaderamente convertido, puede transformarse en un religioso.

Anuncios

Como los muchos que tiene el cristianismo, y solo enseñará doctrina de hombres bajo la ley, y no la sana doctrina de la Gracia por medio de Jesucristo, ya que “poderoso es Dios para hacer que abunde en vosotros toda gracia, a fin de que, teniendo siempre en todas las cosas todo lo suficiente, abundéis para toda buena obra2 Corintios 9:8.

Como “el Señor dijo a Pablo en visión de noche: No temas, sino habla, y no calles; porque yo estoy contigo, y ninguno pondrá sobre ti la mano para hacerte mal, porque yo tengo mucho pueblo en esta ciudad. Y se detuvo allí un año y seis meses, enseñándoles la palabra de DiosHechos 18:9-11

Los padres

Cada uno de nosotros, como padres, tenemos la responsabilidad de enseñar la Palabra tal como Dios la dejó escrita. “Porque de cierto os digo que hasta que pasen el cielo y la tierra, ni una jota ni una tilde pasará de la ley, hasta que todo se haya cumplido. De manera que cualquiera que quebrante uno de estos mandamientos muy pequeños, y así enseñe a los hombres, muy pequeño será llamado en el reino de los cielos; mas cualquiera que los haga y los enseñe, éste será llamado grande en el reino de los cielos Mateo 5:18-19.

Los padres cumplimos un rol fundamental en la preparación para sobrellevar la vida de relación que tenemos como seres humanos inmersos en una sociedad que trata de hacer lo que a cada uno mejor le parece y conviene. Y también el rol es fundamental en la educación cristiana de nuestros hijos, porque esa es una de nuestras mayores responsabilidades ya que por lo general ni siquiera en los buenos colegios se enseña este tipo de cosas.

Bendecirlos y no maldecirlos

Algo que muchas veces no se tiene en cuenta es la necesidad de bendecirlos y no maldecirlos. Y seguramente ya muchos estarán pensando que como cristianos es imposible que un padre haga tal cosa. Pero la realidad es que sin darse cuenta lo hace.

Anuncios

Por ejemplo, para bendecir a nuestros hijos es fundamental enseñarles a ofrendar, traer la primicias al altar, dar limosnas, y a diezmar tal como manda la Palabra y no como nos parece. Haciéndoles entender que deben ser hacedores de la Palabra, ya que “el que mira atentamente en la perfecta ley, la de la libertad, y persevera en ella, no siendo oidor olvidadizo, sino hacedor de la obra, éste será bienaventurado en lo que haceSantiago 1:25, pues de esta manera están sembrando en los cielos vida ya que debemos “recordar las palabras del Señor Jesús, que dijo: Más bienaventurado es dar que recibirHechos 20:35, y esto les permitirá prosperar económicamente.

Otra de nuestras obligaciones es enseñarles a distinguir entre lo esencial y lo superfluo. “Así que, teniendo sustento y abrigo, estemos contentos con esto. Porque los que quieren enriquecerse caen en tentación y lazo, y en muchas codicias necias y dañosas, que hunden a los hombres en destrucción y perdición; porque raíz de todos los males es el amor al dinero, el cual codiciando algunos, se extraviaron de la fe, y fueron traspasados de muchos dolores1 Timoteo 6:8-10.

>Mensajes de Interés



Acerca Ricardo Hernandez

Servidor de nuestro Señor Jesucristo. Entregue mi vida a Cristo hace más de 20 años, y me gusta compartir los mensajes cristianos que Dios pone en mi corazón.

También Revise

Central de Sermones.. Predicas Cristianas

¿Qué imagen tienes de Dios?

Predicas Cristianas Escritas, es interesante conocer cómo es la imagen que viene a tu mente cuando te hablan de Dios, de tu Padre celestial. Podríamos pensar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *