Jesús Restaura Corazones Rotos

Predicas Cristianas

Texto Biblico: Lucas 7:11-17

Introducción

Nunca se espera que los padres entierren a un hijo o hija—sin importar su edad. Se cree que los hijos deberían sobrevivir a sus padres. Los que somos padres esperamos ver a nuestros hijos crecer, desarrollarse, casarse y tener hijos propios, antes de que salgan de nuestras vidas.

Hoy quiero hablarte de una mujer que tuvo la amarga experiencia de que su corazón se rompiera en pedazos, al experimentar el dolor de la muerte, al perder primero a su esposo y luego a su hijo, que era lo único que tenía en la vida.

Anuncios

Sólo el evangelista Lucas es el que incluye esta historia relacionada con la vida pública de Jesús y su encuentro con la viuda de Naín. Así que les invito a que valoremos varios detalles interesantes que encontramos en esta historia.

1. DUELO Y SUFRIMIENTO

Cuando llegó (Jesús) cerca de la puerta de la ciudad (de Naín), he aquí que llevaban a enterrar a un difunto, hijo único de su madre, la cual era viuda; y había con ella mucha gente de la ciudad” (Lucas 7:12).

Para el tiempo de Jesús las viudas figuraban en la lista de los más pobres de la sociedad judía junto a los huérfanos y a los extranjeros. De manera que estamos hablando de una familia pobre y necesitada que vivía en una pequeña ciudad de galilea.

Para hacer más patético el cuadro, se suma ahora otro dolor más intenso, su único hijo muere. [Pierde lo único que tenía]. Me imagino que sería un joven con una vida por delante, con sueños y retos. Se convertiría en el sustento, gozo y esperanza de su madre.

Anuncios

No caben dudas que estamos frente a un cuadro realmente triste y descorazonador. Se está hablando de una mujer, viuda, ahora sin hijo y para más de la región de galilea.

Hoy es muy común oír: perdí mi empleo, golpearon mi auto y el seguro no me quiere cubrir los daños, no me alcanza para pagar el mortgage, perdí el gran amor de mi vida, murió mi madre, me diagnosticaron cáncer, mi hijo perdió la universidad y cayó en las drogas; mis relaciones en la familia son cada vez más tensas; sufro depresión y el estrés me está matando. ¿Qué más me espera en esta vida?

Si José el patriarca viviera hoy, podría decirnos que sus hermanos lo quisieron matar; lo vendieron como esclavo; la mujer de su jefe en Egipto quiso obligarlo a tener sexo con ella y por negarse, fue a parar a la cárcel sin causa alguna.

Pero José tuvo la capacidad de entender que los planes de Dios son superiores a todas las estrategias de satanás y de sus agentes. Él supo comprender que Dios cambia los planes de satanás y sus demonios para bien de los que le aman.

Les dijo a sus asustados hermanos: Vosotros pensasteis mal contra mí, más Dios lo encaminó a bien, para hacer lo que vemos hoy, para mantener en vida a mucho pueblo.” (Génesis 50:20).

Anuncios

Es bueno saber que Dios no se deleita en nuestros sufrimientos, Él usa cada tribulación de nuestra vida para lo mejor. Pidámosle a Dios que nos ayude a entender al igual que José, que las adversidades que enfrentamos no van a interrumpir el curso de nuestra nueva vida en Cristo, ni van a impedir que Dios cumpla sus propósitos en nuestras vidas y familias, y la iglesia.

La biblia dice claramente: “Y sabemos que a los que aman a Dios, todas las cosas les ayudan a bien, esto es, a los que conforme a su propósito son llamados.” (Romanos 8:28).

Lucas significa en su historia que la viuda iba acompañada de mucha gente. Gente que pronto se iría a sus casas y a cumplir con sus obligaciones. Ella quedaría sola confrontando su dolorosa realidad: había perdido lo único que tenía.

Qué difícil es enfrentar la soledad. Llenar un vacío. Superar el olvido. Combatir el miedo. Luchar contra la depresión. Resistir en el desierto. Amar en la traición. Todo esto parece imposible. Pero los cristianos debemos descargar toda nuestra ansiedad en Dios y recordar la promesa bíblica que dice: Echa sobre Jehová tu carga, y él te sustentará; No dejará para siempre caído al justo.” (Salmo 55:22). “Pongan todas sus preocupaciones y ansiedades en las manos de Dios, porque Él cuida de ustedes.” (1 Pedro 5:7 NTV).

Acerca David N. Zamora

Ministro Ordenado de las Asambleas de Dios, Pastor Principal de la Iglesia Misionera, A.D.,Inc., Tampa, Florida, EUA. Siendo muy joven comienza a servir al Señor en la Iglesia Evangélica Pentecostal de Cuba (Asambleas de Dios), de Las Tunas, donde se desempeña como maestro bíblico desde el año 1978. Su intensa y activa labor Pastoral en Cuba comienza en Enero de 1991. En abril de 1996 se gradúa de Bachiller en Teología y Biblia, por los Estudios Dirigidos de Superación Bíblica (EDISUB) de las Asambleas de Dios en Cuba. Obtiene su Licenciatura en Teología por medio del Instituto de Superación Ministerial de las Asambleas de Dios de América Latina (ISUM). El Pastor Zamora lleva mas de 42 años de casado con su esposa Raquel González. De esta unión matrimonial nacieron dos hijos: Merlyn David y Otoniel Zamora, quienes se desempeñan activamente, como Ministros de Música y Predicadores del evangelio de Jesucristo.

También Revise

Predicas Cristianas.. Predicas Cristianas... Serás de Bendición

Dios nunca llega tarde

Predicas Cristianas, ¿llega Dios tarde durante nuestros problemas? Las promesas de Dios no dependen de nuestras circunstancias presentes, por eso, en los...

Deja una respuesta

You have to agree to the comment policy.