Inicio / Predicas Cristianas / Derribando barreras de pecado

Derribando barreras de pecado

Derribando barreras de pecado

Texto: “Aconteció un día, que él estaba enseñando, y estaban sentados los fariseos y doctores de la ley, los cuales habían venido de todas las aldeas de Galilea, y de Judea y Jerusalén; y el poder del Señor estaba con él para sanar.
Y sucedió que unos hombres que traían en un lecho a un hombre que estaba paralítico, procuraban llevarle adentro y ponerle delante de él. Pero no hallando cómo hacerlo a causa de la multitud, subieron encima de la casa, y por el tejado le bajaron con el lecho, poniéndole en medio, delante de Jesús. Al ver él la fe de ellos, le dijo: Hombre, tus pecados te son perdonados.
Entonces los escribas y los fariseos comenzaron a cavilar, diciendo: ¿Quién es éste que habla blasfemias? ¿Quién puede perdonar pecados sino sólo Dios?
Jesús entonces, conociendo los pensamientos de ellos, respondiendo les dijo: ¿Qué caviláis en vuestros corazones? ¿Qué es más fácil, decir: Tus pecados te son perdonados, o decir: Levántate y anda?
Pues para que sepáis que el Hijo del Hombre tiene potestad en la tierra para perdonar pecados (dijo al paralítico): A ti te digo: Levántate, toma tu lecho, y vete a tu casa. Al instante, levantándose en presencia de ellos, y tomando el lecho en que estaba acostado, se fue a su casa, glorificando a Dios.
Y todos, sobrecogidos de asombro, glorificaban a Dios; y llenos de temor, decían: Hoy hemos visto maravillas.” Lucas 5:17-26

En esta historia:

Anuncios


La Biblia no dice porqué estaba paralítico este hombre: Podría haber nacido con alguna enfermedad que le invalidara, o bien pudiese haber tenido algún accidente. La verdad que a cualquiera de nosotros nos podría pasar un accidente, yo he sabido de grandes deportistas accidentados que quedaron inválidos o discapacitados. Lo cierto es que este hombre estaba incapacitado aún de movilizarse por sí solo.

La Biblia no dice quién era este hombre: Bien pudiera haber sido un trabajador, o un empresario, o un comerciante, o un político, o un deportista, o un religioso. Cualquiera que haya sido su actividad, lo cierto es que todo hombre necesita a Jesucristo.

Tampoco dice quienes eran estos amigos, (en Mateo dice que eran 4 amigos) pero probablemente entre ellos se dio un diálogo, queriendo ayudar a su amigo paralítico. Me imagino al primero, conmovido por su amor queriendo ayudar a su amigo paralítico. El segundo amigo, tenía fe en Dios que le podría sanar.  El otro probablemente había escuchado de Jesús, pero el cuarto amigo, seguramente dijo en forma decisiva “tenemos que llevarle ante Jesús para que le sane”.  Esto es claro en todo aspecto: Amor – Fe – conocimiento – decisión. No vale tener amor, fe y conocimiento si no tomamos una decisión por Cristo.

Lo que la Biblia sí dice:

La casa llena, entraron por el techo: en ese tiempo el techo era de paja con barro cocido. Tuvieron que romper el techo de la casa, y probablemente hayan caído escombros en la sala donde estaban reunidos.

Anuncios


Todos estaban viendo lo que sucedía, y esperaban que Jesús hiciera algo.
Los discípulos, los fariseos, el dueño de casa, la multitud.  ¿Qué les ira a decir el Señor a éstos?

“Tus pecados te son perdonados” Jesús entonces les menciona esto. Veamos la reacción de cada uno.

– Los discípulos: “Éste interrumpe al maestro, y él le perdona sus pecados”.
– El dueño de casa: “Mira me está destruyendo el techo, y no le llamas la atención.”
– Los amigos: Los dos amigos que quedaron arriba le preguntaron a los otros dos que habían bajado: ¿Qué dijo? -Tus pecados te son perdonados. – Uh, nosotros lo trajimos para que lo sanara.
– Los fariseos: ¿Quién es este habla blasfemias? Sólo Dios puede perdonar pecados.  En esto tenían razón, solamente Dios puede perdonar pecados.  Lo que ellos no habían entendido es que Jesús es Dios, y tiene poder para perdonar pecados.  Por lo tanto no era blasfemia.

Pero Jesús sabía lo que estaba haciendo: El pecado impide la sanidad, es un estorbo, una barrera., es una pared que no permite un milagro en la vida de quien lo necesita. Había que derribar esa muralla para construir un puente entre Dios y el hombre. Había que perdonar los pecados primero, para que este hombre fuera sanado.

Anuncios


En nuestras propias vidas: Probablemente no tengamos un problema de parálisis física, pero nuestra parálisis puede ser una relación de familia, un problema económico, alguna enfermedad, un estado depresivo, un desánimo, cual sea nuestra situación o problema, necesitamos tener este encuentro con el Señor Jesucristo.  Al confesar nuestros pecados, permitiremos que Dios nos bendiga, y levante la afrenta en la que hemos estado todo este tiempo.  La verdad es que el Señor quiere bendecirnos, pero nosotros levantamos barreras, Cristo quiere ser el puente de tu bendición.

El pecado no solamente es robar o matar. Pecado es todo aquello que ofende la santidad de Dios. La inmoralidad, la pornografía, la mentira, el orgullo, la envidia, el enojo, el resentimiento, la amargura, la falta de perdón, las murmuraciones, el amor al dinero, y tantas otras cosas que desagradan a Dios, deben salir de nuestras vidas.

El proceso es el siguiente:

– Reconocer que hemos ofendido a Dios.
– Confesar en SU presencia nuestro pecado por su nombre.
– Arrepentirnos.
– Pedir su perdón. “Si confesamos nuestros pecados, él es fiel y justo para perdonar nuestros pecados, y limpiarnos de toda maldad.” 1 Jn 1:9
– Renunciar. Esto es, decidir nunca más volver a pecar.

Recuerda lo que el Señor Jesucristo le dijo a la mujer adultera:

“Ni yo te condeno; vete, y no peques más.” Jn 8:11

Acerca Guillermo Hinojosa

Desde 1978 sirvo al Señor. Le conocí en la hermosa ciudad de Valparaíso - Chile. EL me ha dado la oportunidad de predicar su Palabra en Argentina, México, Estados Unidos y Chile. Actualmente soy profesor de Teología en el Instituto Bíblico de Las Asambleas de Dios en Valparaíso - Chile.

Revise también

Predicas Cristianas.. Sufrimiento en primavera

Sufrimiento en primavera

Predicas Cristianas. la profecía de Isaías mostraba que Jesús, el Cordero de Dios, seria crucificado. Mensaje cristiano para semana santa; la muerte de Cristo..

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *