Lo que la desobediencia se llevó

1. Para Saúl significó ser desechado como Rey.

A. Su pecado hizo que a Dios le pesara tener a Saúl como Rey. El Señor vió al pecado de Saúl como “darle la espalda” (vs.11)

B. Su pecado fue visto por Dios como rebeldía y obstinación, y equiparable a los pecados de adivinación e idolatría respectivamente. Tal era la gravedad ante los ojos del Señor, las acciones de Saúl. (vs. 23)

C. Su pecado fue descrito claramente por Samuel: desechó la Palabra de Jehová, lo cual le produjo la pérdida de su status como rey para siempre (vs. 23 y vs. 28-29)

2. Para el creyente significa dolor y aflicción de espíritu

A. Su pecado le hace secar – Salmo 32 – Gálatas 6:7-9

B. Su pecado contrista y apaga al Espíritu Santo
a) Lo mete en la zaranda del diablo
b) Lo puede llevar a negar a Cristo

C. Su pecado puede darle la falsa presunción que es salvo, cuando no lo es (Mateo 7:21-23)

Conclusión:

Te mencionaba al ppio. del sermón que el título del Sermón es: Lo que la desobediencia se llevó; y te leí la crónica de uno de los diarios del mundo relatando la pérdida de 95 personas entre pasajeros y tripulantes, incluído el premier Polaco, por causa de la desobediencia del piloto a las indicaciones de la torre de control.

Mucho se discutió en el juicio a las Juntas Militares acerca de la “Obediencia debida” en relación al tema de los desaparecidos: esa herida abierta que sigue teniendo Argentina todavía al presente. Se hablaba hasta que punto se debía obedecer una orden, cuando esta era inmoral o conectado a un delito de lesa humanidad.

Dios no pide una “obediencia debida…”

La demanda de Dios, es que le obedezcamos por amor. Y en lo concerniente a una vida de santidad, que la obediencia sea absoluta…

a. Siempre, aún cuando no se entienda el por qué ni el para qué

b. Sin vacilación alguna

c. Sin excusas de autoengaño

Recordando que la desobediencia al Señor siempre acarreará dolor y aflicción de espíritu, porque el pecado hacer secar toda vida espiritual, entristece y apaga al Espíritu Santo y aún puede dar la falsa presunción de creerse salvo, cuando no se és.

Esta noche, te desafío. Una vez más. A que tu obediencia a Dios sea completa, absoluta. De modo que no dejes ningún rey Agar vivo en tu ser, ni ovejas ni vacas de mal testimonio en tu corral.

Hoy te desafío a que vengas a Jesús a rendirlo todo. Una vez más.

Cuando el rey Agag vino ante la presencia de Samuel a su pedido, llegó alegremente… cantando… “ciertamente ya pasó la amargura de la muerte….

Hay reyes paganos… situaciones contrarias a Dios…. que en las últimas ministraciones – desde principio de año hasta aquí – dejaste con vida…. no confesándolas, no arrepintiéndote, no apartándote de ellos…

Y hoy esos reyes en tu vida… se jactan… con alegría… mientras tu sigues sufriendo.

Esta noche te invito a tomar como Samuel la espada del Señor, y hacer pedazos todo resquicio, todo margen, todo resabio de cosas que te gobiernan alejándote del Señor… de manera que tu obediencia sea de aquí en adelante absoluta….

Amén.

Acerca Pastor Daniel

También Revise

Predicas Cristianas.. Mirando el buen orden

Mujer y madre ejemplar

Predicas Cristianas.. Los cristianos evangélicos hemos sido criticados, cuestionados, o acusados de que no queremos o no respetamos a María, lo cual es falso..

Deja una respuesta

You have to agree to the comment policy.