Asombroso Dios

Mensajes Cristianos

Mensajes Cristianos Texto Biblico:Decid a Dios: ¡Cuán asombrosas son tus obras! por la grandeza de tu poder se someterán a ti tus enemigos.” (Salmos 66:3)

Asombrosas sus obras

Dios tiene esa capacidad única de asombrarnos con sus obras. Solo basta con abrir los ojos cada día y tener el milagro de la vida para darnos cuenta que sus obras son maravillosas. Dice su palabra que sus misericordias se multiplican sobre nosotros cada día, no nos dá las mismas bendiciones sino que son multiplicadas sobre cada uno y sobre quienes nos rodean.

Desde lo que vemos con un microscopio, pequeño, hasta la galaxia más lejana llega su obra. Y más allá de lo que podemos ver o comprender, el poder de Dios se manifiesta en una coreografía sorprendente de luz y vida. La grandeza de su obra no tiene límites, más allá de lo que él estableció.

Aun nosotros somos producto de sus maravillosas obras, creandonos a su imagen y semejanza. Es de agradecer al Señor por cada una de sus bendiciones, por cada uno de los detalles en nuestra vida que nos permiten comprender su grandeza, su amor eterno, su infinita gracia en cada uno de sus hijos.

El asombro de los impíos (Job 18:11)

Los impíos, aquellos que se gozan de la maldad y no han reconocido a Dios por Padre, se sorprenderán de las obras de Dios pero en un sentido doloroso. Porque Dios es justo y no tolera el pecado, si un pecador se arrepiente Él lo recibe y le da nuevas vestiduras, pero aquellos que rehúsan escucharle se sorprenderán con su ira. 

Dios es justo y no tendrá por inocente al malvado. Ya hay un castigo preparado por Dios para la maldad de los hombres. Castigo que no se puede comparar con nada conocido, pues está preparado para el diablo y sus ángeles y todos aquellos que son sus seguidores.

Como dice este pasaje de la palabra de Dios en Job 18:11, el impío huye desconcertado, por el temor que le viene de todas partes. Porque la justicia de Dios es perfecta y la paga del pecado es muerte.

El asombro del mundo (Marcos 9:15)

La presencia de Dios es asombro, pues dónde está Dios todo cambia. Cuando Dios está presente en una persona, sus actos, sus caminos, aun sus pensamientos son transformados por el poder del Señor.

Cuando Dios está presente en una nación, también podemos ver la mano maravillosa de Dios obrando en cada uno de sus habitantes, para bendición. Vemos el ejemplo del pueblo de Israel que ha tenido muchos enemigos y en las escrituras encontramos como naciones enteras le rodean para destruirlo y no pueden, porque Dios pelea por ellos.

De la misma manera que una gallina cuida a sus polluelos, así Dios está cuidando a su pueblo. Sabemos que a los que hemos creído en su nombre nos ha hecho una nación santa, un pueblo escogido por el Señor para la gloria de su nombre. Por lo tanto estamos protegidos por su gloria.

Cuando Dios está presente en una persona todo cambia, cuando Dios está presente en una nación todo cambia, cuando Dios está presente en una simple conversación, todo cambia para bien. Debemos colocar a Dios en el centro de nuestra vida y las cosas empezaran a ir bien. Nos sorprenderemos cuando Dios obre con su maravilloso poder.

El asombro de los hijos de Dios (Lucas 5:26)

Es inevitable llenarse de asombro cuando contemplamos las maravillas del Señor. Cuando vemos sus obras comprendemos su grandeza y no queda otra opción para sus testigos que humillarnos delante de Él y entregarle nuestra vida entera. No hay corazón que pueda resistirse a la presencia del Señor, a su amor eterno y su poder glorioso manifestado en nuestra vida.

No queda otra opción que adorarle cuando vemos sus maravillas. Nuestro corazón es transformado y nos convertimos en adoradores de Dios. No queda otra opción que glorificar su nombre con nuestras obras, pero principalmente con nuestro ser entero. Nuestro cuerpo, nuestra alma y nuestro espíritu se doblegan ante la maravillosa presencia de Dios.

Desde ese momento en todas nuestras conversaciones, en todas nuestras relaciones, en todo lo que hacemos tenemos a Dios en primer lugar, pues se apodera de nuestro corazón y no podemos contemplar ni siquiera la idea de que Él no esté presente. El Señor lo llena todo, ha llenado nuestro corazón y llenará también cualquier necesidad que sus hijos tengan.

Asombroso es nuestro Dios

No hay duda que Dios es maravilloso, es asombroso pues hace cosas que no pensamos, cosas que no esperamos, cosas que creemos que irán en una dirección. Pero Dios es especialista en transformar a las personas, en cambiar el destino de algo o de alguien y darle una nueva esperanza, dar una nueva oportunidad. 

Así hemos sido transformados millones de personas alrededor del mundo, con un destino sombrío, con un destino de muerte, pero Dios intervino y ahora lo que nos espera es un destino de luz y vida. Dios nos ha cambiado y ahora anunciamos que Dios es real y que es asombroso. Anunciamos su palabra para que el mundo entero sepa que en Él hay salvación. 

Somos testigos vivos de la maravillosa obra redentora y transformadora del Señor sobre los pecadores. En ningún otro hallaremos salvación, solo en el Dios Todopoderoso que nos asombra cada día con sus misericordias sobre cada uno de nosotros. A Él daremos gloria para siempre, solo nos pide fidelidad y que perseveremos hasta el fin de los tiempos.

Central de Sermones… Mensajes Cristianos

Acerca Central de Sermones

Central de Sermones; colección de predicas cristianas, mensajes cristianos, estudios biblicos, y bosquejos biblicos.

También Revise

Mensajes Cristianos.. El conocimiento de Dios

El conocimiento de Dios

Mensajes Cristianos, en el libro de Isaías la palabra de Dios nos habla del cautiverio que pasó el pueblo de Israel, pero es aplicable también a la vida..

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *