Inicio / Predicas Cristianas / Los Amigos de la Media Noche

Los Amigos de la Media Noche

Predicas Cristianas – Predicaciones Cristianas

Lucas 11:5-13

INTRODUCCIÓN:

¿Tiene usted amigos que le han llegado en la media noche? ¿Se sintió feliz al levantarse? ¿Los ha atendido de buena gana? Los discípulos se acercaron a Jesús para hacerle una petición que debiera ser continua en nuestras vidas: “Señor, enséñanos a orar, como también Juan enseñó a sus discípulos” (Luc. 11:1b). De ese planteamiento vino la bien conocida oración del Padre nuestro, porque como alguien dijo: “El que aprende a orar, aprende a obrar”.

El escritor Lucas agrega una parábola a la llamada oración modelo. Es una parábola muy interesante pero que por no ser tan popular como la del “hijo pródigo” o la del “Buen samaritano”, no se toma muy en cuenta. Sin embargo, un estudio detenido de ella nos muestra una profunda enseñanza solo de la oración sino también de la persona que está en necesidad en la media noche.

La parábola se presta para que hablemos de hombre de la “media noche”. De esta manera vemos que en la parábola hay tres personajes. La persona que viene de camino a esa hora de la noche. El anfitrión que sale a buscar el pan porque no tiene. Y el amigo que provee -medio enojado- el pan para el que llegó con hambre.

Este mensaje lo traemos para despertar en todos nosotros la importancia de dar de comer al hombre de la media noche. Bien vale la pena estudiar este tema con esa expectativa, considerando a cada personaje en su orden de aparición.

Una reflexión detenida nos induce a ver en esta parábola como estos tres personajes se cruzan a esa hora para darnos el tema: LOS AMIGOS DE LA MEDIA NOCHE. A quién representa cada uno de estos personajes. Analicemos su actuación y sus aplicaciones.

I. HAY UN AMIGO QUE ANDA EN LA MEDIA NOCHE (El inconverso)

1. Un amigo mío ha venido v. 6.

Lo primero que tenemos que decir es que los no cristianos no son nuestros enemigos. El prejuicio religioso pudiera convertirnos en sociedades exclusivas, donde solo unos pocos tienen acceso a nuestro espacio. Una de las críticas más abiertas que le hicieron a Jesús fue que llegó a ser amigo de publicanos y pecadores. Y lo que nos llama la atención es que Jesús no rechazó tal calificativo.

Los judíos ortodoxos de su tiempo habían delineado muy bien las diferencias con las personas con quien ellos se reunirían, o a quienes aceptarían en su grupo íntimo. Pero Jesús fue amigo del ciego, del cojo, del paralítico, de la prostituta y de los ricos también.

Esa fue la gente a quien él vino a buscar, de allí que los hizo sus amigos para ganárselos para su reino. El hombre que viene en la media noche y busca representa a todos aquellos que vienen a él en sus diferentes circunstancias. Note que el texto nos dice que ese amigo anda en la media noche de su vida. ¿Quién es la gente que anda en la media noche de su vida? Pues todos aquellos que están en sus delitos y pecados. Son los hombres y mujeres a quienes Satanás les ha cegado su entendimiento para que no les resplandezca la luz del Señor.

2. Es un amigo que viene de viaje v. 6ª.

Los viajes siempre son agotadores. Los componentes de una larga caminata son el agotamiento físico, mental, emocional y la ansiedad por llegar a casa. El deseo por un buen baño, una buena comida y descanso es lo más requerido. Esta pudo ser la realidad del caminante de esta parábola. En aquellos tiempos casi todos los viajes se hacían a pie. Los caminos eran polvorientos o llenos de lodo. Las provisiones se agotan pronto, de allí que la llegada del visitante presagiaba mucha hambre. Esta es la vida de un hombre sin Dios.

Desde que nació se embarcó en el largo viaje de su vida. En su recorrido se habrá enfrentado con emociones encontradas. Sin bien es cierto que hay tiempos donde las alegrías y las risas han llenado algún espacio, también es cierto que las decepciones por la vida misma pudieran ser sus compañeros de viaje.

En ese largo camino se ha encontrado a la soledad como “compañera” de viaje, con el dolor de alguna enfermedad que no le deja o con una profunda pena del alma a la que no ha podido renunciar. En fin, el amigo sin Cristo es un viajero dominado por el cansancio de la vida. Un gran vacío no satisfecho es su peor compañero en su largo recorrido.

3. Es un amigo que viene hambriento v. 5.

Este versículo nos revela que el viajero ha llegado con bastante hambre. Note que cuando su amigo sale en búsqueda del pan le dice a su vecino “préstame tres panes”. El hambre es uno de los asuntos más notorios en el viaje de la vida. Y esta es en si la más terrible condición del inconverso. En este hombre sin Cristo hay un hambre insatisfecha. Si bien es cierto que ha comido todo lo que el mundo le ha ofrecido, se ha dado cuenta que nada lo ha saciado, por tanto no es feliz.

Sus comidas predilectas son las religiones que le dejaron sus padres con mandamientos de hombres o filosofías que le confunden más cada día para que tenga un encuentro cercano con el salvador Jesucristo. Es el hombre que vive buscando las comidas “chatarras”, eso es, aquellas comidas rápidas que no lo llenan ni lo nutren. Sin embargo este hombre tiene un hambre no satisfecha todavía.

El amigo inconverso llena su vida con las “algarobas” de este mundo porque no se ha satisfecho con la comida que hay en la casa de su Padre celestial. El amigo inconverso necesita venir a Cristo y comer de él por cuanto él es el Pan de Vida que descendió del cielo. Quien de él coma no tendrá hambre jamás.

II. HAY UN AMIGO QUE ESPERA EN LA MEDIA NOCHE (EL cristiano)

1. EL amigo cristiano comparte su hogar v. 6.

La frase “ha venido a mí de viaje” pone en perspectiva la importancia que le da el “amigo cristiano” de recibir al “amigo inconverso” que llega a su casa. Por lo tanto, el hogar de un cristiano se convierte para este viajero en un sitio de esperanza y abierto para aquel que anda en la media noche. Esto nos habla mucho del amor que debe tenerse para con los que están fuera.

Alguien dibujó muy bien a este hombre, cuando dijo: “extiende tu mano y toca al alma que anda hambrienta; extiende tu mano y toca la vida que está deshecha; extiende tu mano y toca al hombre que está angustiado…extiende tu mano y da tu amor al que está sólo; extiende tu mano y da de lo tuyo al que no tiene; extiende tu mano y da luz al que está en tinieblas”. El amigo cristiano no dice ser suyo lo que puede compartir con otro.

La Biblia nos muestra al cristiano como el hombre de la mano abierta, del corazón abierto, pero sobre todo, de su hogar abierto. Así fue al principio del cristianismo. El evangelio creció por todas partes a través del ministerio que los cristianos hicieron por medio de sus propias casas. Cuando nuestros hogares se abren al amigo inconverso le estamos dando el mejor uso.

Acerca Julio Ruiz

Pastor en Virginia en los Estados Unidos, con 42 años de experiencia de los cuales 22 los dedicó en Venezuela, su país de origen. Otros 9 años los dedicó a pastorear en Vancouver, Canadá y los últimos 9 años en Columbia Baptist Church en su ministerio hispano, donde estuvo hasta agosto del (2015). A partir de octubre del mismo año (2015) comenzó una nueva obra que llegó a constituirse en iglesia el 22 de mayo de 2016 bajo el nombre de Iglesia Bautista Ambiente de Gracia en la ciudad de Burke, Virginia. El pastor Julio es Licenciado en Teología y ha estudiado algunas cursos para su maestría en Canadá. Además de haber sido presidente de la convención bautista venezolana en tres ocasiones, también fue profesor del seminario teológico bautista. El pastor Julio por espacio de unos 18 años publica sus sermones y artículos por estos medios. Es casado con Carmen Almera Ruiz y tiene tres hijas y una nieta: Laura, Oly, Sara e Isabella. Si usted quiere comunicarse con el pastor Julio, llámelo al (571) 251-6590.

Revise también

Predicas Cristianas.. Aceptar el propósito de Dios

Contentamiento: un rechazo a la ambición y al conformismo

Predicaciones Cristianas Escritas... La expresión que resumen el contentamiento cristiano es: Dios y lo que Dios me da, es todo lo que necesito...

2 comentarios

  1. António B. Garay

    Siervo de Dios, Bendiciones,gracias por compartir sus predicas, me orientan, dan entendimiento…saludos de TIJUANA B. C.

  2. Hno. Me parece que el mensaje de “Los Amigos de Media noche” quedo un punto no desarrollado.
    El que provee o presta el pan.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *