¿Para qué sirven los dones espirituales?

Predicas Cristianas

Predicas Cristianas Texto Biblico: Efesios 4:7-16

Para escuchar el fichero audible de esta predicación, haga clic aquí

Tema: ¿Para qué sirven los dones espirituales?

Anuncios

INTRODUCCIÓN:

En nuestro mensaje anterior enfocamos la atención en el trabajo que hace el Espíritu Santo en el otorgamiento de los dones espirituales. Ahora traemos otro singular pasaje que habla del mismo asunto, pero dirigido más al propósito con el que fueron dados los dones espirituales.

En los cuatro capítulos que hablan de ellos, tres de Pablo y uno de Pedro, encontramos al final de su contenido este particular énfasis. Por otra parte, Efesios 4 es el único pasaje que nos revela los llamados “dones ministeriales” donde Jesucristo es el autor y dispensador de estas gracias divinas.

En esto destacamos que fue precisamente el mismo Cristo que escogió a los apóstoles para que estuvieran con él, y les trasmitieran las enseñanzas de las que hoy gozamos, pero también a los profetas y pastores, como los responsables para poner todo el fundamento que la iglesia necesitaba.

Anuncios

Es un pasaje interesante porque su contexto inmediato tiene que ver con el descenso y luego el ascenso del Señor. Es todo un cuadro que nos muestra la muerte, resurrección y ascensión del Señor a los cielos, pero previo a su entrada triunfal a la Patria de donde vino, y con la majestad que involucró su regreso de acuerdo con la visión del Salmo 24:7-9, dio dones a los hombres. Esto es muy emocionante.

Ver a Cristo entregando dones a los hombres, al mejor estilo de esos reyes que fueron a la batalla y regresaron triunfantes con sus botines, es simplemente confirmar que aun antes de irse al cielo, Cristo dejó todo en orden. Y es en un pasaje como este donde vemos con tanta claridad la razón por la que a la iglesia del Señor se le confirieron dones espirituales. Cuáles son las razones que nos presenta Pablo en este pasaje.

I. PREPARAR AL CREYENTE PARA LA OBRA DEL MINISTERIO

1. Perfeccionar a los santos (vers. 12).

Como ya hemos dicho estos son los “dones ministeriales”. Al parecer estos fueron los primeros dones que se le otorgó a la iglesia cuyo fin fue el de afirmarla desde su nacimiento. Como se ve en la lista, los primeros que aparecen son los “apóstoles y profetas”.

Sin duda que estos dos oficios fueron determinantes para la consolidación de la iglesia en cuanto a su doctrina y en la revelación de la palabra. Los apóstoles establecieron el fundamento a través de la llamada “fe apostólica” de donde viene todo lo que hoy creemos como doctrina.

Anuncios

Por supuesto que los 12 apóstoles fueron los que el Señor asignó para el trabajo de equipar a cada creyente. Y lo mismo hicieron los profetas, quienes recibieron el mensaje del Señor para la edificación, exhortación y consuelo de la iglesia.

Estos hombres ejercieron un gran ministerio de dar a conocer la palabra de Dios hasta que finalmente tuvimos el llamado “canon bíblico”. Y lo que ambos hicieron, incluyendo a los tres dones restantes, fue la “perfeccionar a los santos”. Esta palabra significa “equipar”, “remendar” o “preparar” las redes para la tarea de la pesca. Esta es la gran tarea de un pastor.

2. Para la edificación del cuerpo de Cristo (vers. 12b).

El propósito de los dones no puede ser otro que este. Cuando los dones espirituales se centran en la persona, como si él fuera el dueño de ellos para su propio consumo, la iglesia pierde la bendición de haber sido edificada. Y de acuerdo con lo que Pablo nos expresa acá el gran propósito por lo que existen los dones espirituales es para traer edificación al cuerpo de Cristo.

Esto nos pone de manifiesto que el uso de los dones espirituales ha sido dado para que la iglesia se desarrolle en un crecimiento tal que haga realidad lo que el mismo apóstol señala en el (vers. 16).

Resulta interesante que de estos cuatro dones nombrados (el don pastor-maestro), que siempre se consideró como uno solo, el de evangelista y pastor sería el que le daría a la iglesia su consolidación en el tiempo.

Los primeros dos pusieron el fundamento, los otros dos harían la construcción de una edificación que, de acuerdo con lo Pablo dice, «… sería según la actividad propia de cada miembro…”, de manera que se edificara en amor. La tarea de un pastor es la de equipar a equipar a los santos; la de edificarlos con el propósito que ellos hagan la obra del ministerio.

Acerca Julio Ruiz

Pastor en Virginia en los Estados Unidos, con 42 años de experiencia de los cuales 22 los dedicó en Venezuela, su país de origen. Otros 9 años los dedicó a pastorear en Vancouver, Canadá y los últimos 9 años en Columbia Baptist Church en su ministerio hispano, donde estuvo hasta agosto del (2015). A partir de octubre del mismo año (2015) comenzó una nueva obra que llegó a constituirse en iglesia el 22 de mayo de 2016 bajo el nombre de Iglesia Bautista Ambiente de Gracia en la ciudad de Burke, Virginia. El pastor Julio es Licenciado en Teología y ha estudiado algunas cursos para su maestría en Canadá. Además de haber sido presidente de la convención bautista venezolana en tres ocasiones, también fue profesor del seminario teológico bautista. El pastor Julio por espacio de unos 18 años publica sus sermones y artículos por estos medios. Es casado con Carmen Almera Ruiz y tiene tres hijas y una nieta: Laura, Oly, Sara e Isabella. Si usted quiere comunicarse con el pastor Julio, llámelo al (571) 251-6590.

También Revise

Sermones Cristianos - El atractivo de los idolos

No tendrás dioses ajenos delante de mí

Predicas Cristianas, lo que necesitamos desesperadamente es regresar a los mandamientos de Dios. La Biblia dice que las palabras de Dios son vida. Hoy vamos a...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *