No manches tus vestiduras

Predicas Cristianas

Predicas Cristianas Texto Bíblico: «Pero tienes unas pocas personas en Sardis que no han manchado sus vestiduras; y andarán conmigo en vestiduras blancas, porque son dignos. El que venciere será vestido de vestiduras blancas; y no borrare su nombre delante de mi Padre y delante de sus ángeles.» Apocalipsis 3:4-5

Prédica de Hoy:  No manches tus vestiduras

Introducción

Sardis está ubicada a 50 km de Tiatira y Filadelfia al sur de Pergamo. Esta iglesia fue una iglesia bien conocida por todos, pero en su inmensa mayoría se encontraba muerta e impura aquí radicaba el principal problema es descrita como una iglesia que decía tener nombre de que estaba viva cuando realmente estaba muerta.

Sardis era la iglesia que estaba muerta espiritualmente, dependía de una reputación pasada. Sardis había sido una iglesia viva y saludable, pero ya había muerto. Las personas seguían adorando, pero con palabras vacías que no salían del corazón.

Los maestros ya no lloraban por los perdidos. Los creyentes ya no daban ofrendas de sacrificio. Oraban, pero no el tiempo suficiente para tocar el trono de Dios. La emoción, el deseo, el celo y el entusiasmo estaban en el cementerio.

Sardis es el claro ejemplo que los creyentes pueden morir espiritualmente habían perdido el interés y la energía, porque faltaba la pasión, la devoción y búsqueda del Espíritu.

El Señor Jesús había dado a los creyentes de Sardis vestiduras espirituales limpias, pero no las habían mantenido así. La mayoría de los miembros de la iglesia de Sardis usaba ropa sucia.

El pecado y la iglesia en Sardis

El pecado mató la vida espiritual de los creyentes de Sardis. Manchó sus vestiduras y les quitó todo deseo de cumplir las buenas obras. El pecado apagó el fuego del Espíritu y los dejó con sólo una experiencia pasada con Dios y con una reputación de estar espiritualmente vivos.

Cierta vez un predicador dijo: “El pecado lo llevará más lejos de lo que usted quiere ir, le tomará más tiempo del que quiere gastar y le costará más de lo que quiere pagar” .

El Señor en esta porción de las escrituras hace un gran énfasis en la condición de una iglesia descrita en apocalipsis.

En esta noche te quiero hablar de esta iglesia presente en este libro el cual no es del agrado de muchos creyentes, quizás porque habla sobre juicio de Dios pero más que esto es una advertencia a toda la iglesia.

Dios en su inmensa misericordia te ofrece vestiduras relucientes de lino fino Blanco, y te preguntaras que con esto el Lino es un tejido cuya característica es que se arruga con mucha facilidad y al ser de color blanco puede mancharse muy fácil.

Esto trae consigo que para que este tipo de vestiduras se mantenga en perfectas condiciones se requiere de cuidados extremos, quizás aún no entiendas pero el Señor en su palabra dice que el viene a buscar una iglesia sin arrugas y sin manchas , una iglesia pura que no ha manchado sus vestiduras esa iglesia somos tu y yo, pero es necesario hacernos una pregunta ¿Cómo están mis vestiduras?, permanecen blancas y sin arrugas o ya han comenzado a ensuciarse con lo que nos ofrece a diario este mundo.

En el reino de los cielos existe una sola moda y es de lino fino blanco

Cuando conocemos al Señor y le aceptamos como nuestro único salvador somos sellados con su santo Espíritu y vestidos con sus vestiduras blancas en esta porción de las escrituras se hace referencia a que en Sardis aún había algunos que no habían manchado sus vestiduras esto da clara evidencia que somos vestidos con estas vestiduras de santidad al aceptarle pero es nuestra única responsabilidad mantenerlas como es digno de un hijo de Dios.

Por otra parte el Señor nos da una enseñanza de como él quiere que llevemos esta vestidura. Primeramente estas vestiduras no podemos quitárnoslas para hacer un determinado trabajo o asistir a un determinado lugar y luego volver a retomarlas estas vestiduras blancas son espirituales.

Todo esto indica que existen lugares que después de ser revestidos por el Señor son incompatibles con nuestra nueva vestidura, y no digo que no puedas ir rotundamente el propio apóstol Pablo decía:

«Todo me es lícito, pero no todo conviene; todo me es lícito, pero no todo edifica.» 1 Corintios10:23

De igual forma esto implica que con estas vestiduras nos limiten a que las cosas que antes hacíamos no las podamos realizar con este tipo de ropa. Cuando estamos vestidos de blanco a nadie se le ocurriría comenzar a realizar un trabajo de mecánica pues al momento se arruinaría todo su traje de igual forma así vestidos no se puede mentir, ni ser partícipes o coparticipes de chistes búrlatelos o groseros, evitar los lugares donde no se exalte el nombre de Cristo.

Acerca Osmany Ramón Morales Aguila

También Revise

Predicas Cristianas.. ¡Levántate! Tu destino no es el suelo

¡Levántate! Tu destino no es el suelo

Predicas Cristianas.. En estos tiempos puedes caer pero no te debes quedar en el suelo, levántate y continúa largo camino te resta. Cuando estábamos en el mundo

4 Comentarios

  1. Gonzalo Orozco

    Dios te bendiga Osmany, Gracias por tomarte el tiempo para redactar esta predica, me hace reflexionar de como estoy llevando mi vida espiritual.

  2. Muy hermosa reflexión, creo que todo anhelamos las vestiduras blancas.
    Para un día no muy lejano Dios nos levante…

  3. Muy buena reflexión nos lleva a pensar cómo debemos conducirnos en nuestro día a día con el Señor

  4. Precioso muy buenos bendiciones.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *