El violin

Ilustraciones para Sermones – Mensajes Cristianos

Estaba golpeado y marcado y el rematador en una subasta pensó que por su escaso valor, no tenía sentido perder demasiado tiempo con el viejo violín, pero lo levantó con una sonrisa y gritó:

-¿Cuánto dan señores? ¿Quién empezará a apostar por mí?

-Un dólar, un dólar- alguien replicó, después dos dólares. -¿Sólo dos?

-Dos dólares y ¿quién da tres?, tres dólares, a la una; tres dólares a las dos; y van tres…

Pero NO, desde el fondo de la sala un hombre canoso se adelantó y recogió el arco; luego, después de quitar el polvo del violín y estirado las cuerdas flojas, las afinó y tocó una melodía pura y dulce como un coro de ángeles.

Cesó la música y el rematador, con una voz silenciosa y baja dijo: -¿Cuánto me dan por el viejo violín? y lo levantó en alto con el arco.

-Mil dólares y… ¿quién da dos?

-¡Dos mil!, ¿Y quién da tres?

Tres mil a la una, tres mil a las dos; y se va y se fue.

La gente aplaudía, pero algunos decían: “No entendemos bien, ¿qué cambió su valor?”.

La respuesta no se hizo esperar: “¡La Mano del Maestro!”

Como ese viejo violín, está la familia y necesita la mano del maestro, sólo Dios puede ordenar tu vida y tu familia y hacer placentera tu estadía en ella.

Dios es el autor de la familia y sólo Él puede hacer que sea una familia en bendición.

“…Somos hechura suya creados en Cristo Jesús para buenas obras las cuales Dios preparó de antemano para que anduviésemos en ellas…” Efesios 2:10 

Acerca Juan G. Rubio

Revise también

Ilustraciones para Sermones.. Como el aire que respiras

Como el aire que respiras

Ilustraciones para Sermones... Si lo deseas así, lo encontrarás. Pero si no sientes una necesidad apremiante de él, de nada te servirán los razonamientos y los libros. No encontrarás a Dios, a menos que lo desees con tanta vehemencia como el aire que respiras...

2 comentarios

  1. k hermosa ilustración me recuerda mi vid pasada cuando no conocia a cristo, estaba llena de maldad y pecado ademas de amargura y dolor muchas veces pense que no valia nada inspirado en una cerveza o en una copa de licor ecuchando la cancion de jose alfredo jimenes que dice “la vida no vale nada” pero llego jesucristo a mi vida y todo cambio ahora se que valgo su preciosa sangre derramada en la cruz que es mucho mas que todo el oro del mundo y soy muy feliz porque el me ama

  2. El que esta en CRISTO nueva criatura es, las cosas viejas pasaron, he aqui todas son hechas nuevas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *