Inicio / Bosquejos Biblicos / La preciosa luz de navidad

La preciosa luz de navidad

Bosquejos Biblicos

TEXTO: ISAÍAS 8:19-22

Estamos en una época muy linda, una época tan esperada, estamos en tiempos de navidad, estamos en tiempos de celebrar con gozo y con alegría el nacimiento de nuestro Rey, de alegrarnos por la venida del Mesías prometido.

En este tiempo es lindo ver las calles y las plazas llenos de luces y adornos navideños, observar en las casas y en los centros comerciales las luces de la navidad, como muchos dicen se respira alegría en el ambiente.

Anuncios


Pero lastimosamente esto no es verdaderamente así en la vida de muchas personas, pues aunque es una época de luces brillantes, y adornos muy lindos, el corazón de millones de personas está lleno de oscuridad, las tinieblas están en su corazón, en su corazón hay tristeza, en su corazón hay amargura, hay dolor, hay depresión, y aunque las luces externamente estén brillando en el interior solo hay oscuridad.

Así exactamente era la condición espiritual del pueblo de Dios, del reino de Judá, estaban amenazados de invasión por el imperio asirio, tenían un rey que no quería oír ni obedecer la voz de Dios, eran tiempos de oscuridad y tinieblas como lo vemos en los versículos que hemos leído para comenzar esta mañana.

Veamos cómo estaba la condición espiritual, como estaba su interior, y podemos compararla perfectamente a la vida de muchas personas en la actualidad.

EL PUEBLO NO ESTABA CONSULTANDO A DIOS: El pueblo estaba consultando adivinos, el pueblo estaba buscando encantadores y había dejado de buscar la palabra de Dios.

Hoy en día igualmente las personas están llenas de tristeza en su corazón pero no quieren buscar a Dios, no quieren su palabra, no quieren su consejo, las personas llaman a las radios pidiendo consejos a personas que muchas veces están mas perdidas que ellos mismos, las personas consultan el horóscopo, las personas visitan centros espiritistas, las personas buscan respuestas para su vida a quien no las tiene, pues quien tiene todas las respuestas de nuestra vida es nuestro Dios.

Anuncios


EL PUEBLO ESTABA FATIGANDO Y HAMBRIENTO: Cada año por esta época podemos ver a millones de personas fatigadas y hambrientas, queriendo encontrar descanso y paz para su vida en paseos, en diversión, en viajes, pero no han reconocido que el único que puede dar verdadero descanso para la vida del ser humano es Cristo Jesús.

Podemos ver cómo millones de personas en esta época andan hambrientas, pero no del pan material, pues lo que tienen vacío no es el estómago sino su corazón, y desesperadamente andan en los centros comerciales y en los almacenes tratando equívocamente de llenar el vacío de su vida comprando, estrenando, pensando que con cosas materiales van a llenar el vacío de su vida y luego se dan cuenta que ni el más caro de los regalos puede dar gozo y paz a sus vidas.

EL PUEBLO ESTABA SUMIDO EN TINIEBLAS: El pueblo había perdido la esperanza, el corazón del pueblo estaba triste y afligido, angustiado.

Podemos ver muy bien que la vida de miles o millones de personas está en la misma condición, sumidos en tinieblas, presos de vicios, llenos de amargura en su corazón y de rencor, llenos de soledad.

Anuncios


Pero esta mañana Cristo quiere decirnos a cada uno de nosotros que hay esperanza para nuestra vida, que no importa que tan llena de tinieblas este nuestra vida el quiere ser nuestra luz.

Esta mañana no vamos a reflexionar sobre las luces de la navidad, esas luces que solo pueden iluminar una casa pero no el corazón de los que ahí habitan, esta mañana vamos a reflexionar sobre la preciosa luz de la navidad, la luz verdadera, y esa luz es Cristo Jesús (Isaías 9:1-4)

LA PRECIOSA LUZ DE LA NAVIDAD TE SACARA DE TUS TINIEBLAS (Verss. 1-2)

El capítulo 8 de Isaías termina diciéndonos que el pueblo estaba sumido en la oscuridad, pero que preciosa la forma como inicia el capítulo 9: No siempre habrá oscuridad para el que está ahora en angustia, gloria a Dios, eso significa que hay esperanza para el pecador, que hay esperanza para para nuestra vida de parte de Dios.

No siempre habrá oscuridad si permites que la preciosa luz del nacimiento de cristo venga a tu vida, la luz que da paz, la luz que da gozo, la luz que da vida, la luz que vence toda tiniebla en nuestro corazón (Juan 1:1-5)

LA PRECIOSA LUZ DE LA NAVIDAD TRAERÁ VERDADERA ALEGRÍA A TU VIDA (ISAÍAS 9:3)

EL versículo nos dice que se alegraran cuando venga esa luz de Dios como cuando es la época de la siega, es decir de la cosecha, y como cuando se reparten despojos es decir después de una victoria en la batalla.

Cuando la luz de la navidad que es Cristo venga a tu vida experimentaras la alegría de los frutos de Dios en tu vida, su paz, su gozo, su amor, su presencia.

Cuando la luz de la navidad que es Cristo venga a tu vida experimentaras su victoria en tu vida, podrás vencer tu tristeza, podrás vencer tu depresión, podrás vencer tu amargura, con la victoria de Cristo Jesús en ti.

Anuncios


LA PRECIOSA LUZ DE LA NAVIDAD TRAERÁ VERDADERA LIBERTAD PARA TU VIDA (ISAÍAS 9:4)

La verdadera luz de la navidad que es Cristo quebrara el yugo que el enemigo ha puesto sobre tu vida, ese yugo de culpabilidad, ese yugo de vicios, ese yugo de temor, y te dará verdadera libertad.

Permite que la luz de Cristo ilumine tu vida, acéptalo hoy en tu corazón, y si eres ya cristiano pero te has alejado de la luz del Señor vuelve hoy, no sigas en tinieblas, la preciosa luz de la navidad quiere iluminar nuestra vida.

© Oscar Flores. Todos los derechos reservados.

Central de Sermones.. Bosquejos para Predicar

Acerca Oscar Alberto Flores

Pastor de Tabernáculo Bíblico Bautista Amigos de Israel de Santo Tomas desde el año 2009, graduado en el Seminario Teológico Bautista de El Salvador, y ordenado al pastorado.

Revise también

Predicas Cristianas - Nadando en el rio de Dios

La dignidad del sufrir

Bosquejos Biblicos - Hay una bendición cuando entendemos el porqué de nuestras luchas y pruebas. El gozo que debe producir en nosotros no se puede comparar con el dolor y la experiencia de perdidas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *