Dios es bueno

Bosquejos Bíblicos

Prédica de Hoy: Dios es bueno

Bosquejos para Predicar Texto Bíblico: “Jesús le dijo: ¿Por qué me llamas bueno? Ninguno hay bueno, sino sólo Dios.”  Lucas 18:19

Dios es bueno – Introducción

Para muchas personas en difícil entender cuán bueno es Dios. Muchos buscan ver el lado malo todo el tiempo, y les cuesta entender el plan de Dios para nosotros. Juzgan pero no conocen, critican pero no lo ven actuar.

Se molestan cuando hablan de lo bueno que es, y no quieren experimentar su gran amor. Muchos de ellos están cegados por su terquedad y por su obstinación, y no dejan que Dios se les acerque, porque ellos mismos deciden alejarse de él.

Pero siendo como somos (nada perfectos), Dios nos sigue amando tal y como somos. Él espera que entremos en razón y conozcamos el verdadero amor. Que nos demos cuenta lo grandioso que puede ser tener una relación con Jesús y tener un amigo sin igual. Y un Padre que está dispuesto a darnos todo y hacer todo por nosotros, porque así es como funciona su amor.

Hay una frase que dice: “Dios es bueno todo el tiempo, y todo el tiempo Dios es bueno”. Completamente cierta; Él es bueno.

I. Dios es bueno y nunca falla

Como seres humanos somos imperfectos, fallamos, nos equivocamos. Tomamos decisiones incorrectas, erramos día tras día como cualquiera. Aun los cristianos, que no somos perfectos, también nos equivocamos y hacemos cosas que no deberíamos. Pero como siempre, Dios nos está amando y perdonando y decide permanecer junto a nosotros, incluso en nuestra debilidad.

Nosotros podemos fallar todas las veces, podemos equivocarnos incontables veces, pero Dios no. Él es tan bueno y perfecto que nunca se equivoca aunque pensemos que sí.

Muchas veces para nosotros es difícil entender cuál es el plan de Dios o cuál es su voluntad. Pero solo debemos tener una cosa, fe, no necesitamos nada más. Porque debemos confiar en que Dios todo lo puede, en que siempre nos da lo mejor y su plan es perfecto igual que él.

Al contrario de nosotros, Dios nunca se equivoca. Él nunca nos falla, no importa cuán infieles hayamos sido. Tenemos dos casos, a Judas y a Pedro.

Judas traicionó a Jesús, pero si este hombre no se hubiera suicidado, seguramente Jesús lo habría perdonado y habría encontrado su redención. Pero él decidió tomar otro camino.

También tenemos a Pedro que también le falló a Jesús. Pero en este caso, Pedro se arrepintió de su pecado y tomó la oportunidad de Jesús para redimirlo.

“Él permanece fiel, aunque nosotros no seamos fieles”.  2 Timoteo 2:13

II. Dios es bueno – Es bondadoso

Dios es bueno, así de simple, no necesitamos entender más allá. Solo debemos disfrutar de su bondad hacia nosotros. No debemos acostumbrarnos nunca a lo maravilloso que es él ni a las maravillas que él puede hacer con nosotros. Así ha sido Dios, así es, y así será por siempre, porque su bondad jamás se acaba.

Él muestra su bondad a los que le temen, a los que le aman, a los que le buscan, a los que le adoran, a los que guardan sus mandamientos y le obedecen en todo. A ellos Dios les hará ver y vivir cosas increíbles.

Él siempre nos estará bendiciendo en todo, nos ayudará en lo que necesitemos y nos levantará grandemente. Pero nosotros debemos merecerlos, ya que esto no es para cualquiera. Esto es para los hijos de Dios que esperan confiadamente.

Cada día que nos levantemos debemos recordar todo lo que Dios ha hecho por nosotros y que no ha parado, que seguirá bendiciéndonos y no se cansará de darnos cosas buenas, porque todo lo que proviene de Dios es bueno. Así que no debemos olvidar cuán maravilloso es Dios con sus hijos y más con los que han tocado su corazón.

III. Dios es bueno y Su amor es inagotable

Jamás me canso de hablar del amor de Dios. A veces es imposible parar de hablar de lo increíble que es su amor por nosotros. Personalmente lo he experimentado desde siempre, aun antes de conocerlo, Él ya estaba trabajando en mi sin darme cuenta.

Él ya me había llamado y me había amado desde antes que yo lo supiera. Y así pasa con todos, que aunque no lo sintamos o no lo veamos, Dios ya nos ha mirado y nos ha amado.

No importa que tanto pensemos que lo merezcamos o no, es Dios quien toma la decisión de amarnos siempre. Podemos ser rebeldes, groseros, egocéntricos y tercos, pero Dios nos ama así y desea que vivamos conforme a su voluntad.

Por eso cuando le entregamos nuestra vida, todo en nosotros es diferente, porque él saca lo mejor de nosotros y nos deja ver su amor y su misericordia día tras día sin merecer nada a cambio.

Acerca Central de Sermones

Central de Sermones; colección de predicas cristianas, mensajes cristianos, estudios biblicos, y bosquejos biblicos.

También Revise

Consejos para el bien

Consejos para el bien

Bosquejos Bíblicos. La biblia está llena de consejos para nuestra vida. cuando los seguimos somos guiados por el camino del bien, el camino que agrada a Dios..

Deja una respuesta

You have to agree to the comment policy.