Inicio / Predicas Cristianas / Cuatro ingredientes para ser un hombre de éxito

Cuatro ingredientes para ser un hombre de éxito

Predicas Cristianas – Predicaciones Cristianas

Romanos 4:16-25

Introducción

Indudablemente cuando hablamos de hombres de fe, de hombres de éxito, no podemos dejar de hablar de un hombre que realmente nos inspira a seguir sin desmayar, arraigados a los principios contenidos en la palabra poderosa de Dios; y ese hombre es Abraham.

Como ya ustedes saben Abraham un hombre que creyó a Dios, conforme dice la escritura “un Dios que llama las cosas que no son como si fuesen”.

Un hombre que lo dejó todo atrás para ir en busca de lo que Dios le había prometido, y dice Romanos 4:19 “y no se debilitó en su fe al considerar su cuerpo que estaba ya como muerto (100 años), o la esterilidad de Sara, sabes esto no lo detuvo, no produjo en el que decayera su fe en la promesa.

Amado de pronto tu te has debilitado por el fragor de la batalla y tu armadura esta desgastada, y te sientes fracasado porque aun no has visto el cumplimiento de las promesas, pero yo hoy vengo de parte de Dios para declararte que el Dios de Abraham es el mismo al cual tu sigues y sirves, el Dios en el cual has creído no te ha abandonado, el esta esta ahí fortaleciéndote, animándote para que puedas continuar hacia delante.

Abraham creyó esperanza contra esperanza, dicen por ahí “la esperanza es lo último que se pierde”, sabes Abraham no se dejo turbar por las circunstancias que lo rodeaban y aunque él veía que el tiempo pasaba y su cuerpo envejecía nunca se apartó de Dios, como hoy día algunos tienen ya por costumbre alejarse cuando las cosas no le salen como ellos quieren, como Dios no me ha dado lo que quiero pues simplemente me marcho de la iglesia, no busco más a Dios, como si la iglesia o Dios fuesen los culpables de tu falta de fe; pues no, déjame decirte que todo Dios lo tiene fríamente calculado y diría el chapulín colorado, lo sospeche desde un principio, pero hay gente que ni por la ley de la sospecha.

Amado Dios sabe hacer las cosas muy bien, perfectas; escúchame tú no puedes decaer al primer tropiezo que te encuentras en el camino, hay gente que aprende por revelación de Dios pero otros por trituración.

Hoy yo te digo: Jehová Dios esta contigo, como poderoso gigante, disponiéndolo todo a tu favor. Levántate y sigue caminando hacia lo que Dios tiene preparado para ti y de seguro lo alcanzaras porque fiel es Dios quien lo ha prometido dice su palabra.

Debes entender algo –Daniel estuvo en el foso de los leones, sus amigos estuvieron en el horno de fuego, Dios no los libro de ir, lo que Dios hizo fue guardarlos mientras vivían estas experiencias trágicas en sus vidas y el hecho de que Dios no los librara de ir no los debilito en su fe, por el contrario los hallamos declarando: Dioses poderoso para librarnos de tu mano oh rey, pero si no lo hace igual el seguirá siendo nuestro Dios, amado mío eso es fe, es convicción, es esperanza, es amor a Dios y dice su palabra: “y ahora permanecen la fe, la esperanza y el amor, pero el mayor de ellos es el amor.

Esto quiere decir que en algunos momentos de tu nuestra vida el va a permitir que tu pases circunstancias difíciles, adversas, imposibles al ojo humano de resolver, para probarte, fortalecerte pero también para que entiendas que el es Dios, pero sabrás que en medio de ellas te guardara el señor; Isaías 43:2 dice “cuando pases por las aguas yo estaré contigo; y si por los ríos, no te anegaran. cuando pases por el fuego, no te quemaras, ni la llama arderá en ti.

Miremos entonces 4 ingrediente contemplados en la vida de Abraham y que si los desarrollamos en nosotros de seguro nos ayudaran a fortalecernos en Dios y ser esos hombres y mujeres de éxito en la vida en todo cuanto emprendamos.

1. Ingrediente: la fe

Romanos 4:20-22 “tampoco dudó, por incredulidad, de la promesa de Dios, sino que se fortaleció en fe, dando gloria a Dios, 21 plenamente convencido de que era también poderoso para hacer todo lo que había prometido; 22 por lo cual también su fe le fue contada por justicia.”

En sentido espiritual, la fe es la confianza en que Dios es quien el dice ser, y va a hacer lo que ha prometido. La fe no es un poder, ni una fuerza, no es tampoco un vehículo por medio del cual podamos obligar a Dios a hacer lo contrario a su voluntad; solo es una expresión de confianza en la persona y el carácter de Dios, es la respuesta adecuada a la promesa o revelación de Dios.

Actuar en fe equivale a la máxima expresión de entrega, admiración y adoración. cuando tu actúas en fe, demuestras que crees que Dios es quien el dice ser, que va a hacer lo que ha prometido. No hay nada que le de mas honra a nuestro padre celestial, que tomar decisiones vitales a partir de lo que el ha afirmado acerca de si mismo. esto es especialmente cuando las circunstancias parecen dictar una respuesta distinta.

Lo difícil para nosotros es que, mientras mas contrarias sean las circunstancias, mas honra recibe Dios, es decir, que mientras mas improbable parece el cumplimiento de nuestra visión, mas fe se necesita.

2. Ingrediente: la esperanza

Debes tener la esperanza de que el pronto hará algo, pero definamos que es esperanza, según el diccionario Larousse es confianza en lograr una cosa o en que ocurra algo deseado, una de las tres virtudes teologales.

Todos experimentamos la esperanza, por ejemplo de que prosperemos, que nuestros sueños mas felices se conviertan en realidad, todo esto esta basado dentro de un marco que es la vida que vivimos.  Abraham entendió que su esperanza debería estar puesta en Dios y no en sus fuerzas, Zacarías declara, no es con fuerza es con su espíritu. Abraham creyó esperanza contra esperanza.

La esperanza en Dios produce:

2.1. Confianza y certeza en la vida

En el libro de Job 11:17-19 leemos; “la vida te será mas clara que el mediodía; aunque oscureciese, será como la mañana. tendrás confianza, porque hay esperanza; miraras alrededor y dormirás seguro, te acostaras, y no habrá quien te espante; y muchos suplicaran tu favor”.

Amados esto es precioso, ya no tendrás que tomar pastillas para dormir porque los problemas te agobian y no te dejan dormir, porque tu vida será mas clara como el mediodía, aunque todo oscurezca, oh será como la mañana, amado grita, canta, da voces de júbilo porque aquel que dijo esto también dijo “yo se que mi redentor vive y aún del polvo me levantará”, tus días son claros, no habrá tinieblas porque la luz de Cristo disipará las tinieblas y verás un nuevo amanecer porque hay esperanza.

2.2. Nos mantiene sin avergonzarnos de nada, aun en las tribulaciones. 

Romanos 5:3-5 “y no solo esto, sino que también nos gloriamos en las tribulaciones, sabiendo que la tribulación produce paciencia; y la paciencia, prueba; y la prueba, esperanza; y la esperanza no avergüenza; porque el amor de Dios ha sido derramado por el Espíritu Santo que nos ha dado”

Acerca Emerson Millan

Revise también

Desanimado, Sin Fuerzas y sin Deseos de Seguir Adelante

La infertilidad

Predicas Cristianas - La Biblia no esquiva el tema de la infertilidad. De hecho, las Escrituras dan más espacio a las luchas de Abraham y Sara por no tener hijos que a la creación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *