La imprudencia

Devocionales Cristianos – Mensajes Cristianos

Confía en el Señor con todo tu corazón; no dependas de tu propio entendimiento. Busca su voluntad en todo lo que hagas, y él te mostrará cuál camino tomar. No te dejes impresionar por tu propia sabiduría. En cambio, teme al SEÑOR y aléjate del mal”. Proverbios 3:5-7 (BIBLIA NTV)

La imprudencia es un hecho contundente en la humanidad. Los hombres y las mujeres en nuestra soberbia tomamos decisiones con ligereza, sin tomar en cuenta el mal que acarreará en nuestras vidas, cuando estamos en nuestro momento nada nos importa, no hay advertencia o precepto establecido que obstaculice nuestros caminos, la cruda verdad es que somos tercos y testarudos, somos imprudentes cuando no buscamos la sabiduría divina, pero lamentablemente muchas veces sabemos lo que tenemos que hacer y sencillamente no lo hacemos , estamos tan centrados en lo que nosotros creemos o pensamos que pasamos por alto lo que Dios ha establecido en su palabra, ignoramos los consejos de nuestros padres terrenales o autoridades (que a la final es nuestro padre celestial hablando a nuestras vidas a través de ellos)…

Ejemplo popular:

En una ciudad muy lejana había un campo que era muy distinguido por su tranquilidad y seguridad, un día los habitantes del mismo fueron sorprendidos cuando recibieron un aviso de las autoridades, informando que a las 5:00pm estarían haciendo como un toque de queda en la última calle del mismo, pues ellos explicaban que se habían escapado unos delincuentes de la cárcel y al interferir las datas de unos celulares que ellos habían robado, lograron descubrir un plan que ellos tenían, iban a robar en una casa de ese campo justo a esa hora, en esa calle, por lo cual los policías agregaron: a todos los jóvenes, por favor a esa hora eviten pasar por esa calle, estaremos escondidos, tenemos orden de liquidación, como esos señores son expertos cambiando de apariencia a todo aquel que pase por allí a esa hora le mataremos, madres y padres tomen las medidas correspondientes.

La comunidad del campo hizo una reunión donde exhortaban a sus hijos a quedarse en sus casas ese día para evitar desgracias, más un grupo de jóvenes se mostraba confiado, y contradecían a sus padres diciendo a los demás que nada ocurriría, que ellos les iban a demostrar que los policías estaban mintiendo, que seguramente quienes iban a robar eran ellos y por eso no querían que nadie estuviera allí para no tener testigos. Las mamas ofendidas daban voces diciendo: hijos, independientemente de lo que vaya a suceder lo único que sabemos es que ya tenemos una advertencia, no pasen por allá, si ellos van a infringir la ley no nos compete a nosotros entrometernos, vamos a obedecer las advertencias y no salgamos.

Llegada la hora establecida el grupo de jóvenes rebeldes se echaban suertes para ir a la calle, pero uno de ellos se apartó y corrió a su casa, no pasaron ni diez minutos de haber llegado el joven a su casa cuando se oyó una balacera, gritos de dolor, y muchas mujeres llorando. Finalizado esto, todas las personas se acercaron y vieron a dos hombres que yacían muertos en el pavimento, el joven que escapó pensó que eran dos de sus compañeros, con temor se acercó y notó que no eran los cadáveres de ellos, en ese momento los policías traen a el grupo de jóvenes rebeldes esposados, y golpeados, al entregarlos a sus padres les dijeron: sólo por esta vez respetamos sus vidas y porque pensamos en sus familias, pero la próxima vez que desobedezcan pagaran justos por pecadores, igual se llevaron su merecido para que les sirva de experiencia…

Vaya lección recibieron estos jóvenes por desobedientes, eso me hace alusión a un proverbio que se parece mucho al ejemplo que leímos:

“Hay camino que parece derecho al hombre, Pero su fin es camino de muerte”. Proverbios 16:25

La cruda realidad es que cuando estamos sin Cristo somos unos imprudentes que cimentamos nuestras vidas en lo que creemos que es correcto, vivir de una falsa perspectiva de la vida es un error que ha embargado a muchas personas por lo que andan sin temor y no valoran el regalo inmerecido que Dios les dio que es la vida, poniendo como lema base: “cuando toca, toca”, en lugar de decir: “lo que se puede evitar se evita”. Si se enfocasen en conocer la voluntad de Dios en sus vidas, creo que no habría lugar para frases vacías cuando hay un reconocimiento de la sabiduría divina, colmados de insensatez he visto a hombres y mujeres recibir el pago de su imprudencia, y en lugar de aprender sólo le atribuyen la culpa de sus males a Dios.

Proverbios 19:3 Reina-Valera 1960

“La insensatez del hombre tuerce su camino, Y luego contra Jehová se irrita su corazón”.

Por lo tanto asumamos con toda responsabilidad los errores cometidos, tomando en cuenta que la mayoría de las veces las imprudencias que se cometen perjudican a quienes le rodean.

Le invito a cambiar el curso de su vida apoyándose en la sabiduría de Dios y no en lo que usted cree que es correcto, si usted obedece a Dios su prudencia le guiará a senderos de paz, y asimismo su distinción podrá cambiar el rumbo de aquellos que se encuentran perdidos.

Lo único que tiene que hacer es reconocer a Dios en su vida, buscar la verdad (la palabra de Dios) y vivir en pos de ella.

“El temor del SEÑOR es la base de la verdadera sabiduría; todos los que obedecen sus mandamientos crecerán en sabiduría”.

¡Alábenlo para siempre! Salmos 111:10 Nueva Traducción Viviente (NTV)

Acerca Central de Sermones

Central de Sermones; colección de predicas cristianas, mensajes cristianos, estudios biblicos, y bosquejos biblicos.

También Revise

Reflexiones Cristianas.. ¿Quieres prolongar tu vida

¿Quieres prolongar tu vida

Reflexiones Cristianas, lo espiritual puede llevar a la enfermedad física. Por eso Jesús sana primero lo espiritual, en caso de ser endemoniado debe limpiar..

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *